ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Hacia Una Mejor Calidad En Las Escuelas

Composiciones de Colegio : Hacia Una Mejor Calidad En Las Escuelas. Ensayos de Calidad, Tareas, Monografias - busque más de 2.323.000+ documentos.

Enviado por   •  23 de Julio de 2013  •  9.135 Palabras (37 Páginas)  •  143 Visitas

Página 1 de 37

CAPITULO I

LA CALIDAD EDUCATIVA MIRA HACIA AFUERA

Objetivos de la Educación Según Silvia schmelkes, son los objetivos lo que le da sentido a toda empresa que educa, pero en ocasiones se le da más importancia a los objetivos hacia adentro que a los objetivos externos; de estos objetivos el primero contribuye al desarrollo de la sociedad y el segundo se preocupa más por los resultados de los exámenes y de cumplir normas y reglamentos de las Instituciones, desafortunadamente es una gran realidad ya que en muchas ocasiones se educa más para la escuela que para la vida, los principales objetivos deben ser determinados no solo en el interior de las aulas sino en el exterior.

En el quehacer cotidiano de las escuelas, estos objetivos parece olvidarse, muchas veces por todos aquellos que intervienen en la educación se fijan solo en objetivos internos como ejemplo que los alumnos acrediten con una calificación aprobatoria cada una de las materias y cumplir con las normas o reglamentos de las escuelas; no se debe perder de vista que el sistema educativo tiene un objetivo social y que es parte de cada una de las escuelas.

Es muy complejo precisar e identificar qué es lo que debe aportar la educación, a lo largo de la vida educativa esperamos que la educación rinda aportes importantes y quizás demasiadas en el ámbito social, se espera que los sistemas educativos proporcionen aportes significativos de tal manera que los alumnos tengan todas las características para que puedan desenvolverse ante la sociedad sin ningún rechazo.

Difícilmente se le podría exigir a las escuelas que mejore las oportunidades de trabajo ya que en el mismo sistema el ritmo de creación de empleo no crece al mismo ritmo que crece el número de egresados de los distintos niveles, además de que en el sistema político mexicano son delimitados y se restringen las participaciones ciudadanas, esto complica y dificulta que las escuelas produzcan ciudadanos democráticos. No se le puede atribuir a la educación que pueda transformar a la sociedad en la que está inmersa, pero si todos los sectores de la sociedad no se involucran en cada uno de los procesos de transformación de la vida cotidiana, será difícil mejorar las condiciones de vida de cada uno de los ciudadanos.

Se debe reconocer que en la actualidad, los objetivos de la educación no se cumplen como debería ser, tan solo recordemos que los mismo directores y docentes, además de todo el personal de apoyo, se aíslan en la orientación académica y social de cada uno de los alumnos.

Schmelkes define al beneficiario de la educación como todo aquel que juzga sobre la calidad de un servicio, el principal beneficiario es el alumno porque es el receptor de todo esfuerzo educativo y se preparará adecuadamente como persona, también lo son los padres de familia, los que tienen la tutela ya que exigen y comparten con la escuela la función formativa del alumno, las escuelas de un nivel mayor en virtud de que estas reciben a los egresados, los centros de trabajo porque son ellos los que darán empleo y la sociedad qué recibe a estos mismos.

En el caso de una escuela, el ejemplo más claro del beneficiario es el maestro del grado siguiente, quien recibirá a los alumnos del grado inmediato anterior, este maestro tendrá que ser beneficiado con una calidad educativa; sus necesidades y expectativas se convierten en un aspecto central de los esfuerzos por mejorar la calidad dentro del salón de clases.

Es bueno reconocer que el principal beneficiario es el alumno, quien se vuelve analítico, reflexivo y crítico y además plantea y soluciona problemas; quien es activo en todo cambio de la educación; es el alumno quien debe determinar cada una de las situaciones educativas y reflexionar si en verdad existe una mejora continua en su persona.

Es necesario que el alumno entienda los servicios que una institución educativa le proporciona pero que además entienda que tiene que ir aprendiendo conforme a sus capacidades y potencial, esto fortalecerá su autoestima y secuencialmente manifestará los valores que vaya adquiriendo en la vida cotidiana, además de tener una capacidad crítica y de resolución de problemas y que esos aspectos les sean útiles en su vida adulta.

El beneficiario es quien debe de juzgar la calidad del servicio educativo, además debe representar el interlocutor privilegiado de toda organiz

ación y que puede darse por los siguientes motivos:

Si el que juzga tiene opciones, y su juicio es negativo, abandonará nuestro servicio con esto los padres tendrán la opción de enviar a sus hijos otra escuela, además las escuelas podrán rechazar a nuestros egresados y los empleadores preferirán otorgarle trabajo a egresados de otras escuelas y la sociedad marginará a nuestro plantel.

Si el que juzga no tiene opciones, pero tiene derechos y expectativas tendrá también derecho a exigirnos por diferentes vías, cuando esto sucede se origina una presión benéfica, en el largo plazo en una mejor calidad educativa. En el corto plazo genera tensiones y conflictos que dificultan y obstaculizan el movimiento hacia una mejor calidad.

Si el que juzga no tiene opciones ni claras sus expectativas, aunque tenga derechos, se conformará con un servicio mediocre o rechazará el servicio, desafortunadamente esto último es lo que sucede en la mayoría de nuestras escuelas con consecuencias sociales muy desfavorables.

LA IMPORTANCIA DE QUE EL MAESTRO DE EDUCACIÓN BÁSICA CONOZCA Y VALORE LAS BASES CONSTITUTIVAS DEL SISTEMA EDUCATIVO MEXICANO

La educación pública en México está regida por criterios explícitos en leyes, reglamentos y decretos que a su vez emanan de nuestra ley fundamental.

