ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Ensayo De La Revolución Mexicana


Enviado por   •  18 de Abril de 2012  •  1.684 Palabras (7 Páginas)  •  627 Visitas

Página 1 de 7

ENSAYO SOBRE LA REVOLUCIÓN MEXICANA

Sabemos que los movimientos antirreeleccionistas originados por Francisco I. Madero fueron determinantes para acabar con la dictadura de Porfirio Díaz, pero a pesar de todo esto, todavía algunos consideramos que el Porfiriato no ha sido totalmente erradicado ya que algunas dependencias gubernamentales siguen arraigadas a que el centralismo desaparezca y siguen dictaminando desde el centro del país, ejemplo vivo lo presentamos los estudiantes mexicanos que cursamos el subsistema de Preparatoria Abierta; ya que en diversos aspectos los trámites son lentos o porque no decirlo obsoletos; tal es el caso de las revalidaciones y los exámenes que se elaboran en la capital, sin tener un acceso directo a ellos cuando nos toca hacer revisión por haber aprobado o reprobado alguna de las asignaturas; vivimos en un país democrático y respetamos ese principio, pero en muchas ocasiones es dañado porque cuando protestamos lo hacemos unos cuantos y dichas protestas no llegan a su destino. De esta manera seguimos esperando aquellos ideales que propuso Madero en su libro “La Sucesión Presidencial en 1910”; de que se hagan válidas, de que exista un partido político que reconquiste los derechos cívicos que él había propuesto y que también se arrebate ese monopolio, que en México, algunos sectores educativos, siguen practicando.

Se llevan a cabo convenciones, se reúnen los representantes de la Cámara de Diputados; se toman acuerdos; cuando despertamos, leemos en periódicos, vemos por la televisión o escuchamos por la radio que ciertos hechos o derechos ya han sido modificados, algunos para bien otros para mal, todo esto nos hace recordar aquella Gran Convención, llevada a cabo en la capital del país, el 13 de abril de 1910, en la que el Partido Antireeleccionista proponía como presidente de la República a Francisco I. Madero. Pero su programa sólo contenía principios democráticos y liberales, pues como ha sucedido en algunos períodos gubernamentales de nuestro tiempo, sólo se pretendía eliminar al opositor de un partido y los ideales del pueblo quedaban al olvido; haciendo creer con esto que el país entraría de lleno en la prosperidad; sin tomar en cuenta las carencias que todo el pueblo manifestaba, tal es el caso del bienestar de los más necesitados.

Como mexicanos debemos exigir que la política sea enseñada en su esencia y que se borre de nuestras mentes que política no sólo es un partido político sino que es algo más profundo, que incluye a la economía, la cultura y los aspectos sociales en los que nos desenvolvemos.

Por otra parte, los candidatos ofrecen muchos beneficios al pueblo, nos desilusiona ver que al final del sexenio solo fueron palabras; no queremos que sigan sucediendo hechos “maderistas”; ya que el hecho de recordar frases como “fraude electoral” nos asusta a muchos; se ha pedido en diversas facetas de la historia que se “anulen las elecciones”, estamos inmersos en el siglo XXI y parece ser que el “Plan de San Luis” sigue vigente; esto ha acarreado para nuestro país un clima de malestar, entendemos que hay un presidente y se nos hace creer en dos; resulta “chistoso” pensarlo de esta manera; pero como nos impacta a los que conocemos poco de la historia de México, tal parece que somos “manipulados”; la esencia de todo presidente se estipula en la Carta Magna y por ella estamos regidos, así que resulta que como conocedores de este documento no deberíamos dejarnos llevar por otros falsos ideales; no se trata de defender o de tratar de ganar la estima de nadie, simplemente que como estudiantes debemos expresar todos estos puntos que en varias ocasiones se nos enseña de mala forma en las escuelas; maestros, de Historia vivan con sus alumnos los pasajes y enseñen a ver los caminos correctos, no los que crean ustedes los que son. Así avivarán más nuestro interés y les daremos menos dolor de cabeza.

Hoy, muchos ideales se ven realizados a raíz de los hechos de la Revolución Mexicana, es por ello también que reconocemos la participación del presidente actual, así como la de los gobiernos de los diversos estados de la República, pues están entregados con mayor ímpetu en su labor, porque han comprendido que debemos de estar a la vanguardia de los países que nos llevan ventaja en los sectores económico y político. La Revolución del 20 de noviembre de 1910, iniciada por Francisco I. madero, puso de manifiesto la esencia de un partido político, que como escribimos anteriormente fue el antirreeleccionista. Ajenos a este movimiento no lo estamos, ya que si bien el foco principal de aquel entonces fue el estado de Chihuahua, es fácil percibir en estos tiempos que los actos masivos no son sólo en un punto, sino que se encuentran diseminados en todo el país, y como México no es una entidad federativa nada más sino somos todos, deberíamos poner más atención en lo que nos corresponde para engrandecerlo y de esta manera minimizar los movimientos que tanto daño le hacen; desde el simple hecho de depositar la basura en el lugar adecuado, conservar los monumentos históricos, cuidar los servicios públicos (agua, energía eléctrica), ayudar en

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (10.3 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com