ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

SINTESIS 3 ENSAYOS TEORIA SEXUAL Y PULSIONES


Enviado por   •  7 de Junio de 2021  •  Síntesis  •  758 Palabras (4 Páginas)  •  17 Visitas

Página 1 de 4

En 1915 Freud en el trabajo, pulsión y destinos de pulsión, distingue uno de los conceptos más importantes del psicoanálisis que es la pulsión. Para Freud la Pulsión no es un estímulo; entiende estímulo como una fuerza externa que se cancela con una respuesta automática que implica una huida, por ejemplo, tener frío y tiritar, a diferencia de la pulsión que es una fuerza interna y constante, le adjudica la característica de ser un agente representante psíquico de poderes orgánicos. El aparato anímico, regido por el principio del placer, tiene la tarea de liberarse de los estímulos, rebajarlos a nivel mínimo posible, este incremento de la tensión lo siente como displacer y busca descargarlo, liberarse y dejar todo en estado exento de todo estímulo. Esta descarga lo siente como placer, lo que busca para mantener la tensión en un mínimo, es el principio de constancia. La pulsión es una fuerza constante hasta que es satisfecha, que obliga la complejizacion del aparato psíquico.

Freud propone que la pulsión está compuesta de 4 aspectos: i) El esfuerzo (Drang), el factor motor de la pulsión. La pulsión es una fuerza, permanente, activa, que no se detiene. ii) La Meta, lo que busca es la satisfacción. Iii) El Objeto, es aquello en o por lo cual se puede alcanzar su meta, es donde la pulsión se satisface. Iv) Fuente de la pulsión, es lo somático, es decir de donde proviene la excitación.  A la pregunta ¿Qué pulsiones pueden establecerse, y cuántas?, Freud distingue dos grupos de pulsiones primordiales: las pulsiones yoicas o de autoconservación y las pulsiones sexuales. Menciona que “es una mera construcción auxiliar que sólo ha de mantenerse mientras resulte útil” (p.119). aquí la distinción la realiza sobre lo que él aprecia en el trabajo de las neurosis y este conflicto entre los reclamos de la sexualidad y los reclamos del yo. Estas distinciones surgieron del psicoanálisis, que tomó como su primer objeto las psiconeurosis, las llamadas “neurosis de trasferencia” como la histeria y la neurosis obsesiva, comprendiendo que en todas esas afecciones existía un conflicto entre los reclamos de la sexualidad y los del yo.. (p.120)

El Psicoanálisis en esos momentos aporto datos satisfactorios sobre las pulsiones sexuales y enuncia que “son numerosas, brotan de múltiples fuentes orgánicas. Al comienzo son independientes, son parciales y sólo después se reúnen en una síntesis más o menos acabada, pero se unifican bajo el primado de lo genital. La meta a la cual cada una aspire cada una de ellas de satisfacción del órgano y sólo luego después de sintetizarse entran al servicio de la función reproductiva, es lo que habitualmente se conoce como sexualidad.  Se apuntalan sobre las pulsiones de autoconservación y luego se separan, pero una parte de ésta siempre continúa ligada y esto se observa con mayor claridad cuando sobreviene la enfermedad y una característica de las pulsiones sexuales es la posibilidad de sublimación que es esta capacidad de distanciarse de sus metas” (p.121).

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (4.5 Kb)   pdf (50.7 Kb)   docx (8.2 Kb)  
Leer 3 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com