Es necesario e importante que el maestro de educación básica conozca y valore las bases constitutivas para asegurar el buen funcionamiento de las escuelas y del Sistema Educativo Mexicano, debido a que estos son los principales documentos que ordenan y preservan la actual oferta educativa en el estado y en el país. Además de que contienen normas que ayudan a regular la actuación de los trabajadores de la educación y a coadyuvar al cumplimiento de los objetivos en cada Institución; por lo tanto todos los maestros deben de tomar estas bases constitutivas comoorientación fundamental para el ejercicio de sus funciones y como apoyo cuando se presente alguna situación específica que así lo requiera y así de esta manera poder contribuir para lograr una mejor calidad en las escuelas.

El movimiento hacia una calidad educativa debe partir del propósito de satisfacer al beneficiario, para logarlo se deben conocer sus necesidades, sus expectativas, sus preocupaciones y sus insatisfacciones respecto al servicio que recibe.

La calidad no es algo absoluto ni estático, la calidad cambia con el tiempo y quien juzga la calidad educativa tenderá a ser cada vez más exigente, por tanto tiene razón Schmelkes cuando dice que la calidad educativa es un movimiento cuya trayectoria es de forma espiral ascendente. Una vez iniciado, lo único que puede lograr es más calidad.

CAPITULO II

EL RECONOCIMIENTO DE LOS PROBLEMAS

Para poder iniciar un movimiento hacia una calidad educativa se debe reconocer que existen problemas, pero no solo es reconocer sino que además es necesario tomar la decisión de que hay actuar hacia una solución al respecto; si la decisión es de una persona o de un grupo de personas, es necesario el convencimiento de los demás. Para que el proceso de mejoramiento real de la calidad se dé es necesaria la inclusión activa y convencida de todos los actores que se encuentran inmersos en la organización en cuestión.

Para poder lograr una respuesta al planteamiento de algún problema es necesaria la participación en conjunto de todos los interesados y que exista un compromiso con lo que se emprende y además el compromiso debe ser de todos, esto implica lo que llaman los teóricos un cambio cultural, se trata de fortalecer valores compartidos, de vivirlos día con día, que en el fondo solo significa partir de una convicción básica.

Uno de los enemigos principales de los movimientos de la calidad es sin duda alguna la falta de constancia, pero también se debe al hecho de que el mejoramiento de la calidad es por definición permanente; lento y gradual, pero permanente. El trabajo debe ser de todos y el beneficio central debe ser de grupo o de la organización, no personal, para que esto pueda cumplir mejor con su objetivo hacia afuera y lograr un cambio radical en la forma de relacionarnos teniendo siempre presente que compromisos de esta naturaleza requiere de liderazgo.

Cuando los problemas son generados, pero además estos no son vistos de una manera particular ni con una visión profunda de las cosas, en un movimiento hacia una calidad, para solucionar no se trata solo de reacomodar lo que afecta o sea lo que está mal, se trata de resolver los problemas atacando las causas que la originan, con esto se eliminaría todo aquello que provoca la existencia del problema.

El rezago escolar es un problema muy complejo y de interés social, se podría argumentar el porqué de la falta de aprendizaje de los niños, pero una situación más provechosa es preguntarse qué se ha hecho por los alumnos, hasta dónde existe el compromiso con ellos, si realmente se ha puesto atención a sus problemas o ya se ha entablado unacomunicación para poder orientarlos y guiarlos a una mejora educativa y con esto dar un pequeño salto a un movimiento hacia la calidad educativa.

La atención que se brinda adentro y afuera de las escuelas a los jóvenes, provoca una mejora en todos los aspectos al rubro educativo, con esto se genera una visión, compromiso, valores y demás características que son fundamental tanto en el desarrollo de la escuela como en los propios jóvenes, se debe tener la capacidad y la responsabilidad de clasificar los problemas y asumir la responsabilidad de otros, pero dar prioridad a los problemas propios.

La escuela es única y cada una tiene su particularidad no existen las escuelas típicas, puesto que en cada una de ellas la definen los mismos docentes que en ella trabajan, los alumnos, la sociedad que también se encuentra inmersa en ella y así todos en conjunto se interaccionan, por todo esto también es difícil hablar de los problemas que afectan la calidad de las escuelas, sin embargo a continuación se mencionan algunos de estos problemas y se hace un breve análisis de estos.

Hay problemas que son comunes a muchas escuelas (La no inscripción, la deserción, la reprobación, el no aprendizaje, la falta de equidad y encontramos el deficiente ambiente de aprendizaje, la falta de disciplina, la escases de tiempo destinado a la enseñanza, la poca relación entre la escuela y la comunidad y la falta de fortaleza en las relaciones entre las personas que laboran en la escuela).

Cada escuela debe analizar sus problemas y suscausas, para ello requieren información si realmente se quiere resolver los problemas a fondo, una vez resuelto un problema, se logran fijar estándares de calidad mayores que los anteriores para el funcionamiento de la escuela.

Estos problemas se presentan comúnmente en las escuelas de nuestro país, donde el verdadero movimiento hacia una calidad educativa comienza cuando verdaderamente se prioriza a la solución de un problema, las causas y se moviliza el equipo para atacar de raíz estas mismas.

