ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Aborto Inducido


Enviado por   •  7 de Octubre de 2013  •  2.468 Palabras (10 Páginas)  •  247 Visitas

Página 1 de 10

ABORTO INDUCIDO : UN PROBLEMA HUMANO

El aborto inducido (del latín abortas o abolsas, de aborior, ‘contrario a orior contrario a nacer o interrupción voluntaria del embarazo(IVE) consiste en provocar la muerte biológica del embrión o feto para su posterior eliminación, con o sin asistencia médica, y en cualquier circunstancia social o legal. Se distingue del aborto espontáneo, ya que este se presenta de manera natural o provocado por algún accidente.

La historia del aborto indica que la interrupción voluntaria del embarazo ha sido una práctica habitual desde hace milenios. En el debate sobre el aborto existen controversias de muy distinto carácter: científicas, sanitarias, socioeconómicas, éticas y religiosas que, en parte, se recogen en los distintos ordenamientos jurídicos sobre el aborto en cada país, donde la práctica del aborto inducido puede considerarse un derecho o un delito.

Se aborda el problema del aborto provocado en condiciones de riesgo desde cinco perspectivas: la perspectiva biológica, la perspectiva sanitaria, la perspectiva de los derechos sexuales y reproductivos como derechos humanos, la perspectiva legal y, por último, la perspectiva bioética. Se sugiere un abordaje pragmático y con evidencias científicas para este complejo problema. Se critica las actitudes dogmáticas que tratan de imponer sus puntos de un punto de Vista en una sociedad democrática como la uruguaya. Se plantea la necesidad de soluciones que van desde actividades sanitarias concretas expresadas en las “Iniciativas sanitarias contra el aborto provocado en condiciones de riesgo” hasta los cambios legislativos hoy en debate en nuestro país que buscan un doble objetivo: disminuir el número de muertes

maternas y disminuir el número de abortos provocados.

Catolicismo

La Iglesia católica se opone al aborto desde los primeros siglos del cristianismo hasta nuestros días. Considera al ser humano existente desde el momento de la concepción, y para ello considera básicamente el argumento de la inmortalidad del alma, que sería insuflada al momento de la concepción. Así se afirma, por ejemplo, en la encíclica Humanae vitae del papa Pablo VI.

• Las amenazas a la vida se producen en la relación entre padres e hijos, como sucede con el aborto.

• Además, el panorama actual resulta aún más desconcertante debido a las propuestas, hechas en varios lugares, de legitimar, en la misma línea del derecho al aborto, incluso el infanticidio, retornando así a una época de barbarie que se creía superada para siempre.

• «Mi embrión tus ojos lo veían» (Salmo 139 138, 16): el delito abominable del aborto

• Entre todos los delitos que el hombre puede cometer contra la vida, el aborto procurado presenta características que lo hacen particularmente grave e ignominioso. El Concilio Vaticano II lo define, junto con el infanticidio, como «crímenes nefandos».

Palabras clave: ABORTO INDUCIDO.

MORTALIDAD MATERNA.

DERECHOS DE LA MUJER.

Introducción

El aborto provocado en condiciones de riesgo es el principal problema en la salud materna en Uruguay. Elabordaje del tema implica cuestiones de fondo como el principio de la vida humana, los derechos sexuales y reproductivos, la justicia social. Estos se reflejan en un problema bioético para los médicos y el equipo de salud; el problema biológico por la complejidad de discernir cuándo se

inicia la vida humana y con ello las implicancias de la práctica del aborto en sí, el problema jurídico de regulación legal al respecto. Pero también lo es por cuestiones más concretas que hacen a la vida de la comunidad. Entre ellas el de ser un grave problema sanitario, un problema serio en cuanto a su resolución política, un fenomenal negocio por la clandestinidad-corrupción que lleva implícito.

El aborto provocado es, entonces, un tema donde se reflejan de manera dramática la injusticia, la vulnerabilidad y la violencia ejercidas sobre la mujer desde su entorno y de toda la sociedad. Es el último eslabón de una cadena de carencias y de fallas desde lo educativo, de acceso a los servicios sanitarios de calidad y de presiones culturalesen cuanto al rol de la mujer en la sociedad. Lamentablemente, hoy día predominan en el debate social los enfoques parciales, la intolerancia dogmática y la desinformación funcional con respecto a estas posiciones. Se conforman así compartimientos estancos de posiciones que hacen imposible la síntesis. En este aporte analizaremos los cinco tópicos en los cuales pensamos puede agruparse prácticamente la totalidad de los contenidos relacionados al aborto provocado: la perspectiva biológica, la sanitaria, la de los derechos sexuales y reproductivos, la jurídica y la bioética. Luego se evalúa sucintamente lo que se ha logrado con las “Iniciativas sanitarias contra el aborto provocado en condiciones de riesgo” y plantearemos lo que creemos puedan ser los caminos hacia una síntesis posible que se exprese en un imprescindible cambio legislativo.

La perspectiva biológica: la cuestión inicio de la vida humana Instintivamente todos los seres humanos “necesitamos” definir el momento cuándo algo comienza y cuándo termina. Lamentablemente, cuantos más complejos son los procesos objeto de estudio más difícil se torna definir puntualmente estos momentos el caso del comienzo y el final de la vida humana este es el tema. La conformación de un nuevo genoma establece una “ruta predeterminada” de desarrollo y crecimiento de un nuevo ser vivo, pero no determina que siempre llegue al destino de un nuevo ser humano. Según la indemnidad del genoma y los estímulos intrínsecos y extrínsecos a los que esté sometido, su expresión puede conducir a resultados tan variados desde un feto normal hasta un cáncer. Esto ha llevado a afirmar que la identidad genética no es lo mismo que la identidad individual. El hecho que puedan surgir nuevos individuos sin discontinuidad genética así lo certifica. El ejemplo típico es la implantación de un huevo fecundado y el desarrollo de dos o más embriones. En este sentido, parece evidente que la sola presencia de un nuevo genoma no indica por sí y ante sí la condición de ser humano

Tomando la totalidad de los nuevos genomas que se generan debemos tener en cuenta que la inmensa mayoría

–75%– se elimina por diferentes alteraciones morfo funcionales del embrión. El restante 25% podrá en la mayoría de los casos dar origen a un ser humano, aunque también puede ser más de

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (15.8 Kb)  
Leer 9 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com