ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Analisis De La Moral Etica Y La Profesion En La Sociedad Actual


Enviado por   •  26 de Noviembre de 2014  •  3.171 Palabras (13 Páginas)  •  268 Visitas

Página 1 de 13

INTRODUCCIÓN

Se presenta una investigación basada en los principios filosóficos de la ética. Se examina la función que desempeña el estudiante egresado de Bibliotecología y Ciencia de la Información. Se reflexiona acerca del código de ética determinado por diversas instituciones, que centran su trabajo en la esfera de la actividad de información científico investigativa. Se establece una valoración crítica acerca de la conducta ética que desarrolla actualmente el profesional de la información, así como la influencia de sus actitudes frente a la sociedad del conocimiento emergida por los paradigmáticos procesos tecnológicos.

La ética profesional ante la necesidad de establecer estándares de la conducta humana frente a determinadas situaciones, en las que el individuo se encuentra expuesto a transformaciones socio-políticas y a fenómenos económicos. Como ente social, el ser humano forma su conducta moral en el intercambio con el entorno y todas las relaciones que se generan en este.

Los deberes morales constituyen un eslabón fundamental en la formación de la ética individual. Esta, sin embargo, no puede valorarse como un elemento singular y aislado, sino que debe apreciarse como el resultado de la suma de una serie de procesos en los que prima la interacción de diferentes éticas individuales.

Tradicionalmente, la ética siempre fue un aspecto tratado con profundidad por los investigadores en el campo de las disciplinas filosóficas, psicológicas, sociológicas, debido a su importancia en la interacción: comunidad-individuo-conocimiento. Producto de la necesidad de adquirir una consciencia en el contacto directo y constante entre los hombres, se generaron diferentes códigos de ética, que se establecieron con el propósito de armonizar y viabilizar las relaciones humanas. 

ÉTICA FILOSÓFICA

La ética según los pensadores filosóficos se define como la Ciencia de la Moral. Comprende diferentes vertientes, entre las que se encuentra la ética normativa, que investiga el problema de lo “bueno y lo malo”, para determinar posteriormente códigos morales pertinentes a la conducta humana e investigar cuál conducta es la apropiada, cuáles aspiraciones son estimables y cuál es el sentido de la vida para los individuos. La teoría de la moral; sin embargo, se ocupa del origen y desarrollo de la ética normativa, así como de los resultados de normas y códigos que proporciona, etc.

Es importante resaltar que debe existir una coordinación estrecha entre la ética normativa y la teoría de la moral. De hecho, al reconocer la primera, se reconoce la segunda.

La ética constituye la teoría de la moral, surge mucho después que los aspectos morales, debido a que estos datan desde el período de la comunidad primitiva. Posteriormente, en el régimen esclavista, se instaura la ética como disciplina filosófica; por ello, se cometería un error si se confundiera la ética con la práctica de la moral del individuo en la cotidianeidad.

El origen de la ética creó puntos de enfrentamientos entre dos concepciones: la materialista y la idealista. Los materialistas no comprendían ni aceptaban los principios filosóficos éticos, y se oponían totalmente a las concepciones teológicas en la ética, y manifestaban que el origen y las fuentes de las normas morales son “terrenales”. Figuras filosóficas como Lao-tse, Demócrito, Epicuro y Aristóteles, entre otros impulsaron eficazmente la ética filosófica.

Existen además la:

Ética aprobativa: es una teoría idealista de la moral, que presupone a Dios como eje central de desarrollo de procesos sociales, sus postulados, por tanto, no son evidentemente científicos, debido a su naturaleza subjetiva, niega los criterios objetivos de las acciones morales del individuo.

Ética autónoma y heterónoma: teorías éticas burguesas. La primera observa la moralidad con un carácter idealista y completamente independiente, autónomo. La segunda expone la conducta moral como consecuencia ajena a la voluntad del individuo. Fundamentalmente, se basan en la exclusión del reconocimiento del individuo como ente activo, que se relaciona con la sociedad; infiere que es un principio en el cual se presenta el hombre en un estado inerte e idealista; por esto, no es cinética, y niega el protagonismo del sujeto en la sociedad.

Ética evolutiva: fundamentada en una superficie netamente biológica, se preocupa únicamente por lo natural en el sentido de la biología, justifica la moral como consecuencia del medio natural. La ética evolutiva exceptúa completamente los componentes de la sociedad, se caracteriza por ser antisocial, vulgar y no científica.

Ética teológica: estrecha tres religiones fundamentales: cristianismo, islamismo y budismo, aborda los principios teológicos; Dios es la principal fuente de moral. Cuando la conducta humana es moralmente es inapropiada; entonces, según la ética teológica, se expresa que se ha cometido un pecado. La ética teológica es incuestionablemente antisocial y no científica.3

La ética filosófica como objeto de estudio comprende los deberes morales del sujeto, así como las posibles contradicciones que esto podría generar, si de unir lo que respecto a conducta ideal humana se establece. Se manifiesta en la moral vivida o el quehacer moral cotidiano, en tanto que la moral forma parte obligatoria del vivir de las personas. Pretende orientar la actuación de las personas, es indirectamente normativa porque reflexiona sobre la moral y se plantea acciones concretas para casos específicos.

Adela Cortina, en su Ética, define minuciosamente la moral como "un conjunto de principios, preceptos, mandatos, prohibiciones, permisos, patrones de conducta, valores e ideales de vida buena que, en su conjunto, conforman un sistema más o menos coherente, propio de un colectivo humano concreto en una determinada época histórica."

Así, la ética filosófica indica cuál es la dirección más correcta para realizar las acciones cotidianas, y señala cuál concepción moral es más razonable para, sobre esta base, orientar las acciones y comportamientos. Se podría afirmar entonces que la ética comprende los estudios pertinentes sobre la moral, que puede definirse como un conjunto de adjuntos que precisan una forma de vida específica, dígase carácter, conducta, principios humanos, deberes, derechos, crítica, etcétera.

EL PROFESIONAL DE LA INFORMACIÓN Y LA ÉTICA

En el campo de la Bibliotecología y la Ciencia de la Información, las instituciones de información enmarcan el entorno del desempeño del profesional de la información. Las entidades que generan, procesan y difunden

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (21.1 Kb)  
Leer 12 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com