ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

El desarrollo educativo del país durante el Porfiriato


Enviado por   •  1 de Marzo de 2013  •  Ensayos  •  566 Palabras (3 Páginas)  •  273 Visitas

Página 1 de 3

El desarrollo educativo del país durante el Porfiriato se aprecia claramente por regiones: el Distrito Federal acaparó el 38% de la población alfabetizada; mientras que, los estados del norte, Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas y Baja California lograron los índices de alfabetización más altos. Esto no fue porque tuvieran los presupuestos más altos sino porque los gobernadores se centraban más en la educación. Entre el norte y el centro del país se encuentran los estados que siguen en cuanto a progreso, aunque no eran los más alfabetizados: Zacatecas y San Luis Potosí, que dieron mayor importancia a la educación rural, Aguascalientes, Tepic, Colima y Jalisco, el cual tenía el mayor número de alumnos (aunque realmente sólo una cuarta parte de los niños en edad escolar iba a la escuela). Se cree que el progreso de todos los estados anteriormente mencionados fue debido a que es escasa la población indígena.

En ese tiempo, los indígenas eran considerados inferiores a los blancos y, a su vez, había conflictos al no saber si integrarlos o educarlos en sus propios idiomas. Es por esta razón que los estados con mayor población indígena como Guerrero, Oaxaca y Chiapas hayan sido los que tenían los índices más bajos de alfabetización: 8 % en el primero y 9% en los dos últimos.

El estado porfirista motivó a los particulares para que abrieran planteles educativos, siempre y cuando se sujetaran a las normas y programas establecidos por el gobierno.

Los particulares, a su vez, ayudaron al gobierno cediendo casas para escuelas sin cobrar renta. La tradición católica estaba fuertemente arraigada, por lo que muchas escuelas privadas en realidad pertenecían a esa religión.

Además, es posible que muchas escuelas religiosas operaran clandestinamente, aun cuando las autoridades habían permitido la enseñanza de la religión en aquellas que eran particulares siempre y cuando cumplieran con los programas oficiales.

Por otra parte, los maestros enfrentaron grandes problemas al instruir a personas analfabetas ya que debido a las condiciones económicas bajas, los alumnos no asistían a la escuela y esto se vio reflejado en las cifras que salieron pues aun así las personas no sabían leer ni escribir.

Los maestros, por su parte, no trabajaban por la mañana solamente sino también por la tarde ya que todos los estados tenían escuelas de tercera clase, mixtas y de dos turnos, en donde asistían las niñas por la tarde y los niños por la mañana.

En las escuelas rurales concurrían niños de escasos recursos y, por lo tanto, quienes instruían a los alumnos eran maestros ambulantes mientras a las demás escuelas eran oficiales. Por otra parte, no sólo atendían a un solo grupo concierta edad si no que la edad no importaba pues así podía ir un niño de 6 como uno de 11 y recibían la misma educación y los mismos libros de texto. Un

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (3.5 Kb)  
Leer 2 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com