ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Cuestionario De Textos Para Realizar Observaciones En Clases


Enviado por   •  11 de Agosto de 2013  •  8.033 Palabras (33 Páginas)  •  564 Visitas

Página 1 de 33

TRABAJO PRÁCTICO N°1

“CLASES PERFECTAS”

DE ANTELO

Cuestionario:

1) Indaga a qué imagen se refiere el autor cuando hace referencia a la Familia Ingals.

2) ¿A qué se denomina clases perfectas?

3) Analiza el planteo del autor con respecto a la importancia de ser docente.

4) ¿Cómo caracterizarías al alumno Jaimito?

Respuestas:

1) La Familia Ingals es el título que tuvo en la Argentina la serie televisiva “Little House on the Prairie”, basada en los ocho libros infantiles que narran las memorias familiares de Laura Ingals. La serie se filmó entre 1974 y 1984. Cuando el autor afirma que la Familia Ingals no es una clase, se refiere a que aún no se ha visto una clase que funcione plenamente, es decir una clase donde lo negativo está ausente, donde los estudiantes no hagan “renegar” a los docentes.

2) Clases perfectas se denominan a aquellas clases que funcionan plenamente: todo el mundo ha traído su libro, todos atienden, todos han estudiado. Cuando se requiere hay participación activa y/o silencio. No hay apatía, desinterés, aburrimiento, etc. Los saberes previos se ofrecen generosamente y no es grato ver la formación de competencias es su ministerial plenitud.

3) “Si tuviéramos los alumnos perfectos, motivados, atentos, educados, ya tendríamos el trabajo hecho, es decir, cualquiera podría impartir, repartir, dar clases. Esos son los retos, la desconexión de nuestros programas educativos con los intereses de nuestros alumnos”.

La clase que nos falta, nunca la tuvimos. La clase que no funciona no es una maquina a la que hay que cambiarle un pistón para que vuelva a ser lo que era.

En el caso de los docentes, no se trata de hacer esfuerzos para que la clase no funcione. Tampoco deben hacerse los distraídos, dice el autor. Es que aun cuando quieran no notificarse esto es imposible, ya que si hay algo que es propio del que los hace renegar es hacerse ver, llamar la atención, aun en su no hacer nada. El no funcionar de la clase no es otra cosa que la presencia del conflicto. El que enseña se ve obligado a lidiar con el conflicto. Un conflicto bastante complejo en tanto según el entender del docente es irresoluble. No consiste entonces, su tarea en lo que hoy se conoce como resolución de conflictos.

La máxima “conocer al alumno” que interviene en este tipo de enunciado (“si yo hubiera sabido que Fulanito tenía un hermano drogadicto”), hace del profesor alguien que siempre sabe demasiado poco sobre sus alumnos. Pareciera que la cuestión pasara por buscar el modo de apropiarse, en tiempo y forma, de cierto saber sobre la persona del alumno.

El no saber sobre la persona del alumno no es despejable, es decir, se trata de un desconocimiento ontológico. Por más que conozcan un poco más o un poco menos la composición de la familia de Fulanito, él siempre será un enigma.

El éxito en el conocimiento del alumno, acercarse demasiado a su interioridad, puede llegar a provocar cierta repulsión.

Mantener cierta distancia prudente posibilita poder relacionarse, y en este caso, que alguna enseñanza tenga lugar.

Félix de Azúa dice: “o bien se vive, a costa de no saber, o bien se le da un significado a la existencia, pero entonces no puede vivirse”.

Saber sobre el alumno no es condición necesaria para enseñar. Mientras más se conoce al alumno, menos se le enseña.

Frente a aquello que dice NO, frente al conflicto-en sus variadas formas y modalidades- no existe un saber hacer, alguna técnica con reglas claras y precisas. Frente al conflicto de lo que se trata es de saber arreglárselas. Lo cual, más allá del tono de la expresión, no significa proceder de modo negligente ni mucho menos, sino asumir la responsabilidad de actuar, aun sabiendo demasiado poco sobre el alumno.

Dialogar con lo negativo es quizás la forma misma de la existencia. El dialogar no se dará en un terreno de certezas, sino en un espacio entre la insuficiencia y la ignorancia. Y no será el acceso a cierto conocimiento certero- hasta el momento no poseído- lo que posibilite dialogar con el conflicto. Se trata más que de conocerlo (además de conocerlo), de poder reconocerlo.

Podríamos decir entonces que la condición para que algo del orden de la educación suceda es que el otro pueda en algún momento decir no y producir la diferencia.

4) El asedio de “Jaimito” es una siempre presente posibilidad instalada en cada clase, en cada mapa conceptual.

Jaimito es aquél “del fondo”, el que atenta contra el transcurrir de la clase interrumpiéndola; el desatento, el que se resiste, el sedioso que se levanta y se sienta, el ávido de visita al baño, el que contamina y parasita la clase, según el autor. Hoy en día es el hiperkinetico o un chico con problemas de conducta o trastornos del aprendizaje.

TRABAJO PRÁCTICO N°2

“EL AULA POR DENTRO”

DE MARCHENA GÓMEZ

Cuestionario

1) ¿Cómo definirías a una clase?

2) Según el autor ¿Cuáles son los aspectos que se deben tener en cuenta en una clase?

3) Fundamenta la siguiente afirmación “la clase es un espacio multidimensional y complejo”.

4) Para mantener atenta la clase ¿Qué recomendaciones consideras importante destacar? Justifica tu posición.

5) Luego de la lectura de la clase de matemáticas, y de los aportes que plantea para mantener atenta la clase, elabora tu procedimiento metodológico y actitudinal que consideras importante desarrollar como docente.

6) Explica a partir de las recomendaciones que el autor señala con respecto a “aclarar individualmente” necesarias en una clase de matemáticas.

7) Analiza que aspectos debemos tener en cuenta en el trabajo grupal.

8) Desarrolla una ficha temática, explicitando los conceptos más importantes que aborda el autor.

Respuestas

1) Una

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (51.1 Kb)  
Leer 32 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com