CAPITULO III

LA CALIDAD EN EL PLANTEL Y EN SU CONTEXTO

La calidad se entiende como un proceso trascendente, activo y transformador de conocimientos, capacidades, habilidades y actitudes que se van desarrollando dentro del entorno educativo relacionado con el contexto en el que se desenvuelve. La interacción que exista entre estos dos entorno son determinantes para el proceso de calidad que se desea lograr ya que depende en gran medida para el aprendizaje. “Las diferencias entre las escuelas que producen aprendizaje de calidad y aquellas que no lo hacen, no se explica por la presencia o ausencia de un solo factor o por el conjunto de ellos, sino por la interacción entre los factores que tienen que ver con la calidad de los aprendizajes”.

Por lo tanto para que una escuela cumpla con la función específica que es la búsqueda de la calidad, es necesario que todos los que intervienen en ella actúen de manera comprometida y responsable con el papel que deben desempeñar.

El personal: directivo y docentes deberán conocer las necesidades educativas que surjan dentro del contexto y diseñar estrategias que permitan favorecer, mejorar y satisfacer las exigencias que surjan dentro de la misma. Para este trabajo es necesario involucrar a los sujetos externos (padres de familia y comunidad) porque son parte de este proceso que se pretende alcanzar y porque son los intermediarios para el desarrollo del aprendizaje.

LOS MAESTROS DE EDUCACIÓN SECUNDARIA Y EL CONOCIMIENTO DE LOS PROPÓSITOS EDUCATIVOS DE LA EDUCACIÓN PRIMARIA.

En educación, la calidad se refiere al cumplimiento de los propósitos educativos de cada nivel y por lo tanto, a la satisfacción de las necesidades de aprendizaje de los estudiantes.

Para que los maestros de secundaria logren que su escuela mejore su funcionamiento pueden hacerlo de muchas formas, algo muy importante es reconocer a fondo los propósitos educativos de su nivel ¿Qué queremos que los alumnos conozcan y sepan hacer cuando terminen? Pero también es importante que conozcan los propósitos de la educación primaria con el fin de tener una visión general de cómo deben llegar los alumnos a sus escuelas, que conocimientos, habilidades y actitudes deben poseer.

Si el plan y los programas de educación primaria enuncian que el propósito fundamental es lograr que los niños desarrollen habilidades intelectuales (la lectura y la escritura, la expresión oral, la búsqueda y selección de la información, la aplicación de las matemáticas a la realidad) que les permitan aprender permanentemente y con independencia, así como actuar con eficacia e iniciativa en cuestiones prácticas de la vida cotidiana. Entonces el maestro de educación secundaria deberá analizar si todos los alumnos que llegan a la secundaria alcanzaron estos propósitos, es decir, si aprendieron lo que se pretendía y si desarrollaron las habilidades y actitudes esperadas y con base en los resultados de este análisis, planear las actividades que pudieran ayudarlo para mejorar la calidad de la educación en su escuela.

“El salto cualitativo en educación se dará cuando el personal sea capaz de interactuar adecuadamente con su comunidad”.

El logro de este proceso se dará cuando se cubran todas las necesidades educativas que la sociedad exige para esto es necesario que los sujetos que se encuentren involucrados en ella tomen conciencia de la función importante que deben desempeñar para que así podamos alcanzar el objetivo central que es “la calidad de la educación”.

CAPITULO IV

LA CALIDAD ESTÁ EN EL PROCESO

Un proceso de mejoramiento de la calidad no termina nunca, siempre es posible pretender más calidad; esto requiere constancia en el propósito de mejorar la calidad, sin en esto no es posible hablar de un movimiento hacia la calidad. Como ya se dijo en el capítulo anterior este movimiento hacia la calidad comienza en la misma escuela, con los padres de familia, alumnos y maestros, y son estos últimos los que deben mantener esa constancia en el propósito de mejorar la calidad, ya que como señala el artículo 21 de La ley General de Educación: “El educador es promotor, coordinador y agente directo delproceso educativo”. Sin embargo, los indicadores del Sistema Educativo Nacional muestran que es indiscutible que se ha logrado avanzar en la atención a la demanda.

Mejorar la calidad en una escuela tiene como objetivo mejorar los aprendizajes reales de todos los alumnos en función de las necesidades del beneficiario.

La calidad comienza desde el diseño mismo del proceso educativo. Esto significa que, desde que definimos que aprendizajes queremos lograr y como lo queremos lograr, desde que definimos al tipo de egresados que queremos, así como los aprendizajes que queremos que obtenga todo alumno que termina cada grado, el grupo de alumnos en su conjunto, estamos introduciendo calidad.

Es necesario señalar las habilidades individuales y sociales que la escuela debe desarrollar en las personas (conocimientos, habilidades, valores y actitudes tanto en maestros como en alumnos) al igual que la educación básica promueve habilidades, valores y conocimiento favorables para los individuos. Sin embrago, podemos observar que a pesar que conocemos que habilidades se deben desarrollar en las personas no se logra ya que la mayoría de las veces el maestro no está preparado para trasmitirlas a sus alumnos o desconoce de estrategias para desarrollarlas o favorecerlas.

El proceso de enseñanza es, en el fondo un proceso de relaciones: maestro-alumno, alumno-alumno, alumno consigo mismo, en la medida que busquemos mejorar estas relaciones estaremos incorporando más calidad al proceso. Es importante no perder de vistas estasrelaciones existentes en el proceso de enseñanza ya que esto permitirá el mejoramiento de la enseñanza.

Sin embargo, podemos darnos cuenta que la práctica diaria existen profesores que aun siguen siendo tradicionalistas ya que no permiten esa relación maestro alumno y mucho menos alumno-alumno esto lo vemos en nuestro mismo centro de trabajo o a través de comentarios de los propios alumnos.

