ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Ensayo Documental "Home"


Enviado por   •  15 de Marzo de 2012  •  780 Palabras (4 Páginas)  •  674 Visitas

Página 1 de 4

La Tierra Nuestro Hogar: “Home”.

La historia de nuestro querido “hogar” siempre llena de cambios, vivimos en una casa que ningún arquitecto es capaz de diseñar ni es sus más magnánimos sueños. Dinámica cómo sólo ella misma. Desde sus inicios hasta la aparición del hombre, la tierra se ha auto soportado, ningún doctorado en sustentabilidad puede igualar sus métodos de sostenibilidad.

La Tierra no nos necesita, y nunca nos necesitó. Nuestro hogar es tan inteligente que es capaz de esto y más. Supera los límites de la sustentabilidad para llegar a la simbiosis entre aquellos inquilinos que la habitamos. Pero dispone de aquellos que la habitan según sea necesario para mantenerse. Toda era así, hasta que decidimos que el hogar que habitábamos no era para nosotros, era de nosotros.

Decidimos que el ser humano, puede más. Nos propusimos ser más, y sobre todo, quisimos más. Y como niños que no miden las consecuencias de sus aventuras, emprendimos el viaje de la evolución humana. Pero igual que un niño que no hace caso del padre que con más años le aconseja, decidimos que, debíamos desarrollarnos como especie superior e independiente de aquellos que nos rodeaban.

Con el tiempo, en la adolescencia de nuestro desarrollo, caímos en la arrogancia. Nosotros como seres humanos podemos manipular de los recursos que nos rodean. Así descubrimos la agricultura y domesticamos a las especies más nobles y disciplinadas, de la misma manera que un abusador atormenta a aquellos que no se pueden defender.

Rápidamente nos graduamos como especie, generamos nuestras propias ciudades basadas en aquellos distorsionados valores que nos llevaron a imponernos como especie dominante. Pero qué importancia tenían los medios, más importante era que lo habíamos logrado. ¡Sobrevivimos y nos impusimos!

A lo largo de los años, el ser humano fue madurando. Pero como individuo que aqueja de traumas que datan desde la infancia, olvidamos nuestros orígenes como animales y habitantes de la Tierra. Eso era un concepto que dejamos atrás hace muchos años. Algo no propio de nosotros, y vergonzoso. Claramente somos los dueños por derecho de todo lo que nuestros ojos alcancen a ver. Y como dueños que somos, tenemos el derecho a predisponer de nuestras posesiones como mejor nos convenga.

Con el pasar de los años, nuestro intelecto no dejó de crecer, pero con él, la arrogancia tampoco dejó de hacerlo. Logramos cada vez inventar nuevas herramientas que nos permitieran facilitarnos la vida, y dejar de lado a ese odioso animal del pasado que dependía de lo que le diera La Tierra.

No sólo en ese aspecto crecimos, también lo hicimos en número. Pues si eres el dueño de un lugar tan grande y vasto, hay que aprovecharlo y expandirse. Ese crecimiento ha sido nuestra pauta a lo largo de los años, pero potenciado

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (4.8 Kb)  
Leer 3 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com