ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Niños Mentirosos


Enviado por   •  30 de Abril de 2013  •  956 Palabras (4 Páginas)  •  290 Visitas

Página 1 de 4

Niños mentirosos? TRASTORNOS DEL COMPORTAMIENTO

Opciones

Publicado: ‎06-25-2006 10:27 PM

¿Niños mentirosos?

Por Adelina Vázquez-Servicio Especial de la AIN

Para todo padre puede resultar muy frustrante encontrarse con un pequeño Pinocho en casa, sobretodo porque muchas veces no se sabe, a ciencia cierta, qué hacer para ponerle punto final al problema. ¿Debe el niño ser castigado? ¿Bastará con un regaño? ¿Hasta qué edad será normal que diga alguna que otra mentira? Estas y muchas otras interrogantes son comunes entre los padres.

"Si me llaman por teléfono, di que no estoy", indicaba Bertha a su hijo Luisito.

¡Cuidado con proferir frases semejantes a los pequeños!

Por muy honestos que sean, a veces los adultos se ven obligados a decir mentiras inofensivas para eludir compromisos sin importancia, porque se sienten mal, o simplemente son invitaciones no deseadas, o expresan mentiras piadosas con el fin de no herir susceptibilidades.

Pero los niños no tienen bien definidos ciertos matices de la convivencia ni el concepto de la relatividad y para ellos todas las mentiras tienen igual categoría, por eso si las condiciones lo presionan a faltar a la verdad, evite hacerlo y menos delante de ellos. Y nunca utilice a sus hijos para esas mentirillas, porque eso va mellando la honradez innata de los muchachos.

Además, los menores consideran a sus padres la máxima expresión de autoridad y respeto y si los estimulan a engañar a sus semejantes ¿qué concepto se harán de la honestidad y la sinceridad? ¿Cuánto se resentirá la imagen de sus progenitores?

Otra actitud negativa consiste en hablar mal de terceras personas cuando éstas se retiran y con las cuales se mostraron afables minutos antes. Esas manifestaciones permean el concepto infantil de las relaciones humanas y conducen al niño a la insinceridad, la simulación y la hipocresía.

Una conducta igualmente dañina es la de las madres que apañan una mentira de sus hijos para evitarles castigos de los padres, o viceversa, o envían a los maestros cartas falseando la verdad para justificar una tarea no realizada o la llegada tarde a la escuela o al pase, si son becarios.

Un chico dado a la exageración podría estar manifestando una falta de seguridad en sí mismo y un problema de autoestima que tendríamos que tratar de abordar cuanto antes. Habrá que corregir cada mentira pero, sobre todo, tendremos que centrarnos en prestar una mayor atención al chico valorando especialmente sus esfuerzos, logros y conductas positivas, con el fin de que, poco a poco, gane confianza en sí mismo.

Un chico, por el contrario, que utilice sus mentiras como sistema de "defensa" tendremos que intentar corregirle inmediatamente pues corre el peligro de adquirir un hábito que, sin lugar a dudas, será nefasto el día de mañana.

Un muchacho con tan nefastas bases

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (5.9 Kb)  
Leer 3 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com