Otro de los aspectos relevantes es la relación escuela-comunidad y maestro-padres de familia. En la medida en que estas relaciones se fortalezcan y podamos lograr una mayor participación de la comunidad y padres de familia en el proceso educativo y no solamente en los aspectos materiales de la escuela, estaremos mejorando la calidad.” Uno de los retos de la escuela es realizar trabajos con los padres de familia no solo en situaciones de escuela sino también en las necesidades diagnosticadas en el grupo”. Solo así podremos mejorar la calidad en los procesos de enseñanza.

Sin embrago hay ocasiones en que los profesores trabajan de manera aisladas olvidándose de las relaciones que existe en dicho proceso, o también existen comunidades que de acuerdo a su contexto no permiten que se lleven a cabo dichas relaciones y no dan lugar a una comunicación más estrecha entre los padres de familia y maestros y esto impide hasta cierto momento conocer las necesidades de los propios alumnos.

CAPITULO V

LA CALIDAD DEPENDE DE TODOS LOS QUE PARTICIPAN EN EL PROCESO.

De acuerdo con Sylvia Schmelkes, en una escuela, quizás más que en ningún otrotipo de organización, los resultados dependen de las personas y de las interrelaciones entre ellas. Director y maestros tienen que compartir el propósito de mejorar la calidad, comprender que se requiere un cambio de actitudes y estar dispuestos a modificar sus conductas y a ser consecuentes con esta decisión de cambio.

En este sentido, es una prioridad que los implicados en el proceso de enseñanza-aprendizaje se organicen para ponerse de acuerdo en cómo mejorar su enseñanza, para procurar de esta forma elevar la calidad del aprendizaje de sus alumnos. En concordancia con esta idea, uno de los instrumentos dentro de la práctica educativa es el denominado proyecto escolar, que cada escuela debe realizar, ya que en su diseño y ejecución implica el establecimiento de ciertos acuerdos respecto al enfoque para trabajar y lograr los propósitos; estos acuerdos permiten avanzar hacia la construcción de estilos de enseñanza y de relaciones congruentes.

Schmelkes, al respecto señala que no basta que todos participen. Hay que hacerlo en equipo para tomar decisiones y actuar sobre ellas. Éste se convierte en el fin del equipo. Lo que lo define es su objetivo, que se traza entre todos. Todos adquieren una responsabilidad ante el colectivo en esa actuación. En equipo también se monitorea el proceso -se evalúan los resultados de las decisiones tomadas-. Y el equipo es el único que puede revisar las decisiones anteriores, corregirlas y cambiarlas.

Acorde con esta postura, el trabajo en equipo se convierte en un ejercicio de autonomíaprofesional para los involucrados en el proceso de enseñanza dentro de la escuela, pues tanto los maestros como el director definen las formas de lograr los objetivos de calidad planteados por todos. En este mismo orden de ideas el Proyecto escolar propone realizar un trabajo en conjunto, en donde el establecimiento de acuerdos son necesarios para que las acciones individuales no ocurran de forma aislada, sino que se articulen y dirijan hacia un mismo fin.

Similar a los Círculos de calidad, que menciona Sylvia Schmelkes como equipos que tienen la capacidad de introducir innovaciones y mejoras en sus procesos de trabajo en función de los problemas que perciben.

Los integrantes de una escuela al concebir el concepto de la calidad de la educación como un trabajo en equipo, podrán crear pequeños grupos o círculos de calidad orientados al tratamiento de situaciones problemáticas de la escuela, por ejemplo pueden atender la falta de comprensión lectora en los alumnos, o el desarrollo de las habilidades de resolución de problemas, etc. sin embargo trabajaran en colectivo conjuntamente con los demás compañeros que pueden estar atendiendo otras cuestiones que incidan en la calidad que el grupo desea adquirir. Se trata de que el trabajo en equipo no se traduzca en que todos realicen exactamente de la misma manera o en el mismo momento las actividades planeadas; la participación significa tomar decisiones colectivas que orienten las acciones individuales.

Según Schmelkes, Una escuela debe convertirse en una comunidad educativa en la que participen activamente alumnos, padres de familia y miembros de la comunidad.

En este sentido, en el ámbito escolar debe haber para la obtención de la calidad educativa, una relación diferente entre los maestros y los padres de familia, así como entre los habitantes de la comunidad donde se encuentre inserta la institución; pues la participación de los padres de familia en el ámbito educativo, no se debe reducir a apoyar con recursos económicos para mejorar o mantener el edificio escolar, ni tampoco únicamente su participación recaerá en tratar con ellos los problemas de sus hijos o simplemente para firmar las boletas. Se debe involucrar a los tutores en el proceso de enseñanza y aprendizaje, de tal forma que faciliten cumplir con los propósitos educativos planteados.

En relación con todo lo expuesto, se dice que una buena organización de equipos de trabajo de manera colectiva, de los trabajadores de la educación, en los centros de enseñanza, garantizara la calidad en el servicio de las escuelas; sin embargo, hay que tomar en cuenta el aspecto personal y social de este fenómeno, no se trata de juntar a los maestros para quejarse colectivamente de los problemas de aprendizaje de sus alumnos, hace falta rescatar la vocación y ética profesional de cada individuo. Un maestro cuando tiene vocación se compromete con mejorar cada día su práctica educativa, dignificándola de esta manera éticamente dentro de la sociedad a la que pertenece. para todo lo anterior hace falta que cada escuela elabore su proyecto escolar en donde todos secomprometan a mejoras sus formas de enseñanzas y con ello los niveles de aprendizaje de los alumnos.

EL TRÁNSITO DE LA PRIMARIA A LA SECUNDARIA Y EL PAPEL DE LOS MAESTROS EN LA INCORPORACIÓN DE LOS ALUMNOS A UNA VIDA ESCOLAR DISTINTA.

