ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

EL ABRAZO QUE LLEVA EL AMOR


Enviado por   •  15 de Agosto de 2018  •  Informes  •  1.177 Palabras (5 Páginas)  •  43 Visitas

Página 1 de 5

EL ABRAZO QUE LLEVA EL AMOR

El abrazar es natural de la conducta humana, que ha realizado desde su existencia, cuando el infante nace fisiológicamente prematuro y es el que más depende de la madre para sobrevivir; su necesidad es continuar unido o pegado al cuerpo de su madre. En las culturas indígenas satisfacen de forma instintiva esta necesidad, por medio del rebozo sentirse apretado unido al cuerpo de la madre, oyendo los latidos de su corazón sintiendo su movimiento estas sensaciones le recuerdan su estancia dentro de su madre dándole confianza y seguridad, mediante esta cercanía física el niño empieza a tener experiencias de índole corporal sensorial, emocional y mental, que serán básicas para el desarrollo de su personalidad.

Desafortunadamente en la actualidad ya no existe esa costumbre las madres que viven en las ciudades y porque los expertos que las madres tienen cerca como el pediatra, la educadora no les explica la importancia de tener a sus hijos pegados al cuerpo, con frecuencia son mandados al jardín de niños antes de cumplir dos años; es decir en plena etapa de vinculación y ante su llanto la madre argumenta; “El niño se tranquilizará en cuanto no me vea” el niño si pudiera le diría “Por favor, no me dejes, pues cada mañana se me abre la herida de la separación. Todavía no estoy listo para separarme de ti”. Por ello el abrazo original entre madre e hijo no puede llevarse a cabo. Esta carencia afectiva puede ser todavía más intensa en los siguientes casos:

  • Hospitalización
  • Estancia en la incubadora
  • Conflictos de la madre
  • Ayuda de una enfermera
  • Separación
  • Viajes de los padres etc.

La vinculación madre-hijo fue afectada a raíz de ello surgen trastornos que luego se vuelven crónicos; es entonces cuando debe introducirse el abrazo en forma de terapia.  El objetivo de este abrazo terapéutico es restablecer la vinculación deficiente, dada la importancia y trascendencia de esta primera relación en su vida, si no se satisface esta necesidad pasará el resto de su vida buscando el abrazo o cercanía que le falto.

La Terapia de Contención es el encuentro del tesoro perdido, pues padres e hijos trabajan juntos en el desorden afectivo que caracteriza su relación:

  • Los padres recuperan su seguridad como padres con la capacidad de relacionarse con su hijo
  • La vinculación se cura y se hace funcional
  • El niño se siente libre y seguro para su proceso de separación, una vez que vivió y sintió la unión que le faltaba.
  • El niño empieza a confiar en su madre y ambos sienten un inmenso amor que nunca antes se habían demostrado.

Esta terapia se había utilizado con niños autistas, posteriormente se utilizó para el manejo de pequeños y grandes problemas en relaciones cotidianas con los niños. Ya que expresando su rabia, tristeza y miedo comienzan ambos a sentir su gran amor. El niño al igual que el adulto se protege contra los sentimientos que lo debilitan y lo obstaculizan, su protección es la rabia que lo protege de seguir siendo lastimado: ésta le da la fuerza, pero le provoca un inmenso distanciamiento dentro de la relación. Es probable que haya sentido el más inmenso y profundo de todos los miedos humanos “El de ser abandonado por los padres”

La Terapia de Contención es el acceso a la confrontación emocional entre dos seres que se quieren cuya relación se encuentra lastimada que ningún otro tipo de confrontación podría ayudarlos. No es un método educativo sino una terapia que, en la medida en que los padres la practiquen, se convierte en una forma de relación gracias a la cual los hijos aprenden que no debe haber huida ni aislamiento ante los conflictos, sino confrontación directa cercana. Así descubren que en los brazos de los padres pueden siempre recuperar el equilibrio interno.

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (7.1 Kb)   pdf (74.5 Kb)   docx (13.6 Kb)  
Leer 4 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com