ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Rol Del Educador Del Sistema Educación Inicial En La Detención De Trastornos Del Desarrollo Y Del Aprendizaje Rol Del Educador Del Sistema Educación Inicial En La Detención De Trastornos Del Desarrollo Y Del Aprendizaje La Tarea Docente Consiste En L


Enviado por   •  29 de Abril de 2013  •  1.595 Palabras (7 Páginas)  •  854 Visitas

Página 1 de 7

Rol Del Educador Del Sistema Educación Inicial En La Detención De Trastornos Del Desarrollo Y Del Aprendizaje

Rol Del Educador Del Sistema Educación Inicial En La Detención De Trastornos Del Desarrollo Y Del Aprendizaje La tarea docente consiste en la detección inmediata del niño que en nivel inicial de sala de 3, 4 o 5 años o bien en última instancia en primer grado y no es más que esto, no responde a los contenidos escolares prefijados para cada momento evolutivo. El rol docente no implica un diagnostico especifico de oligofrenia, ya que esto corresponde aun plano especializado, pero si implica la consulta rápida del niño que aparenta no responder con los procesos adecuados a su edad cronológica y, de allí, con un diagnostico diferencial, distinguir entre alteración intelectual, oligofrenia o pseudos oligofrenia. el rol que el o la docente de educación inicial juega como primer agente educativo formal, como mediador de los aprendizajes, orientador de la familia y líder comunitario. es necesario tener en cuenta la repercusión de los primeros años en la vida futura del niño y la niña, por lo esencial que resultan en la preparación para el ingreso a la escuela, pues la infancia es absolutamente significativa y el docente de educación inicial asume la tarea y el reto de orientar y apoyar la construcción de la personalidad de los niños y las niñas que conducirán a la futura República Bolivariana de Venezuela. Detención discusión y remisión del trastorno del desarrollo del aprendizaje Millá, M.G (2006:153) en los primeros años de la vida se producen grandes transformaciones biológicas y neuroevolutivas que posibilitarán el crecimiento y la maduración, y permitirán a los niños y a las niñas adquirir las capacidades necesarias para conocer el entorno e interactuar con él. Los recién nacidos desde los primeros días, son seres activos, capaces de percibir y organizar las sensaciones que les proporcionan los sistemas sensoriales con lo que se inicia el aprendizaje motriz, cognitivo, lingüístico, emocional y social. Las primeras etapas evolutivas se consideran como un momento primordial y crítico para la adquisición y el desarrollo de destrezas y de conocimientos; de ahí que cualquier desviación o dificultad durante la etapa infantil sienta las bases de escenarios traducidos en posibles déficit que harán inevitables las dificultades en las habilidades académicas y que persistan por años e inclusivo durante su vida adulta. La evolución de los niños con alteraciones en su desarrollo dependerá en gran medida de la prontitud en la detección. Cuanto menor sea el tiempo de deprivación de los estímulos, mejor aprovechamiento habrá de la plasticidad cerebral y en consecuencia la evitación de trastornos en el curso normal del desarrollo. En este proceso resulta decisiva la implicación familiar, para favorecer la interacción afectiva y emocional así como para la eficacia de los tratamientos. Razones suficientes para comprender cómo la detección temprana es fundamental para el desarrollo del niño y de la niña en los procesos relacionados con la inteligencia, la personalidad y las habilidades de comportamiento social. En plena coincidencia con lo expresado por Fiel Martínez, A. (2007:2), la importancia de la detección temprana se avala por dos razones fundamentales: para compensar las deficiencias biológicas y las ligadas a los contextos sociales y familiares desfavorables; y para habilitar a los contextos educativos a llevar al niño más allá de su nivel de desarrollo actual. A modo de poder comprender el eje central de este trabajo, los autores consideran necesario el abordaje de conceptos de cardinal significación, a saber: desarrollo, trastornos del desarrollo, detección, detección temprana y niños y niñas en riesgos. Constructos muy relacionados entre sí y que devendrán en análisis más positivos a favor de los niños y las niñas con dificultades de aprendizaje. Para Fiel Martínez A. (2007:2)el desarrollo puede concebirse como un conjunto de fenómenos en un proceso dinámico de organización sucesiva de funciones biológicas, psicológicas y sociales en compleja interacción, cuyas estructuras se modifican de acuerdo a las experiencias vitales; apunta además que las experiencias vitales negativas, así como las alteraciones en la organización de funciones biológicas, psicológicas y sociales, debidas a diversos factores, podrían ejercer una influencia determinante en el fracaso escolar en etapas posteriores. Belda, J. C (2000:14) considera que el desarrollo es el proceso dinámico de interacción entre el organismo y el medio que da como resultado la maduración orgánica y funcional del sistema nervioso, el desarrollo de funciones psíquicas y la estructuración de la personalidad. La detección temprana de las dificultades de aprendizaje ha de efectuarse con un enfoque multidimensional, considerando todas las dimensiones del desarrollo (biológico, psicológico, educativo y social) y para ello es importante el reconocimiento de los factores etiológicos relacionados con las dificultades de aprendizaje que se pueden presentar de modo aislado o combinado. Relacionado con el reconocimiento de los factores etiológicos, Millá, M.G (2006:154) dirige su análisis en tres direcciones

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (10.5 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com