La transición de la escuela primaria a la secundaria es un cambio importante en la vida de los jóvenes estudiantes, debido a que se da en una etapa muy difícil de su vida; una consideración de manera personal es que uno de los ámbitos que puede generar más dificultad en la mayoría de los jóvenes es la continuidad del currículum, en virtud de que están acostumbrados a trabajar de una forma diferente; otro de los ámbitos que siempre provoca la aparición de problemas es la ansiedad estudiantil respecto a la transición y el alcance de la misma, ya que es la causa de preocupación más evidente en esta etapa; con lo que respecta a la rapidez de adaptación de los jóvenes a la escuela secundaria depende muchas veces del contexto social en el que se desarrollan estos.

El papel del maestro en esta transición es motivar la reflexión y la actividad de sus educandos, así como su interacción con todos los que participan en el proceso educativo; la adaptación de los alumnos no se logra con discursos moralizantes, sino propiciando actividades que provoquen la reflexión y la participación de los alumnos, qué piensan y qué sienten, así como de sus actitudes y valores; por lo tanto para lograr una buena incorporación a la escuela secundaria no solo depende de lo que el maestro realice, sino tambiénde lo que consiga que hagan sus alumnos

CAPITULO VI

LA CALIDAD REQUIERE LIDERAZGO

De acuerdo con Sylvia Schmelkes, el director de una escuela concebido como único líder, es el elemento clave en un proceso de búsqueda de la calidad. Si este no está involucrado y comprometido con el propósito de mejorar la calidad, es muy difícil que ésta mejore.

En este sentido, el director de una escuela debe fungir y no fingir ser un líder que organice el trabajo con sus compañeros, de manera responsable y comprometida con el deseo de cambiar las formas de enseñanza e incrementar los niveles de aprendizaje de los alumnos. Un director debe demostrar su liderazgo al contagiar el deseo de adquirir la calidad, a sus compañeros al mismo tiempo que con los padres de familia, al platicar con ellos diagnosticara los posibles problemas y generara soluciones para ellos.

Por otra parte según Schmelkes, El director tiene la función de estimulación y apoyo, que se refiere a cuidar los procesos, y la función de control que se refiere a monitorear los resultados.

Acorde con esta idea, el director de una escuela debe estimular la adquisición de la calidad, platicando y motivando constantemente a sus compañeros y apoyando a estos cuando lo requieran. De igual forman debe vigilar y evaluar constantemente el desarrollo del proceso de adquisición de la calidad.

De igual forma, según schmelkes el director tiene responsabilidades, tales como la de mantenimiento, que implica establecer reglas claras y asegurar que se cumplan. También se responsabilizadel mejoramiento, a la que debe dedicar la mitad de su tiempo, que implica mejorar los niveles de logro alcanzados.

En este orden de ideas, el director es responsable de establecer reglas que le ayuden a dirigir al personal docente hacia la adquisición de la calidad educativa, de igual forma debe comprometerse primeramente con sigo mismo y con su tiempo, para seguir ideando cada vez más, formas para adquirir una calidad todavía mejor que la alcanzada hasta el momento.

Ante todo lo expuesto, se asume que el director de una escuela debe ser el único líder y responsable de organizar el trabajo para la adquisición de la calidad, no obstante si en realidad se anhela adquirir la calidad en la educación es necesario que se piense en integrar colectivos de trabajo entre directores, supervisores y jefes de sector, es decir es necesario que se integre equipos de calidad con los responsables administrativos de la educación para que en conjunto diseñen actividades y programas que ayuden a adquirir la calidad en cada uno de los centro de enseñanza; se debe empezar con mejorar la capacidad de organización de los responsables de las escuelas, zonas y sectores escolares.

No se trata de cambiar desde adentro, hay que hacerlo desde afuera de las escuelas, con programas de liderazgo tanto para directores como para supervisores, una vez reformada con un nuevo pensamiento la de cambiar para mejorar, la estructura directiva de la educación tendrá las suficientes bases para justificar el cambio por calidad.

CAPITULO VII

LA CALIDAD CONDUCE AL MEJORAMIENTOCONTINUO DE LAS PERSONAS INVOLUCRADAS

Una persona que no está orgullosa del trabajo que realiza se ausenta, llega tarde, cambia de trabajo o de escuela frecuentemente. La filosofía de la calidad supone que esto sucede como consecuencia de una mala supervisión y de una mala gestión de la organización.

Cuando supervisión y gestión no se conciben en lo fundamental como funciones de apoyo al buen desempeño del trabajo, suelen suceder fenómenos muy tristes. Los trabajadores pierden el interés por hacer bien las cosas.

Cuando una persona se siente importante en un trabajo, hará todos los esfuerzos por quedarse en él, se sentirá importante si puede sentirse orgullosa de su trabajo y puede colaborar en mejorar la calidad de su organización.

En una escuela en la que generalmente todos los maestros procuran hacer las cosas lo mejor que pueden, se reúnen con frecuencia y discuten a menudo sobre las necesidades de sus alumnos y las condiciones de los padres de familia. Tienen seminarios de estudios para aprender juntos a hacer mejor las cosas. En donde los maestros hacen críticas y sugerencias sobre el funcionamiento de la escuela y como solucionar problemas, estas críticas son bien recibidas.

