ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?

Apuntes : Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?. Ensayos de Calidad, Tareas, Monografías - busque más de 2.741.000+ documentos.

Enviado por   •  5 de Junio de 2018  •  Apuntes  •  3.544 Palabras (15 Páginas)  •  15 Visitas

Página 1 de 15

 ¿Tiene Dios nariz?

Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?

Para que podamos responder necesitamos aclarar qué supone esta pregunta, pues, asume que Dios existe, que la biblia es real. Una vez supeditado lo implícito de la pregunta, a veces cómica por los académicos en teología; veamos cómo surge: Citamos Génesis 1:26-27

26 Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra.

27 Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó.”

Luego, desde este texto es que suelen presentar el siguiente argumento.

- Dios es a nuestra imagen y semejanza, entonces debe tener nariz.

- Si Dios tiene nariz, entonces es mortal, pues necesita respirar.

- Si no tiene nariz, entonces Él no es a nuestra imagen y semejanza, ya que nosotros tenemos nariz.

- Finalmente, sea cual sea la respuesta estaríamos demostrando que Dios no existe. Pues, si tiene nariz depende del aire y si no tiene nariz no es a nuestra imagen y semejanza.

Personalmente estoy tratando esta pregunta con detalle por obvias razones. De ésta misma se pueden preguntar ¿Dios es hombre o mujer?, ¿Dios tiene brazos físicos y piernas físicas?

Sin embargo, debemos notar que la biblia tiene diferentes formas de interpretarse, por ello existe la hermenéutica. En este pasaje se tiene que diferenciar y entender que es simbólica, nos ilustran los atributos de Dios como si fuesen de las personas, que tiene como nombre antropomorfismo. No quiere decir que Dios tenga forma humana. ¿Entonces qué es Dios? Citamos Juan 4:24

24 Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que adoren.”

¿Qué quiere decir esto? Que Dios no es material, sino espíritu. Adán no se parecía a Dios en el sentido de que Dios tuviera carne y sangre sino que la semejanza con la cual creó al hombre era una imagen espiritual, moral racional con voluntad propia y sentimientos. (Véase también Deuteronomio 4:15-16; Colosenses 1:15; Números 23:29)


¿Son posibles los milagros?

Muchos argumentan que los milagros no pueden suceder y nunca han sucedido porque las leyes de la naturaleza prohíben que los milagros ocurran.

Se dice que el Filósofo David Hume había resuelto esto en su ensayo sobre los milagros donde él afirmó: “Un milagro es una violación de las leyes de la naturaleza; y dado que una experiencia firme e inalterable ha establecido estas leyes, la prueba contra un milagro, por la misma naturaleza del caso, es tan completa como cualquier argumento desde la experiencia que sea posible imaginar… es un milagro, que un hombre muerto regrese a la vida; porque nunca ha sido observado en ninguna era o país. Por lo tanto, debe de haber una experiencia uniforme contra todo evento milagroso, de otra manera el evento no merecería ese nombre” (An Enquiry Concerning Human Understanding 10.1 Pág. 76-77)

El argumento de David Hume:

1) Los milagros son una violación de las leyes de la naturaleza.

2) Nuestra experiencia inalterable ha establecido estas leyes

3) Por lo tanto, dado que los milagros están fuera de nuestra experiencia, son imposibles.

Analicemos las premisas:

“Nuestra experiencia inalterable ha establecido estas leyes.”. Pero, Hume y otros como él, no han evaluado toda la experiencia humana; ellos meramente han evaluado su propia experiencia del mundo. Además, uno debe de aceptar que la humanidad todavía no ha visto todo lo que hay por ver ni ha resuelto los grandes misterios del universo. Así que, no puedes decir que tu experiencia estable leyes inalterables. Entonces, ¿Cómo pude Hume decir que su experiencia excluye la posibilidad de los milagros? Especialmente cuando no todos están de acuerdo con él. Si la experiencia humana, la cual incluye a todos los humanos, establece las leyes de la naturaleza y establecen que estás no pueden ser violadas. Entonces, ¿Cómo explicamos las personas que reportan milagros en su experiencia? ¿Cómo puede decir Hume que un hombre resucitado “nunca ha sido observado en ninguna era o país”, si personas han reportado este evento y no comparten su experiencia? La experiencia de Hume es diferente a la de las experiencias de los Apóstoles. Por lo tanto, no toda la experiencia humana establece que los milagros nunca suceden. A menos que asumamos que todos los reportes de los milagros son mentiras para poder decir que los milagros nunca suceden. Esto sería argumentar en círculos. Como dijo C. S. Lewis “Hay que estar de acuerdo con Hume en que si hay una «experiencia uniforme» absoluta contra los milagros, en otras palabras, si nunca suceden, entonces ¿por qué nunca suceden? Desafortunadamente, sabemos que la experiencia en contra de ellos es uniforme únicamente si sabemos que todos los reportes son falsos. Y podemos saber que todos los reportes son falsos únicamente si ya sabemos que los milagros nunca han ocurrido. De hecho, estamos


argumentando en círculo.” Es por ello que el ateo John Earman escribió un pequeño libro llamada “El pésimo fracaso de Hume” en donde comienza con “la sección X (sección diez de su libro, en el tema de los milagros) de la investigación sobre el Entendimiento Humano de Hume es un fracaso”. Él muestra con el teorema de Bayes que el argumento de Hume no funciona.

Hume simplemente está asumiendo que los milagros no pueden suceder para poder decir que los milagros no pueden suceder. El argumento es un deplorable fracaso lógico.

Uno de los puntos que él menciona es el hecho que los contemporáneos de Hume le respondieron con el ejemplo de un Príncipe, de un clima tropical, hindú que nunca ha visto el hielo. Mediante la lógica de Hume, el príncipe está en lo correcto al creer que no hay tal cosa como el hielo, solamente por escuchar reportes de su existencia. Dado que ello sería extraordinario para su experiencia por sí sola, y por lo tanto, él podría decir que es imposible que exista el hielo.

La única respuesta de Hume a esto fue decir que el hielo no está fuera de toda la experiencia humana, pero John Earman responde ese intento al resaltar que toda la experiencia humana estaba limitada a un pequeño grupo que surgió en África. (Hume’s Abject Failure Pág 33-38) y que nadie tenía la experiencia del hielo, así que por la lógica de Hume el hielo violaría las leyes de la naturaleza, dado que estaba más allá de la experiencia uniforme. Lo cual es el mismo problema cuando uno aplica el razonamiento de Hume a los reportes de los milagros.

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (21.3 Kb)   pdf (137.8 Kb)   docx (19.1 Kb)  
Leer 14 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com
Generador de citas

(2018, 06). Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?. ClubEnsayos.com. Recuperado 06, 2018, de https://www.clubensayos.com/Religión/Antes-de-todo-Cómo-surge-esta-pregunta/4412382.html

"Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?" ClubEnsayos.com. 06 2018. 2018. 06 2018 <https://www.clubensayos.com/Religión/Antes-de-todo-Cómo-surge-esta-pregunta/4412382.html>.

"Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?." ClubEnsayos.com. ClubEnsayos.com, 06 2018. Web. 06 2018. <https://www.clubensayos.com/Religión/Antes-de-todo-Cómo-surge-esta-pregunta/4412382.html>.

"Antes de todo, ¿Cómo surge esta pregunta?." ClubEnsayos.com. 06, 2018. consultado el 06, 2018. https://www.clubensayos.com/Religión/Antes-de-todo-Cómo-surge-esta-pregunta/4412382.html.