ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

LA IMPORTANCIA DE LA LECTURA Y ESCRITURA A TRAVÉS DE LOS MEDIO DE COMUNICACIÓN


Enviado por   •  9 de Febrero de 2012  •  1.447 Palabras (6 Páginas)  •  8.579 Visitas

Página 1 de 6

Introducción

Resulta imprescindible, al tratar de explicar la importancia de la lectura y la escritura, recordar los procesos mentales a los que están indisolublemente ligadas: pensamiento, memoria y creatividad. Se han estudiado ampliamente la influencia de los aspectos gráficos de los textos y los aspectos discursivos implicados en los actos de la lectura en diferentes contextos, tanto urbanos como rurales.

La lectura y la escritura son procesos de diversa índole, uno es receptivo y otro es productivo. El lenguaje escrito tiene que ver con lo que seamos capaces de recordar, y la lectura no es únicamente la decodificación del texto. El significado, como parte de la estructura profunda del lenguaje, debe ser proporcionado por los lectores en su interacción con el texto escrito.

A lo largo de los últimos años se han publicado multitud de artículos a favor y en contra del impacto de las nuevas tecnologías en el fomento de la lectura y la escritura. Por un lado, hay expertos que aseguran que estas tecnologías alejan a los jóvenes de los libros, que empobrecen el lenguaje al utilizar en estos soportes frases muy cortas para comunicarse, que reducen el vocabulario debido a los mensajes cortos, etc. Por otro lado, encontramos otras voces que nos señalan que las nuevas tecnologías aportan una hiperestimulación y una concentración en los jóvenes que pueden ser muy beneficiosas si se aplican correctamente a procesos de aprendizaje. Estos expertos también indican que nuestros jóvenes escriben y leen más que nunca en blogs, wikis y redes sociales, y que son capaces de llevar a cabo varias tareas, a través de múltiples medios digitales, de forma simultánea.

En el presente trabajo hablaremos precisamente de la importancia que tiene la lectura y la escritura a través los medios de comunicación en nosotros los jóvenes hoy en día. Si los hábitos de lectura y escritura están experimentando una transformación histórica debido a la irrupción de las nuevas tecnologías sociales, entonces también deberíamos reflexionar sobre cómo cambiar el método de aprender a leer.

Los jóvenes, la lectura y la escritura a través de los medios de comunicación

En la actualidad es común escuchar que los jóvenes no leen, no escriben, no estudian y al llegar a la Universidad no pueden resolver los exámenes en los cursos de ingreso de las mismas. Estas frases se han vuelto habituales y tanto se han repetido, y se repiten, que no se discuten; hasta ellos -los adolescentes- las aceptan como verdaderas.

En la construcción de este imaginario, los medios de comunicación, ocupan un lugar especial, como hacedores de una verdad que, en ocasiones, no se condice con la realidad. En este caso, juzgan el accionar de los adolescentes en sus prácticas y los sentencian como culpables en sus titulares de tapa. Opinan las voces ‘autorizadas’: maestros, gobernantes y padres. Nunca, los protagonistas.

Si la adolescencia es el período en el cual hombres y mujeres intentan construirse a partir de su relación con el otro y afirmar su identidad en el mundo, entonces, ¿por qué no comprenderlos desde su propia existencia, desde sus propios hábitos y consumos?

Es innegable que el contacto con la lectura y la escritura ya no transitan los lugares tradicionales. Son los medios digitales, los dispositivos a través de los cuales los jóvenes se vinculan con las letras. Y cada día cobran mayor importancia.

La mayoría de las explicaciones tienden a simplificar el problema, cargando las culpas sobre los chicos por no esforzarse lo suficiente; sobre la televisión, las computadoras y los mensajes de texto por distraerlos de lecturas más valiosas; y sobre una mala secundaria, por prepararlos tan mal para llegar a enfrentar la realidad universitaria.

La pregunta obligatoria para darle la voz a los protagonistas es: ¿qué es leer o qué es escribir para un adolescente hoy?

Ante este interrogante, algunos estudiantes de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social (UNLP) consultados, respondieron:

“Mientras que actualmente, la crisis educativa que acompaña hace tiempo al país,

parece irradicable y la lectura parece ser un hábito perdido en el tiempo, suelen encontrarse, no tan esporádicamente, jóvenes amantes de la literatura que no reivindican los datos oficiales.

Y esto no es un consuelo para los adultos frustrados que afirman imponentes que la juventud está perdida. Incontables son las personas que se consideran amantes de la lectura. Omitiendo barreras de sexo y edad, esta costumbre sale a la luz muy de vez en cuando pero no porque esté desapareciendo. Muchas cuestiones pueden explicar este

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (9.2 Kb)  
Leer 5 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com