El director participa también en estos seminarios, los estimula y alienta. Planean en equipo cómo mejorar los resultados de aprendizaje entre sus alumnos. Juntos revisan lo que se va haciendo. Discuten los problemas, apoyan en la solución. Los maestros se ayudan mutuamente, circulan pistas, elaboran proyectos conjuntos. El directorestá muy atento a lo que sucede, y cuando las cosas van bien, lo reconoce abiertamente. Tiene cuidado de establecer claramente las reglas del juego y es congruente con ellas, procurando que se cumplan aunque tenga que ser enérgico con ellas. El clima de trabajo en la escuela es armonioso y de colaboración. Los alumnos se entusiasman con el aprendizaje. Los padres de familias se muestran interesados y pierden el miedo de acercarse a la escuela y preguntar sobre sus hijos.

El problema de la calidad no reside en los docentes, sino en el sistema con el que opera la escuela. La solución sí depende del equipo de docentes, siempre y cuando este equipo sea capaz de modificar el sistema.

Cuando el equipo de docentes, encabezado por su director, se da a la tarea de modificar el sistema y de mejorar los procesos para alcanzar mejores resultados, atendiendo a las necesidades de los beneficiarios, los participantes se desarrollan como personas. Esto es así porque están mejorando la calidad de vida en su trabajo, al que le dedican una parte muy importante de su vida. Llegan a reconocer que la calidad de vida merece ser mejorada en forma continua.

La filosofía de la calidad está orientada a las personas y dirigida a sus esfuerzos. Pone especial atención en los factores actitudinales, que son manifestaciones de valores que impulsan a mejorar por el bien de todos.

La calidad de las personas es la primera preocupación de la filosofía de la calidad. Un sistema en el que se persigue la calidad se preocupará de que las personas desarrollenal máximo sus potencialidades. En educación vemos que los planificadores parecen darle más importancia a las cosas que a las personas para mejorar la calidad de la educación. Es común ver cómo en los programas para el mejoramiento de la educación se incluye la dotación de infraestructura y de materiales didácticos, de manera frecuente e importante que la actualización y apoyo a los docentes.

Las personas se desarrollan cuando son capaces de crecer integralmente. Para desarrollarse es necesario tener conocimiento, gozar de una calidad de vida digna, ser respetados y aceptados. El proceso de desarrollo personal radica en descubrir el sentido de la vida que procede fundamentalmente de demostrarse a sí mismo la capacidad de transformar la realidad en el sentido en que uno cree que debe ser transformada. El mejoramiento efectivo genera una verdadera satisfacción en la vida.

La búsqueda de la calidad genera el espacio para que esto sea posible. Le da un sentido de transformación al trabajo cotidiano, resaltando el compromiso, la responsabilidad y la solidaridad con los seres humanos con los que se trabaja y con el objetivo colectivo en el que se participa.

La filosofía de la calidad se basa en la convicción del deseo inherente que las personas tienen de lograr calidad y valor de compartir su experiencia y de apoyarse unos a otros.

Cuando en nuestras escuelas logremos crear las estructuras que permitan desarrollar a las personas, estaremos en una posición para proponernos lo mismo con nuestros alumnos. Estaremos tomando esaaspiración de los padres de familia, en cuanto a esperar de la escuela una formación de valores.

En la medida en que nosotros como equipo de docentes nos propongamos abrir espacios para que nuestros alumnos, junto con sus familiares, practiquen estos valores, no resultará tan lejana esta posibilidad.

La congruencia entre la información, el conocimiento, el juicio, la elección y la acción es lo que, en última instancia, define el valor, Que se manifiesta en las conductas. Lo que más deseduca y la razón por la cual la escuela y la sociedad forman en valores “no deseables” parece estribar en las incongruencias entre el discurso y los hechos, que se llegan a interiorizar como estilo de vida, porque los individuos se apropian de la incongruencia.

La congruencia se favorece en la medida en que se privilegian los procesos de conocimiento que suponen su construcción. Los procesos de investigación y descubrimiento, el desarrollo del juicio crítico independiente, y la metodología del diálogo, son todos indispensables en el proceso de logro de congruencia y consistencia.

Al participar en un proceso de mejoramiento continuo de la calidad, nos desarrollamos integralmente como personas y seremos capaces de formar personas integras. La filosofía de la calidad total, parte de creer en la persona y termina por desarrollar a la persona.

CAPITULO VIII

LA PLANEACIÓN Y LA EVALUACIÓN PARA LA CALIDAD

Los requerimientos de información y de investigación en un proceso de mejoramiento de la calidad educativa, basadas en la necesidad de planear, de monitorear y de evaluar.

La búsqueda de la calidad se inicia, con la insatisfacción con el estado de cosas. Comienza con el reconocimiento de la existencia de un problema. Este problema puede ser de dos tipos, o de la combinación de las dos: Una preocupación por los resultados deficientes que la escuela está produciendo y/o una preocupación por los procesos deficientes que la escuela está desarrollando.

El reconocimiento de un problema puede proceder de varias fuentes: De las quejas que la escuela recibe por parte de sus beneficiarios, de las escuelas que reciben a sus egresados, de los padres de familia, de los alumnos, de la comunidad, de las críticas emanadas del propio personal que labora en la escuela y de la dirección, convencido de que las cosas pueden ser mejores.

Si este último es el caso, el proceso generalmente es más sencillo. El director tiene una idea de cómo deben ser las cosas mejores. Lo que procede es que esa idea se convierta en plan. Quizás lo más difícil en este caso es que el equipo de docentes reconozca también el problema y esté dispuesto a colaborar para convertir la idea en plan.

Las quejas y las críticas, que no vienen del director, tienen que pasar a convertirse en una preocupación central del director. Una vez que reconozca el problema, que las cosas pueden ser mejores, debe emanar una idea capaz de ser convertida en plan. La planificación es un proceso de mejoramiento de la calidad.

