ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

EL CALENTAMIENTO GLOBAL


Enviado por   •  20 de Julio de 2011  •  2.856 Palabras (12 Páginas)  •  1.144 Visitas

Página 1 de 12

Introducción

Los recientes desastres naturales ocurridos en varias partes del mundo mueven a la reflexión y deberían inducirnos a la acción, pues se observa una tendencia clara hacia el calentamiento global, fenómeno que está afectando negativamente el clima en diversas partes del planeta, con todas las consecuencias que ello implica. No podemos pensar que el cambio climático mundial es un problema de otras latitudes, pues en el pasado hemos tendido a pensar -quizás por ser un país con un clima benigno- que éramos inmunes a los efectos del calentamiento global, obviamente la causa subyacente de las fuertes lluvias que nos han azotado últimamente, producto de la alta nubosidad creada por la mayor evaporación de las aguas marinas y terrestres.

Se ha presenciado fuertes inundaciones en Europa, Norte y Suramérica, India y China, entre otras, pero las más severas han sido en Mozambique, el empobrecido del país en el África meridional que apenas se estaba recuperando de la cruenta guerra civil que sufrió desde su independencia en los años 70, en medio de la guerra fría. Al ver como un país puede ser tan trastornado por las aguas desbordadas, necesariamente tenemos que reaccionar en nuestro propio caso, pues se trata de fenómenos demasiado destructivos y que pueden repetirse en años venideros, por lo que no podemos darnos el lujo de ignorarlo como si fuera una mala suerte ocasional.

En un excelente documental del canal Discovery se pudo observar recientemente como los glaciares de Alaska están derritiéndose por el aumento de la temperatura ambiente, y obviamente esto debe ser igual en toda la parte septentrional del hemisferio norte, afectando también a Canadá, Groenlandia, Escandinavia y Siberia. También en el sur, en la Antártida, se constatan efectos similares, con la desaparición de glaciares y la formación de témpanos que vagan hasta que se derriten, elevando el nivel de los mares. Y no pensemos que a nosotros no nos afecta, pues en el mismo documental se reportó que los seis glaciares que existían hasta los años 60 en los Andes merideños, se han reducido a dos, y así será probablemente en toda la cordillera andina, con sus frecuentes secuelas de aludes, inundaciones y menores nevadas, como lo podemos constatar a simple vista en nuestros ya escasos picos nevados.

EL CALENTAMIENTO GLOBAL

Cambio climático

El término "Cambio climático" puede referirse a la modificación del clima con respecto al historial climático a una escala global o regional, pero ya que el clima de la Tierra nunca es estático. Tales cambios se producen a muy diversas escalas de tiempo y sobre todos los parámetros climáticos: temperatura, precipitaciones, nubosidad, etcétera. Son debidos a causas naturales y, en los últimos siglos se sospecha que también a la acción de la humanidad. Se utiliza más propiamente para referirse a un cambio significativo de una condición climática a otra.

El término suele usarse, de forma poco apropiada, para hacer referencia tan solo a los cambios climáticos que suceden en el presente, utilizándolo como sinónimo de calentamiento global. La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático usa el término cambio climático sólo para referirse al cambio por causas humanas:

Por 'cambio climático' se entiende un cambio de clima atribuido directa o indirectamente a la actividad humana que altera la composición de la atmósfera mundial y que se suma a la variabilidad natural del clima observada durante períodos de tiempo comparables.

Al ser producido constantemente por causas naturales lo denomina variabilidad natural del clima. En algunos casos, para referirse al cambio de origen humano se usa también la expresión cambio climático antropogénico.

Además del calentamiento global, el cambio climático implica cambios en otras variables como las lluvias globales y sus patrones, la cobertura de nubes y todos los demás elementos del sistema atmosférico. La complejidad del problema y sus múltiples interacciones hacen que la única manera de evaluar estos cambios sea mediante el uso de modelos computacionales que intentan simular la física de la atmósfera y de los océanos y que tienen una precisión muy limitada debido al desconocimiento actual del funcionamiento de la atmósfera

Efecto Invernadero

La Tierra, como todo cuerpo caliente, emite radiación, pero al ser su temperatura mucho menor que la solar, emite radiación infrarroja de una longitud de onda mucho más larga que la que recibe. Sin embargo, no toda esta radiación vuelve al espacio, ya que los gases de efecto invernadero absorben la mayor parte.

La atmósfera transfiere la energía así recibida tanto hacia el espacio (37,5%) como hacia la superficie de la Tierra (62,5%). Ello representa 324 W/m2, casi la misma cantidad de energía que la proveniente del Sol, aún sin albedo. De este modo, el equilibrio térmico se establece a una temperatura superior a la que se obtendría sin este efecto. La importancia de los efectos de absorción y emisión de radiación en la atmósfera son fundamentales para el desarrollo de la vida tal y como se conoce. De hecho, si no existiera este efecto la temperatura media de la superficie de la Tierra sería de unos -22 ºC, y gracias al efecto invernadero es de unos 14ºC.

Desde hace unos años el hombre está produciendo un aumento de los gases de efecto invernadero, [2] con lo que la atmósfera retiene más calor y devuelve a la Tierra aún más energía causando un desequilibrio del balance radiactivo y un calentamiento global. Constituyente del medio ambiente

La atmósfera, que protege a la Tierra del exceso de radiación ultravioleta y permite la existencia de vida es una mezcla gaseosa de nitrógeno, oxígeno, hidrógeno, dióxido de carbono, vapor de agua, otros elementos y compuestos, y partículas de polvo. Calentada por el Sol y la energía radiante de la Tierra, la atmósfera circula en torno al planeta y modifica las diferencias térmicas. Por lo que se refiere al

Agua, un 97% se encuentra en los océanos, un 2% es hielo y el 1% restante es el agua dulce de los ríos, los lagos, las aguas subterráneas y la humedad atmosférica y del suelo. El suelo es el delgado manto de materia que sustenta la vida terrestre. Es producto de la interacción del clima y del sustrato rocoso o roca madre, como las morenas glaciares y las rocas sedimentarias, y de la vegetación. De todos ellos dependen los organismos vivos, incluyendo los seres humanos. Las plantas se sirven del agua, del dióxido de carbono y de la luz solar para convertir materias primas en carbohidratos por medio de la fotosíntesis; la vida animal, a su

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (17.8 Kb)   pdf (115.4 Kb)   docx (16.3 Kb)  
Leer 11 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com