ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Temperamento Y Carácter


Enviado por   •  15 de Octubre de 2012  •  724 Palabras (3 Páginas)  •  717 Visitas

Página 1 de 3

El objeto de este análisis de esta exposición es encontrar las diferencias que existen entre temperamento y carácter, y ver como la conjunción de ambas desarrolla la personalidad del individuo.

Según lo que he podido extraer de los documentos que configuran el tema objeto de estudio, se puede decir que, a pesar de que no existe aún una definición unánime de temperamento (término que aparece con Hipócrates, refiriéndose al “humor”), es el legado biológico, el conjunto de características naturales y/o físicas, y en definitiva, el sustrato neurológico y químico con el que nace el individuo. En palabras de Bernabé Tierno, “El recién nacido ya tiene todo un historial que los padres no pueden ignorar”.

Hidegger, lo llama DASEIN y lo define como “el estado de yecto” o, dicho de otra manera, “puesto en el mundo”.

Gordon W. Allport afirma que el temperamento se refiere a los fenómenos característicos de la naturaleza emocional de un individuo considerándose estos fenómenos como dependientes en gran parte de la estructura constitucional y hereditaria. El temperamento tiene un porcentaje genético nada despreciable.

En la conformación del temperamento intervienen tres factores: los hereditarios; los congénitos, pero no hereditarios, que proceden de la nutrición durante la gestación; y los exógenos que intervienen en el recién nacido y en su primera infancia, como la alimentación, el clima y el entorno físico.

El factor preponderante es el genético. Los genes no determinan todo en el individuo, pero sí proporcionan los cimientos sobre los cuales se construirá la personalidad.

En este sentido, se puede afirmar que el temperamento es, ante todo, orgánico y ello explica ciertas actitudes y reacciones espontáneas ante los estímulos del exterior.

Respecto del carácter, se ha intentado definir a lo largo del tiempo llegando a considerar, en palabras de Santos, que es “el sello que nos identifica y nos diferencia de nuestros semejantes, producto del aprendizaje social”. Por ello, puesto que los seres humanos no somos seres aislados (totalmente al contrario, somos seres sociales) y nos relacionamos con el entorno, evolucionamos a lo largo de nuestras vidas en función de las características del ambiente y del medio social que nos ha rodeado durante la etapa de crecimiento (la familia, el colegio, la sociedad, el país, la economía…).

El carácter es modificable y educable y, su modo de representarse lo puede controlar la propia persona si somete su conducta a una disciplina de comportamiento.

Para poder explicar ambos términos de un modo más gráfico, podríamos fijarnos en la pirámide de Hartmann según la cual, en la base, encontramos el temperamento, que es el sustrato biológico; por encima, el carácter, configurado por

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (4.6 Kb)  
Leer 2 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com