Para que una idea se convierta en plan, es necesario conocer el problema, sus causas, y sus posibles soluciones. El plan deberá tener las siguientes características: debe elaborarse en equipo, debe comenzar por estabilizar los procesos, o por definir la estabilidad existente, debe diseñar los resultados deseados, debe privilegiar los procesos de prevención del problema, debe privilegiar la disminución de las variaciones por encima de la evaluación del promedio y requiere de programas precisos.

Es conveniente que se formen varios equipos de maestros, donde participen los padres de familia y alumnado, de manera que se establezcan estrategias para prevenir el rezago y brindar apoyo a alumnos que se atrasan, establecer diálogos con los padres de familia de los alumnos que se ausentan. Estos equipos se proponen atacar alguna de las causas del problema global que se pretende resolver con el plan.

Un plan pretende modificar procesos, es necesario que las prácticas consideradas necesarias para modificarlas se revisen en forma permanente por parte del equipo que las definió. A esta revisión se le llama “monitoreo”, a diferencia de la evaluación, que revisa los resultados.

El monitoreo se refiere a la actuación de las personas en sus prácticas cotidianas. Todos somos responsables del objetivo planteado, la revisión de nuestra actuación nos compete también a todos, necesitamos apoyos específicos para poder transformar nuestra práctica en el sentido deseado, necesitamos formarnos mejor para poder llevar a cabo las modificaciones acordadas.

Cuando no existe el espacio para discutir estos problemas y lavoluntad de encontrar entre todos la solución, corre el riesgo de que el proceso de mejoramiento se abandone y de provocar frustración entre quienes lo intentaron.

Lo anterior debe hacerse en cada pequeño equipo o circulo de calidad, y respecto del plan global. No puede olvidarse que la comunicación entre estos equipos es esencial para poder cerrar el círculo del verdadero monitoreo. Estimular la comunicación y socializarla es una de las importantes responsabilidades del director.

El proceso se monitorea, los resultados se evalúan, evaluamos cuando ha transcurrido el tiempo suficiente después de haber logrado modificar nuestras prácticas; en este caso lo que evaluamos es la forma en que se distribuye el aprendizaje logrado, esto significa medir, de alguna manera comprobar con los datos que teníamos al inicio del proceso el aprendizaje de nuestros alumnos y analizar su distribución y compararla con la anterior, para poder constatar que, en efecto, la variación ha disminuido y el rezago se ha abatido.

En educación, la evaluación es una práctica común. El problema es que sólo se evalúa, no se monitorea, la evaluación sin monitoreo no permite mejorar la calidad, solamente constatar su presencia o ausencia.

La evaluación es importante, pero solo es útil para mejorar cuando se la combina con el monitoreo. Desde la perspectiva de la filosofía de la calidad, se evalúa con el resultado, pero no por el resultado. No es posible evaluar a las personas simplemente por su desempeño final, medido a través de pruebas de aprendizaje. Hay que considerar qué pasos se han seguido para mejorar estos resultados. Se trata, en la evaluación, de verificar por medio de los resultados y no de verificar los resultados mismos. Así, examinamos la calidad para ver cómo está operando el proceso. La evaluación verifica si los procesos modificados contribuyeron o no al logro de mejores resultados.

Una vez demostrado que los procesos desencadenados en efecto han tenido los resultados esperados, es necesario estandarizar estos procesos. De lo que se trata es de establecer, con claridad, los nuevos niveles de comportamiento, con el fin de evitar la recurrencia a las situaciones anteriores. Al director le corresponde revisar las normas, directivas y reglamentos de forma tal que lo que se hizo quede plasmado en nuevas reglas del juego y de comportamiento escolares. Esto permitirá que, como equipo, vigilemos que estas normas se cumplan.

CAPITULO IX

LA CALIDAD NECESITA LA PARTICIPACIÓN DE LA COMUNIDAD

La mejor manera de tomar en cuenta al beneficiario es hacerlo participar en el proceso ya que es una manera motivante, puesto que estos se preocupará en mejorar su aula o aulas, su escuela y posteriormente su entorno, de la misma manera su preocupación será intelectualmente pues le servirá para el futuro; todo esto encaminado a los propósitos y contenidos de cada nivel escolar en donde las metas están planteadas, así mismo desde el punto legal, están establecidas las normas llámese obligación de todas las partes para cumplir los objetivos. Por otro lado los padres de familia y la comunidad son beneficiarios del quehacer de la escuela por lo que se debe lograr una mayor participación en todas las tareas emprendidas de manera mancomunada, así mismo fijar nuevas propuestas que solicitar a las instancias correspondientes todo con la finalidad de mejorar a los beneficiarios, entendido esto como parte de las responsabilidades de los tutores por mejorar las condiciones del plantel educativo, logrando esta unidad tripartita y alcanzando para muchos tal vez inesperados dando con ello un gran giro y que son expectativas esperadas dentro de los planes y programas, encaminados al cumplimientos de nuestra constitución. Sabiendo que el aula es un excelente punto de partida para propiciar la participación primeramente de los educandos de manera individual y grupal de tal manera que alcancen la seguridad personal encaminados a defenderse, paralelamente y por observación los padres también contribuirán en su participación para mejorar el aula primeramente, en seguida el entorno escolar y finalmente su comuna, ya que de esta manera los avances académicos mejoraran; y por consiguiente la unificación social de hijo-padres-escuela superaran cualquier objetivo. El maestro puede hacerlo tomando en cuenta la realidad comunitaria al interior del aula, lo cual no se lograría ya que su perspectiva de observación desde el ámbito formativo y de aprendizaje, analiza cada situación para encaminarla al mejoramiento intelectual grupal, escolar y comunitario; donde se manifiesta los logros alcanzados en los planes y programas, la aplicación delas normas constitucionales en las cuales están inmersos todos de tal forma que las autoridades se encargaran de difundir que se obtuvieron buenos promedios, alumnos, padres comprometidos, maestros responsables y comunidad participante, reforzando sus ideologías y practicando más sus valores morales; de esta manera el futuro de los beneficiarios directos llegara a trascender muchas fronteras e incluso la dirección de una comunidad progresista.

