ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Efecto Del déficit Comercial De Estados Unidos En La Estrategia De Financiamiento Internacional De Empresas De Capitales Chilenos. Y Sobre Una Compañía Chilena Exportadora De Productos De Manufactura Forestales A Estados Unidos Y China.


Enviado por   •  16 de Abril de 2014  •  3.305 Palabras (14 Páginas)  •  245 Visitas

Página 1 de 14

Introducción.

La globalización y la internacionalización de las empresas, hacen que estemos pendientes en lo que está pasando en las economías mundiales, esto debido a que las empresas tanto locales como extranjeras buscan expandir sus locales no tan solo en el territorio nacional sino también en países más alejados.

Hoy en día lo que pasa en cada país afecta o repercute con mayor o menor intensidad en nuestro país, lo que puede verse intensificado si los principales aliados económicos de Chile sufren algún tipo de inconveniente como lo son China y Estados Unidos, que con una baja en su crecimiento, nos afectó directamente dado que son el principal comprador de cobre de nuestro país.

Así veremos también que cuando se habla de analizar un déficit comercial de algún país, se habla de analizar cómo está su cuenta corriente, determinando si posee un superávit o déficit de una nación, también observando las diferencias entre el ahorro y la inversión. En el presente informe desarrollaremos los efectos que este desajuste positivo o negativo, de la cuenta corriente produce en las estrategias usadas por empresas de capital chileno, ya sea en su financiación o la exportación que realizan, principalmente exportación de derivado forestal. Relacionados principalmente con el déficit comercial de Estados Unidos que está presentando en el último tiempo.

¿Qué es el déficit comercial?

La balanza de pagos es un indicador que muestra una relación de las operaciones comerciales y de capitales de un país con el mundo, en un determinado periodo de tiempo, las que pueden se pueden generar entre empresas, gobiernos o individuos. Dentro de esta se encuentra la Cuenta Corriente, Cuenta de Capital y Cuenta de reservas oficiales.

En el apartado Cuenta Corriente, se consignan aspectos como la balanza comercial, esta se define como “la diferencia entre las importaciones y exportaciones de bienes y servicios”, hablándose así de; déficit o superávit, en la balanza comercial cuando el gasto en las importaciones de bienes y servicios es inferior o superior, respectivamente, a los ingresos por las exportaciones. Aun cuando la definición popular de saldo comercial se refiere solo a la balanza comercial, es más correcto medir el saldo comercial de bienes y servicio de forma conjunta (John D.Daniels, 2004).

¿Qué problemas crea un déficit de la cuenta corriente?

Un déficit elevado en cuenta corriente representa un alto consumo nacional, una desacelerada política fiscal y/o monetaria, y/o una mala asignación de los recursos productivos de la economía.

Un país con déficit en cuenta corriente está tomando prestados recursos del resto del mundo, que tendrá que devolver en algún momento. Esta situación no es necesariamente indeseable. Por ejemplo, las oportunidades de inversión dentro del país para los préstamos tomados del exterior pueden resultar más atractivas que las existentes fuera de él. En este caso, la devolución de los préstamos al exterior no representa ningún problema, porque una inversión rentable puede generar los recursos suficientes como para cubrir el pago de los intereses y del principal. Pero en muchas ocasiones las expectativas de retornos futuros son demasiados optimistas, y en estos casos, el gobierno debería reducir rápidamente el déficit de la balanza por cuenta corriente para evitar en el futuro problemas en la devolución de la deuda exterior acumulada.

De modo similar, un superávit por cuenta corriente puede no suponer ningún problema, si el ahorro interno se puede invertir de modo más rentable en el exterior que en el propio país.

Cuando se empieza a tener dificultades para renovar, o en su defecto pagar los intereses de la deuda, los acreedores extranjeros se pueden volver reticentes a conceder nuevos préstamos, pudiendo generar una caída repentina de los flujos de capital desde exterior. Este panorama obligaría a tomar medidas para reducir el volumen de importación en términos de capitales, a niveles más asumibles, y cancelar deuda externa de los acreedores no deseen renovar, tratando de recuperar la confianza del exterior. Y si esto no ocurriese la economía deberá reducir bruscamente el gasto nacional, expresado en el consumo o la inversión nacional, o ambas variables.

Lograr el equilibrio depende de varios factores, entre los que se incluyen las circunstancias propias de esa economía, las del resto del mundo y los acuerdos institucionales que gobiernan las relaciones con los otros países. Un país que esté comprometido a mantener fijo su tipo de cambio frente a las monedas extranjeras, por ejemplo, puede muy bien adoptar una definición de equilibrio externo diferente de la de aquellos que tengan tipos de cambio flotantes (Tamez, 2008).

¿Cómo se gesta el déficit de la cuenta corriente en EE.UU.?

En los años 90 se produce un auge de consumo en EE.UU. producto de la fortaleza de la moneda, esto ocasiona que paulatinamente y de forma acumulada disminuyeran las exportaciones desde EE.UU. en relación al nivel de consumo adquirido, ya en el 2002 este cambio en los patrones de conducta sumado a la liberación económica del mundo, de años anteriores, hace incrementar en consumo norteamericano ocasionando un déficit comercial que se sostiene a través del tiempo teniendo su record en el año 2006, donde llego a representar el déficit comercial un 5,9% del PIB (Munevar, 2009).

El elevado consumo presente, sumado a una política fiscal expansiva pro cíclica; y un exceso de inversión nacional en construcción y actividades inmobiliarias, fruto de una errónea asignación de recursos productivos, y basada en expectativas sobre la rentabilidad futura de la inversión excesivamente optimistas (burbuja inmobiliaria) arrastrada desde el 2006, hacen desembocar en el 2008 la crisis subprime. Aquí se puede observar el efecto de los flujos de capitales hacia EE.UU, que atrajo el 2008 el 43% de los flujos de capital mundiales (Munevar, 2009). Apreciando que posterior a esto el déficit disminuye a finales del 2009, teniendo desde el año 2010 un alza que se mantiene relativamente estable hasta el año 2013 llegando a los US$440.423.000.000.- de déficit (Banco Mundial, 2014).

Efectos en el mundo debido al déficit comercial de Estados Unidos.

EE.UU durante mucho tiempo ha sido una ayuda para impulsar las economías emergentes, siendo un gran comprador de servicios y productos de otros países, lo que a lo largo de un tiempo ha traído consecuencias negativas para una de las principales potencias económicas a nivel mundial, creando un

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (21.5 Kb)  
Leer 13 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com