ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Diseño De Manual De Procedimientos Administrativos Para Implimentar A La Unidad Administrativa Y Financiera Comunitaria De Un Consejo Comunal


Enviado por   •  15 de Noviembre de 2011  •  403 Palabras (2 Páginas)  •  1.606 Visitas

Página 1 de 2

Ariel, Publicado en 1900, es un libro extraño, difícilmente clasificable, que participa tanto del ensayo como de la lección. Se trata de un monólogo de maestro que pronuncia el discurso a despedida a sus discípulos: Ariel es el genio del aire, obediente a los designios de Próspero, habla de la juventud sudamericana, la alecciona para que abandone la senda de Calibán, su enemigo; la simbología expresa la llamada del espíritu a la juventud , (a quienes está dedicada la obra), para que vuelvan la espalda al materialismo utilitarista de origen anglosajón y se inclinen por el mundo de la belleza, del ideal y de la gracia. Este mundo de Ariel es la concreción de diversos pasos de la humanidad: del helenismo y del cristianismo, que para el autor vino a completar el mundo griego-clásico: el personaje clave de esta concreción helénico-cristiana es San Pablo de Tarso, el más cristiano de los griego y el más griego de los cristianos, cuando funda la primitiva iglesia de Filipos y Tesalónica. Rodó incita a este mundo del espíritu a la juventud americana, señalando al mismo tiempo la vía contraria: el mundo de la grosera materia. En Ariel se distinguen tres aspectos resaltantes: 1º La defensa del hombre como realidad integral, frente a la especialización que le deforma; 2º Una apología de las minorías selectas y aristocráticas, frente a la invasión de la masa igualitaria y 3º Una aplicación práctica referida a los Estados Unidos y sus formas de vida, como expresión del mal que surge del progreso material y de la masificación de la cultura. La idea primordial de Rodó es la defensa del espíritu frente al avance de la técnica ; consejo que da a la juventud americana, poniendo como ejemplo que las razas latinas pueden extraer de su propio seno ideas que le permitan superar las formas de vida anglosajonas, que aparecen en Ariel como las idóneas del progreso. Rodó se había educado en las doctrinas positivistas y desembocó en idealismo. En cuanto al estilo, ofrece huellas modernistas, pese a que apareció siempre como separado de este movimiento; pero estéticamente hay que situarle dentro de este movimiento. El estilo de su prosa muestra huellas indelebles de Darío, aunque le sirve para denunciar las torres de marfil en que se escondía la poesía sudamericana, el amaneramiento esteticista de la decadencia.

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (2.3 Kb)  
Leer 1 página más »
Disponible sólo en Clubensayos.com