ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Papelucho Historiador


Enviado por   •  27 de Agosto de 2011  •  361 Palabras (2 Páginas)  •  2.100 Visitas

Página 1 de 2

...

ido grandes batallas, barcos piratas, tesoros y cofres. Yo quería poder sacarlos pero dijo que no era fácil. Nos dijo que tenemos una cadena de cordillera y son de roca, pero minerales. Dentro hay minas preciosas, parecen queques con sorpresas. Las minas son de oro, plata, cobre, carbón y de fierro.

Creo que me gusta haber nacido en Chile, por tres cosas:

1° Porque uno se puede subir a la punta de la cordillera y tirarse de piquero al mar.

2° Porque uno es dueño de todos los pescados y ballenas de las aguas chilenas. Se puede amaestrar una para que se puedan sacar los tesoros.

3° Porque cuando yo sea grande voy a hacer una Sociedad Atómica para volar el cogollo de la cordillera y recoger las piedras preciosas. En fin, estoy feliz de ser chileno.

EL DESCUBRIMIENTO:

Hace como quinientos años vivía un señor llamado Cristóbal Colón que aseguraba que la Tierra era redonda y mostraba su huevo. Yo ya sabía algo de eso. El huevo se caía cuando lo paraban, entonces Colón le dio un golpecito y se trizó y se paró. La gente se reía de Colón por las ideas que tenía . Colón era Genovés una ciudad vecina con España.

Llegó un día donde la reina de España, Isabel la Católica. Le contó sus ideas y le mostró su huevo con unos puntos marcados y la reina se quedó pensando. La reina le regaló sus joyas para que las vendiera y mandó a hacer tres grandes carabelas. Estaba muy feliz, yo también lo estaría y pensé que pena que ahora no hayan reinas de esas. Colón se entretenía mirando como construían las carabelas. Luego las bautizó así. La santa María, la Pinta y la Niña. Las llenó de cosas para comer y agua para tomar porque entonces no había Coca –Cola y contrató la gente con la que iría en su aventura. Había el riesgo de salirse de la Tierra si resultaba que no era redonda como decía Colón.

Y un buen día se embarcaron . Las carabelas partieron como enormes castillos navegando despacito, y los que las miraban las vieron perderse de vista poco a poco.

Eso fue el 3 de agosto de 149

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (2 Kb)  
Leer 1 página más »
Disponible sólo en Clubensayos.com