ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Cultura Tributaria


Enviado por   •  1 de Julio de 2011  •  3.162 Palabras (13 Páginas)  •  1.181 Visitas

Página 1 de 13

CAPITULO I

CONTEXTO EMPIRICO

Caracterización del Objeto de la Investigación

La política económica es el argumento fundamental del Estado para justificar la función reguladora y estabilizadora que este cumple en las naciones que poseen economías modernas; fijando las políticas impositivas, monetarias y cambiarias, así como diseñando las reglas del juego; permitiendo que el mercado actúe libremente pero respetando estas reglas.

Para hablar acerca de lo que es la Política Fiscal, se debe de entender primero lo que es la Política Económica. El último objetivo de la economía es desarrollar políticas que puedan resolver nuestros problemas. Las políticas económicas sirven para mover la curva de demanda en la dirección que se necesite para alcanzar el pleno empleo y para que esto suceda, el Estado puede usar 2 instrumentos (medidas) principales para regular la demanda agregada. La política fiscal y la política monetaria.

La política económica es una rama dirigida hacia el acondicionamiento de la actividad económica para evitar que ocurran fluctuaciones en los niveles del empleo y de los precios, así como para condiciones necesarias para el desarrollo.

Para lograrlo, la política económica recurre a las ideas elaboradas en el campo de la teoría económica ya que a través de los principios, de las teorías, de las leyes y de los modelos ofrecidos por esta última, los resultados de las acciones prácticas desarrolladas adquieren mayor confiabilidad, seguridad y certeza. La formulación de la política económica comprende dos procedimientos interdependientes: (a) La determinación de los principales objetivos que se quieren alcanzar, necesariamente interrelacionados y cuantificados y (b) La elección de los instrumentos de acción que se utilizarán para la consecución de los objetivos determinados.

En este mismo orden de idea, una de las herramientas con que cuenta el Estado es la política fiscal, el cual se define según Fernández (2008) como “Es el conjunto de medidas e instrumentos que toma el estado para recaudar los ingresos necesarios para la realización de la función del sector público”. (p.9). Se produce un cambio en la política fiscal, cuando el Estado cambia sus programas de gasto o cuando altera sus tipos impositivos. El propósito de la política fiscal es darle mayor estabilidad al sistema económico, al mismo tiempo que se trata de conseguir el objetivo de ocupación plena. Como hemos dicho anteriormente la Política Fiscal tiene dos componentes, el gasto público y los ingresos públicos.

Por lo demás, el gobierno de la Republica bolivariana de Venezuela requiere obtener recursos económicos que permitan cumplir con las demandas de los sectores sociales de país, es decir el bienestar colectivo a través de la satisfacción de las necesidades de salud, educación, justicia y protección. Para ello, es necesario optimizar el sistema tributario aduanero en la búsqueda de un incremento de de los ingresos a través de los impuestos internos y el control de los impuestos aduaneros a objeto de disminuir la evasión fiscal.

Hoy en día producto de la crisis económica que golpeado la economía mundial en estos últimos dos años la situación de la economía venezolano no es invulnerable, por tanto el gobierno venezolano ha tenido que dirigir sus esfuerzos hacia una política fiscalista debido a que lo ingresos generados por la actividad petrolera no han sido suficientes para solventar los problemas económicos, sociales y políticos vigentes. Por tal razón se hace ingente incrementar la otra fuente de ingresos adicional a la petrolera.

Es por esto, que los estudios del Control Fiscal han venido cobrando una gran importancia simultáneamente con el avance de la administración financiera. Abarca un campo tan amplio el control de la actividad estatal en general, y en particular el control fiscal, está presente en el ordenamiento de los estados.

La disciplina fiscal recorre el mundo. La sostenibilidad de las finanzas públicas, cada vez hay más consenso sobre ello en todos los países, es elemento esencial para el desarrollo económico y social. Pero en situaciones como la venezolana parece más fácil decirlo que hacerlo. Reducir un agudo desequilibrio fiscal, como el que persiste hasta ahora en Venezuela, no sólo requiere decisión política, sino instrumentos eficaces. No solo requiere titulares de prensa sobre recortes, sino reglas de juego que garanticen una senda segura de eliminación de las perturbaciones. En el resto del mundo es cada vez más frecuente el diseño y puesta en marcha de reglas fiscales claras para imponer límites al déficit, al gasto y a la deuda pública y que, además, tengan bien definidas las instancias de decisión responsables y transparentes.

Desde el punto de vista orgánico y funcional, el control fiscal, no se confunde con los actos y operaciones de naturaleza fiscal, como el manejo de fondos o bienes del Estado, su conservación, inversión y control interno, sujetos a su escrutinio. Los actos de control fiscal independientemente de que refrenden o glosen una cuenta, partida o movimiento fiscal, tiene una entidad propia y carecen de subrogados dentro o fuera de la administración pública.

Sin embargo, a pesar de esta necesidad, el Estado no escapa de la problemática que genera la política tributaria como es la evasión tributaria. La lucha contra la evasión tributaria y el contrabando constituyen hoy en día un tema central de las agendas políticas de los países latinoamericanos, debido a su elevado impacto en la estabilidad económica de los países o en las estrategias de control o fiscalización tributaria son fundamentales en dicha lucha, resulta claro que el esfuerzo por controlar el cumplimiento tributario y generar un riesgo posible ante el incumplimiento no basta por sí solo para vencer las practicas de evasión.

Es necesario desarrollar y precisar normas que realmente sancionen a las personas o funcionarios que comenta el delito de evasión fiscal derivada del contrabando de mercancía en Venezuela, también en necesario concientizar una cultura tributaria, que permita a los ciudadanos concebir las obligaciones tributarias como un deber necesario y productivo a nuestra nación, así permitirá a los países de la región disminuir los elevados índices de evasión y contrabando existentes.

Desarrollar dicha cultura no es, sin embargo, una tarea fácil, pues requiere de la convergencia de políticas de control con políticas de carácter legal, pero si logramos hacer entender a los ciudadanos que el delito de la evasión fiscal derivada del contrabando de mercancía, lo que ocasiona es desempleo, empobrecimiento,

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (20.3 Kb)  
Leer 12 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com