ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Diferencia Entre Iberoamérica Y Latinoamérica


Enviado por   •  27 de Junio de 2011  •  1.637 Palabras (7 Páginas)  •  1.790 Visitas

Página 1 de 7

DIFERENCIA ENTRE IBEROAMERICA Y LATINOAMERICA. PROCEDENCIA DEL NOMBRE”

Doctor Fernando de Cuevillas

La desinencia América está fuera de cuestión, es decir que se refiere y alude a lo que corresponde pertinentemente al “Nuevo Mundo”, para llamarlo de una forma en que todos nos entendemos (1).

Vamos ahora por Iberia, de donde procede el gentilicio ibero, pero sin acento ortográfico, que gramáticalmente no procede. Entonces, nunca se dirá “íbero”. Iberia, en la mitología griega, es terruño de dos hijos fabulosos de Heracles o Hércules: Ibero e Hispano, entre otros. Los iberos son en su origen jaféticos, procedentes de la Iberia de Armenia, en el Arafat, y resultaron los primitivos habitantes de la península más occidental del Mediterráneo. Comprendiendo por el sud a los tartesos. Y extendiendo su nombre, estirpe y cultura más allá del Cantábrico hasta integrar la Ibernia, Hibernia o Irlanda. Posteriormente llegaron los fenicios y los griegos a las islas, fundando los primeros, Cádiz, Sevilla, Córdoba y Málaga, y los segundos, Tarragona y Sogunto, entre otras colonias. Dando estos el nombre de iberos a los primitivos pobladores que vivían rodeando el río Ebro. Entre el 1.000 y el 600 antes de Cristo, se instalan los celtas y luego los vascones. Entiéndase que la denominación Iberia cubre toda la Península (incluyendo España y Portugal) (2).

El término España procede de la voz fenicia Span, literalmente conejo, lo que se oculta, lo escondido, “el fin de la tierra”. Los cartagineses de Amílcar fundan Alicante y Cartagena y, con Aníbal, toman en el 220 AC Sagunto de Valencia. En el 80 AC la Península es Hispaniae Romana, después de destruir Numancia de Soria en el nordestede la península. Atención: los defensores de ésta son iberolusitanos y el héroe Viriato es lusitano. Hispaniae Romana serán las Españas de Roma. La Constitución de Cádiz de 1812, llamará oficialmente a la Península y a América, las Españas. Desde el 150 DC, definitivamente establecidos también los judíos, traducirán la palabra fenicia y denominarán solar matriz Sefarat, que en hebreo antiguo quiere decir confín, “finis terrae”.

Las Hispaniae romanas comprendían tres jurisdicciones administrativas o provincias: Tarraconense, la Hispaniae y la Lusitania.

Como se sabe, en el uso actual, los norteamericanos, a todos los hispanoparlantes, sean europeos de cualquier autonomía o americanos de cualquier Estado, nos llaman Hispanics.

Por tanto por razones lingüísticas, étnicas, culturales, históricas y sociológicas, es correcto denominar iberoamericanos o hispanoamericanos a todos los hispanoparlantes, que nacieron, viven en América y se vinculan por relaciones de familia con ella. A fortiori y por las mismas fundamentaciones, es precisa la designación deIberoamérica para nuestros países de la lengua oficial castellana en América y Brasil, supuesta la significación primigenia del vocablo Iberia. Y además, que la lengua castellana, como el idioma gallego, descienden del galaico-portugués, patente en la eximia pluma del rey Alfonso X el Sabio y todos los tres, son derivaciones del latín o lengua imperial de Roma.

Por otro respecto, en cuanto a la voz Latinoamérica o América Latina, que es lo mismo, reviste una significación cultural y política que pasamos a explicitar (3). Aludimos a lo cultural porque para imaginar la aceptación de este vocablo deliberadamente inventado con fines de “inteli-gencia”, debemos recrear la mentalidad vigente a mediados y fines del siglo XIX, impregnada del más intenso romanticismo. Suelo proponer como ejemplo aquello de “se conmueven del Inca las tumbas/ y en sus pechos revive el ardor/ lo que ve renovado en sus hijos...”; o la “Atenas del Plata” o “la Nueva Troya”... La prensa francesa comenzó a usar el giro América Latina con motivo de la expedición de Maximiliano a México, en 1861 (4). El desprecio y rechazo a lo culturalmente español se difundió, al tiempo que se forzó a los débiles Estados hispanoamericanos, de reciente creación, a aceptar las imposiciones colonialistas del imperialismo anglofrancés, con el beneplácito norteamericano y una monarquía española liberal resentida por la derrota. El proyecto de inventar al emperador Maximiliano está directamente vinculado al de las construcciones de los canales interoceánicos. Napoleón III designó al veleidoso e imaginativo economista Michel Chevalier su consejero, al tiempo que daba orden a su general Forey de devolver a la raza latinasu prestigio allende el Océano. En el equipo de Chevalier (1806-1879), formado en la politécnica, participó activamente en la redacción del “Libro Nuevo” de la religión laica reformadora de estructuras, como ingeniero trató la reforma de las comunicaciones en Inglaterra y Estados Unidos y fue condecorado en Brasil con la Rosa de Brasil, escribiendo entre diez obras “La expedición de México” en 1862 y dirigió “El Globo”; en su equipo, decíamos revistó el colombiano José María Torres Caicedo. Este personaje, por ambas ramas, los Torres y los Caicedo, perteneció a familias de pro de Nueva Granada, de relevante y vidente actuación política, que en 1851, contando con apenas 23 años de edad, se radicó definitivamente en

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (10.3 Kb)   pdf (86.5 Kb)   docx (13.3 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com