ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Mujer Importante


Enviado por   •  1 de Julio de 2013  •  1.748 Palabras (7 Páginas)  •  305 Visitas

Página 1 de 7

LA MEJOR ADMINISTRADORA DEL HOGAR

Objetivo: Dar a conocer a la mujer lo importante que es el saber administrar la casa-hogar para poder administrar lo que desea.

Introducción

Casa y hogar no son lo mismo. La casa es el edificio, las paredes, los cuartos, el lugar físico donde habita un grupo de personas. Hogar es el que forman los miembros de una familia, es la vida de la familia. Se puede tener un hogar sin casa, y más triste, una casa sin hogar. Es importante cultivar un hogar en paz, amor y unidad para que todos los miembros de la familia convivan en armonía. También debemos cuidar de la casa que alberga a nuestro hogar. Sea grande o pequeña, urbana o rural, lujosa o sencilla, la mujer debe ser una buena administradora de su vivienda. Bien se ha dicho que el carro refleja la personalidad del varón y la casa, la de la mujer. Por tanto, las jóvenes deben aprender a ser “cuidadosas de su casa” y las maduras deben enseñarles cómo hacerlo.

Presupuesto familiar.

-Gastos fijos como son: pago de vivienda, colegio, comida, transporte, luz, agua, teléfono, intereses de préstamos, contribuciones a fundaciones, iglesias, etc.

-Gastos variables como: ropa, placa vehicular, compra de gomas, vacaciones, etc.

-Imprevistos, los cuales (como su nombre anuncia) son imposibles de planificar. Debe separarse siempre un ahorro, con el cual poder sortear la situación cuando se presente.

El presupuesto familiar debe ser realizado antes de percibir los ingresos, ya sean quincenal o mensual y en el caso de tener un ingreso extra, te aconsejamos destinarlo completamente o en su casi totalidad a una de las partidas del presupuesto, de esa manera tendrás un mejor control de hacia dónde va ese dinero.

De la realización y control del presupuesto debe encargarse aquel miembro de la pareja con mayor capacidad para hacerlo, no está prescrito que debe ser el hombre o la mujer.

Los ingresos percibidos deben contemplar los gastos fijos y los variables, de lo contrario a final de mes siempre tendrás números rojos. Si tus gastos son mayores que tus ingresos, debes contemplar la reducción de tus gastos y el aumento de tus ingresos, ya sea cambiando de empleo o buscando fuentes alternas de ganancia, pues el desbalance entre estos dos elementos crea preocupaciones que afectan negativamente la salud y las relaciones de familia.

Existen personas que no se ajustan a sus ingresos, incurriendo constantemente en gastos que los llevan a tomar dinero prestado para cubrir las necesidades y gustos del mes, préstamo que se refleja en los meses siguientes cuando el presupuesto se incrementa, porque hay que realizar pagos a la deuda contraída.

Para mantenerte dentro de tu presupuesto lo más sabio es:

1. Al momento de comprar algo pregúntate si realmente es necesario para tí o el hogar y en qué situaciones lo usarías, así como qué es lo que te motiva a comprarlo. Vanidad? La publicidad?. No te dejes manipular por el pensamiento consumista de los medios. Las compras compulsivas son las grandes enemigas de la administradora del hogar. Cuidado con ellas!.

2. Conocer el límite de tus ingresos y ajustarte a tu presupuesto, planificando los gastos deseados (aquel lindo mueble, o aquella preciosa blusa, o esos zapatos de ensueño), ahorrando hasta llegar a acumular los fondos necesarios para obtener lo deseado.

3. Hacer un préstamo para comprar vehículo, vivienda o gastos similares cuando se dispone de por lo menos el 50% del valor deseado. Así se pagan menos intereses y el tiempo de saldo de la deuda es menor.

4. Una medida que ayuda a muchas personas es disponer de poco efectivo, pues así logran diferir la decisión, considerándola luego desde otra perspectiva o definitivamente desistiendo de la misma.

I. UN TRABAJO DE TIEMPO

COMPLETO.

A. La sala. Este es un lugar íntimo y cómodo dentro de la casa. De hecho, es uno de los lugares al que más atención solemos prestar porque es donde recibimos a las visitas. Debe estar listo siempre para invitar a la familia, a los vecinos, a los hermanos, a los pastores para disfrutar de un tiempo especial con ellos. Procura que esté ventilada y llena de luz. Esa responsabilidad recae en gran medida sobre nosotras las mujeres.

B. El comedor. Es el lugar donde la familia se reúne a compartir los alimentos. Debe estar limpio, arreglado y dispuesto para alimentar a los nuestros y en algunos casos también a los necesitados e invitados. Es importante que sea acogedor y que haya esmero de tu parte para que los tiempos de comidas sea un deleite para todos. Debemos poner especial empeño en la limpieza de los utensilios que usaremos y en el orden de todos ellos. Si fuera necesario, hay que madrugar para tener los alimentos listos para cuando el resto de la familia se levante. Y no solo a la familia, sino a quienes trabajan con nosotras o si alguien nos llega a visitar. En ocasiones podrían llegar visitas inesperadas. Debemos estar dispuestas a preparar algo para nuestros invitados con alegría.

C. La cocina. Podríamos llamarla la “oficina” de la mujer. Es ahí donde pasa gran parte de su tiempo elaborando platillos para su familia, pero también

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (10.3 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com