ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Resumen Primera Parte Don Quijote De La Mancha


Enviado por   •  29 de Octubre de 2012  •  1.635 Palabras (7 Páginas)  •  1.667 Visitas

Página 1 de 7

Primera Parte

Retrato del Hidalgo

Este capítulo comienza contando la historia de Alonso Quijano (Don Quijote)con la famosa frase: "En un lugar de La Mancha de cuyo nombre no quiero acordarme…".

En este capítulo se da introducción a la vida de Don Quijote, dando detalles de su apariencia física, su familia, sus pasatiempos asi como de su profesión, junto con el por qué de su locura y la forma en que decidió hacerse caballero andante. También se explica cómo prepara todo lo necesario para su nueva vida (limpió las armas que había heredado de sus bisabuelos, pensó un nombre para su rocín (Rocinante), para él (Don Quijote de La Mancha) y para su amada (Dulcinea del Toboso). Con todo preparado, emprendió su aventura.

De cómo se armó Caballero

En su primera salida llegó a una venta, que imaginó castillo. Se acercó a ella,y allí, el ventero suiguiendole la corriente, lo dejó quedarse.A Don Quijote el ventero le pareció un castellano y las mujeres que allí había doncellas.

Burlandose de él lo armaron caballero andante para lo que tuvo que velar sus armas en un patio.

Mientras que esto ocurría unos arrieros fueron a dar de beber a su recua y creyendo Don Quijote que le iban a robar defendió sus armas y les golpeó de tal forma que a uno de ellos le partió la cabeza en cuatro trozos; luego llegó otro al que también golpeó duramente.

Los compañeros de los arrieros comenzaron a tirarle piedras al hidalgo y éste, a su vez, los insultaba. El ventero,asustado,se apresuró en nombrarlo caballero andante para que abandonara la posada cuánto antes.Habiendo alcanzado su objetivo,Don Quijote siguió su camino.

Lo que le pasó a Don Quijote al salir de la Venta

Al salir de la venta, ya lejos, vio Don Quijote a un chico atado a un árbol y un hombre que le estaba pegando. Pronto supo Don Quijote que le pegaba por haber perdido una oveja. Además el chico acusó a su amo de no pagarle lo que le debía. Don Quijote enseguida dictó sentencia y le dijo al hombre que desatara al chico y le pagara lo que le debía, éste aceptó y Don Quijote se marchó creyendo que cumpliría lo acordado. Al irse, el hombre siguió azotando al chico y le dejó casi muerto; luego le dejó marchar.

Más tarde Don Quijote se encontró con unos mercaderes y se paró en frente de ellos diciéndoles: "Todo el mundo se tenga, si no confiesa que no hay en el mundo doncella más hermosa que la emperatriz de La Mancha, la sin par Dulcinea del Toboso...". Los mercaderes se negaron a hacer lo que les pedía Don Quijote y éste trató de arremeterles con su lanza pero Rocinante cayó, y en esto un mozo se le acercó y le dio tantos palos que Don Quijote no pudo tenerse en pie.

De la llegada de Don Quijote a su granja

En este capítulo se prosigue la narración de la desgracia de Don Quijote. Aqui se narra como un vecino de Don Quijote lo encuentra y lo lleva de nuevo a su granja, donde lo esperan sus amigos el barbero Nicolás y el cura Pérez , el ama y su sobrina.

Del escrutinio realizado en la Biblioteca del Hidalgo

Aqui se narra el gran escrutinio que realizaron el barbero, el cura y la sobrina de Don Quijote en su biblioteca. La destruyeron para acabar con los libros que habían provocado su locura.

Mientras tanto Don Quijote convencía a su vecino Sancho Panza para que fuera su acompañante y escudero en su segunda salida. Don Quijote le prometió a Sancho el gobierno de una ínsula como recompensa su trabajo y éste no se lo penso dos veces: se montó en su mula y salieron sin que nadie los viera.

La segunda salida de Don Quijote

Don Quijote se fue por el campo de Montiel, igual que la primera vez pero en esta ocasión acompañado por su escudero Sancho.

La Aventura de los Molinos y los Frailes

Habla de las aventuras que vivió Don Quijote, como la de los molinos: cuando iban por una sabana Don Quijote divisó a lo lejos lo que para él eran unos gigantes, que en realidad eran molinos y así se lo hizo ver Sancho; pero Don Quijote no lo escucho y se fue a todo galope contra los gigantes, y al chocar con los molinos y caer en una de las aspas le hizo pedazos la lanza y Rocinante cayó al piso.

Ya recuperados de ese incidente, más adelante vio Don Quijote a unos frailes de la orden de San Benito y a unas damas que venían en un coche por el mismo camino, más no con los frailes, sin embargo Don Quijote creyó ver a unos bandidos disfrazados que habían secuestrado a las damiselas.

Don Quijote los enfrentó y uno de ellos salió huyendo, el otro quedó tirado y Sancho se proponía a apropiarse de sus ropas cuando un mozo que con ellos estaba lo apaleo fuertemente dejándolo

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (9.2 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com