ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

La Psicología Del Mexicano


Enviado por   •  3 de Octubre de 2013  •  1.987 Palabras (8 Páginas)  •  219 Visitas

Página 1 de 8

Mayo 8, 2013

Gina Méndez González

Módulo Recursos Humanos

Gestión en Organización de Eventos

Universidad Panamericana

LA PSICOLOGIA DEL MEXICANO EN EL ASPECTO LABORAL

El objetivo del siguiente ensayo es analizar y entender la psicología y comportamiento del mexicano en el ámbito laboral. Esto nos servirá para entender como fungimos entre nosotros, con nuestros superiores y nuestros subordinados. El entender nuestra psicología, nuestros aspectos culturales y la forma en que generalmente nos conducimos en un trabajo nos puede ser de gran utilidad para ser más eficientes con los clientes, sacar el máximo provecho de nuestros subordinados y mejorar el trabajo en equipo.

Para poder entender al mexicano en el ámbito laboral, habrá que comenzar por entender un poco de su contexto histórico y cultural ya que no podemos separarnos de nuestro contexto, nuestra raíces que han ido formado estructuras sociales que llevan siglos construyéndose y que terminan por ser fundamentales en la construcción de nuestra identidad. Como sustento bibliográfico del ensayo me he apoyado en el libro Psicología del Mexicano en el Trabajo de Mauro Rodríguez y Patricia Ramírez.

La sociedad mexicana se puede entender a partir de sus tres más relevantes raíces étnicas, culturales e históricas que han contribuido en la construcción de la identidad mexicana. En primer lugar hay que entender la cultura indígena que tiene una estructura de autoritarismo teocrático, lo cual significa que todo el poder se determina de u ser supremo incuestionable y que tiene actitud fatalista y resignada.

En segunda instancia está el mestizo, con una cultura hispano-cristiana que somete a la cultura azteca. Éste se concibe como inferior, falto de padre ya que en gran medida eran hijos bastardos, con una madre sobreprotectora pero sometida a la autoridad hispana. La figura del hispano no siempre era educada pero que poseía un poderío que era incuestionable. Esta sociedad fue marginada, y dio origen al tipo popular cínico, corrupto, destructor y siempre laborando en la mano de obra. En apariencia se ríe del fracaso pero en realidad son mecanismos psicológicos que ocultan la debilidad. De acurdo a los autores de la Psicología del Mexicano en el Trabajo somos un pueblo histérico, narcisista esquizoide y paranoide. Entre otras características el mexicano fanfarronea, es impuntual, insubordinados, con miedo, envidia.

Finalmente está la cultura anglosajona, que debido a la cercanía geográfica de México con Estados Unidos, y a la ineludible necesidad de intercambio económico de ambos países hace que nuestra sociedad comience a adoptar formas de la cultura laboral de este país.

Somos un pueblo adolescente, que pretende una independencia , pero en realidad busca una protección y un cuidado de aquel mismo que nos somete. Por ejemplo, del gobierno quién nos subyuga a sus reglas a cambio de una protección básica; o de las familias, donde los hijos se casan y se quedan a la sombra de los padres y siguen dependiendo de ellos. Esperan un recurso mágico que los salvará de la perdición y se la viven culpando a otro de sus males (español, norteamericano, etc.)

Sin embargo esto último es una dicotomía porque odiamos y culpamos al otro de nuestros males, pero al mismo tiempo lo vemos como superior y lo sobrevaloramos. Admira todo lo extranjero, se apoya en las influencias porque siente no valer sobre sí mismo.

México en realidad es dos naciones en una.

1. La nación moderna: minoría privilegiada que acapara ciencia, riqueza y poder. Esta diferencia tiene sus orígenes en nuestros antecedentes históricos, México no surgió como un país de inmigrantes que llegaban a trabajar, luchar y competir más o menos en igualdad de circunstancias. Aquí toda la estructura sociopolítica y religiosa era piramidal, la clase alta no es una sociedad construida a base de méritos, sino una sociedad de privilegios heredados.

2. La mayoría oprimida y marginada resultado de siglos de opresión y de falta de educación, teniendo que sobrevivir y no siendo compensados por su esfuerzo.

Se distinguen tres clases sociales básicas: Baja que son marginados, humillados tienen una resignación de impotencia y de la derrota. Media que suelen ser dinámicos mostrando espíritu de competencia tienden al autoengaño (aparentar y presumir) Alta. Es la que ejerce control tienden al autoritarismo injustificado.

En resumen el mexicano se siente poco motivado porque su posibilidad de crecer y acceder a una mejor economía y a los círulos de poder es limitada y puede explicar la escasa motivación para el trabajo en equipo y el excesivo deseo de conquistar el poder y estatus a través de las influencias y los recursos económicos.

En las organizaciones mexicanas hay luchas por el poder y las áreas compiten entre sí, por lo que la colaboración ínter departamentales exitosas son poco frecuentes. El trabajo en equipo es prácticamente nulo e incluso se prefiere obtener logros individuales, aunque eso signifique ‘boicotear’ el trabajo de los demás.

De acuerdo a los autores el estado anímico del trabajador mexicano es malo. Este estado de animo negativo se traduce en una serie de actitudes que determinan su perfil:

Actitud resignada, fatalista (ocasiona que no se le de importancia a las medidas de seguridad e higiene, lo que a su vez provoca accidentes), percepción distorsionada del tiempo (produce impuntualidad), actitud desconfiada, insegura, dependiente, de poco aprecio por sí mismo, y por ende, por los demás. Muchos mexicanos se mantienen con reserva y a la expectativa de los acontecimientos, debido a que han sido engañados y manipulados por siglos; Se ha abusado de su actitud servicial.

Todas estas características de su perfil, presenta una actitud ambivalente en el trabajo en donde el trabajador mexicano rechaza la autocracia pero se somete a ella. Pero cuando tiene oportunidad, el mismo ejerce ese estilo directivo, Siendo tan autocrático o más que su antecesor.

Las Motivaciones Laborales del Mexicano

Derivada de la visión fatalista del mexicano, se tiene una baja motivación de este.

Sus expectativas de obtener logros, reconocimiento y autoestima, son escasas.

(1)

Centro de Estudio s Educativos “Com o som o s lo s m exicanos” Edit. CREA 1987 pp. 44-45

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (13.2 Kb)  
Leer 7 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com