ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Ente y esencia


Enviado por   •  17 de Febrero de 2021  •  Resúmenes  •  1.590 Palabras (7 Páginas)  •  10 Visitas

Página 1 de 7

ENTE Y ESENCIA.

La esencia en los seres complejos o compuestos es aquello que está conformado por forma y materia, y no solo por uno u otro, pero lo que podemos expresar, gracias a la definición, acerca de ese ser complejo es la Quididad. Gracias a la esencia un ser se denomina ente. La esencia debe ser particular y no universal, y si esto es así, los universales no tendrán definición, puesto que la esencia participa en dicha definición.

El género es aquello que está contenido en la especie de un ser y no únicamente en su materia ni en las diferencias, sino que se toma de la materia para enunciar todo lo del sujeto, igual la diferencia no es la forma del sujeto, sino que parte de esta para enunciar todo lo que es el sujeto. Es importante tener en claro estas dos realidades, la materia y la forma para designar un ser, ya que a partir de estas dos es de donde procede su ser. El género debe expresar todo lo propio de la especie, y al hablar del individuo, debe mencionarse lo más esencial de dicho individuo. Si la esencia de la especie se separa del individuo, entonces será aquello donde el individuo es ese individuo. Ahora, la determinación de la especie en cuanto al género es por la forma y la determinación de un individuo en cuanto a su especie es por la materia. En la determinación no deben ser incluidos los accidentes, ya que estos son variables entre individuo e individuo de la especie y al mismo tiempo no son algo vital para la determinación. La naturaleza de una especie hace abstracción de cualquier accidente, pero no los excluye, y esta naturaleza es la que se predica de todos los individuos miembros de esa especie.

El predicado se completa y realiza por la acción del intelecto que clasifica e identifica lo adquirido del objeto observado y de lo que se repite en el mismo tipo de objetos.

La forma da su capacidad de ser a la materia, por lo tanto, la materia no puede existir sin forma, pero si puede existir forma sin materia entre más cerca estén del primer principio. La unión de forma y matera da la esencia de las substancias compuestas, mientras que la forma de las substancias simples es su esencia.

Entre las substancias simples y compuestas surgen diferencias muy notables, en primera es que de las compuestas podrá enunciarse como un todo o una parte, mientras que de las simples tendrá que ser el todo, ya que no podrá separarse la forma puesto que la quididad de las substancias simples es esa misma substancia. La segunda diferencia será que la esencia de las cosas compuestas se manifiesta en una materia concreta y se multiplica de acuerdo a esa misma materia, a diferencia de las substancias simples, en las cuales al no manifestarse en la materia no se multiplica.

El hecho de que algo tenga quididad no obliga a que exista, ya que podemos captar lo que algo es, pero ignorar si existe o no, ejemplo serían las bestias inventadas por la mitología o la imaginación.

Es necesario que aquello que es por sí mismo sea la causa de la existencia de todas las cosas, de lo contrario, si la causa de las cosas fuese aquello que es por otro, se iría en regresión hasta el infinito, por esto la causa que es por sí sola y no por otra u otras, es la causa primera, y la causa primera es Dios.

Santo Tomas inicia la obra retomando las acepciones del ser, diciéndonos que, entendido de la primera forma, se divide en 10 géneros, únicamente aquello que es real. Entendido de la segunda forma, el ser, es aquello de los cual se puede formular una verdad afirmativa, aunque no sea algo real. Una vez comprendidas estas dos acepciones nos dice que la esencia solo se toma del ser cuando se entiende de la primera forma y entonces la esencia debe significar algo en común en todas las naturalezas por la cuales los diversos seres se dividen en diversos géneros y especies. La definición expresa lo que es una cosa, aquello por lo cual una cosa queda constituida en una especie y genero propio. Por eso los filósofos llamaban a la esencia, quididad (“quid-est” o que es). Avicena llamaba “forma” a aquello por lo cual una cosa es lo que es; a esto Aristóteles llamaba esencia. Beocio, por su parte, le llamaba naturaleza y se entendía como aquello que es aprendido o captado por el entendimiento, dicho de esta forma, se puede entender como esencia. La quididad pues, es aquello que se capta por la definición y esencia es aquello en lo cual y por lo cual una cosa es.

El ser se puede predicar

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (8.8 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com