Sin embargo este involucramiento no se da tan fácilmente ya que la diversidad de ideas y maneras diferentes de pensar influyen mucho, en las comunidades la idiosincrasia, los valores morales inculcados, su economía e incluso lo más valioso el tiempo, ya que sabemos que en estos lugares desde pequeños tienen actividades diferentes a la escuela, que también tienen que cumplir y por consiguiente muchos de los propósitos de los planes se ven fracturados, la realidad de la gratuidad, laicidad y obligatoriedad se ve mermada ante el embate cruel de pobreza, fuentes de trabajo inexistentes, inseguridad social y otros, los problemas de deserción aumentan cuantitativamente, los índices de reprobación son altos, las inasistencias a la escuela son constantes, por lo tanto pasa lo mismo en la asistencia a las juntas de padres de familia que no logran ponerse de acuerdo para alcanzar un fin para el mejoramiento de aulas, escuelas y entorno, la diversidad de ideas llevan a pleitos y beneficios personales, e incluso la inconformidad de los que no asistieron se manifiesta. Sin embargo los tutores y lacomuna a pesar de recibir dichos beneficios parecen ser inadvertidos e incomprendidos ya que por la diferencia de extractos sociales, ideales u otros factores no logra alcanzar el objetivo principal dentro de los programas que es el de obtener mejores ciudadanos, el incumplimiento del mejoramiento físico de la escuela y el entorno, los propósitos inculcados no funcionaron o simplemente no se lograron imponer con ellos. Sin embargo lo que supuestamente se había logrado inculcar al interior del aula, en la mayoría de los casos queda ahí, sin llegar a prosperar por lo que se vuelve tedioso para los tutores demasiadas reuniones vanas sin fines definidos lo que conlleva a fracasar las alternativas y el cumplimento de los propósitos de dicho fin, así mismo los fundamentos legales incumplidos y las estadísticas sobre el mejoramiento escolar en decadencia. Sin embargo la labor del docente está siendo escuchada sin lograr ser efectiva por la incomprensión o irresponsabilidad de los beneficiarios, desinterés de los educandos e incluso de la misma sociedad que considera que pueden ser algo inalcanzable con la pérdida de tiempo olvidándose de que sus ciudadanos deben procurar mejorar intelectual y socioculturalmente por el mejoramiento de su entorno, estado y país, con esto diríamos que las metas del gobierno están quedando sin aplicación real.

Se considera que a pesar del involucramiento entre la sociedad de padres de familia y la escuela por mejorar las instituciones se ven frustradas ya que en la mayoría de los casos muchos directivos o docentes dentro de sus propuestas de mejoramiento al interior del aula o escuela solicitan cosas que realmente no beneficiaran directamente a los educandos sino a ellos, por lo que muchos tutores ven esto como un abuso, las reuniones se vuelven tan acaloradas que no se llega a nada; por otro lado esta sociedad que en otros tiempos tenía una gran confianza en los maestros hoy día está dividida y si nos encontráramos en esos tiempos donde esos tutores y sociedad estaba tan unida con los maestros estaríamos alcanzando niveles académicos mejores, donde estas tenciones actuales no llegaran a fracturarnos como estamos; por otro lado no en todas las escuelas sucede lo mismo hay quienes si logran alcanzar a mejorar parte de sus edificios, entorno y comunidad aunque siempre existirán los problemas donde la irresponsabilidad, vicios, mañas, capacidad profesional o superación constante, falta de ética de algunos compañeros; aunado a esto las propuestas del gobierno dentro de los cambios de los planes y programas tratan de encajonar al maestro en documentos que en su mayoría son trabajado detrás de un escritorio argumentando que al trabajarlo darán frutos, que se está cumpliendo las expectativas marcadas en la constitución sobre la obligatoriedad, laicidad, gratuidad, democracia, libertad, etc., pero sabemos que nunca se ha cumplido en un cincuenta por ciento, así mismo la sociedad en general exige mejores condiciones de edificios, maestros , materiales didácticos, etc., en la mayoría de los casos se quedan con la idea que es el director quien no destina los recursos, cuando que son los gobiernos: federal-estatal-municipal los encargados de dar cumplimiento a las necesidades de cada una, por eso ellos mismos hicieron un agregado en la constitución sobre la creación de las sociedades de padres de familia para que se vean involucrados en el mejoramiento de los edificios fallando otra vez el gobierno en la gratuidad, y podemos desmembrar cada uno, pero la sociedad no se da cuenta que los cambios realizados constantemente por los gobierno ha venido a perjudicar a los estudiantes de todos los niveles ya que su transformación va encaminada a tener una sociedad sometida, atada, esclavizada a las indicaciones que se les dicte, como viven actualmente los venezolanos, los cubanos, etc., tener una sociedad que no sea capaz de exigir mejores condiciones de vida, derecho a una libertad de expresión real sin mascara, a manifestarnos por demandas generales, en fin tratar de llevar una vida de verdad digna donde realmente existiera la igualad de todo en base a los diferentes tipos de trabajo, normas establecidas y conocidas por los trabajadores, para que cada uno conozca las condiciones por las que fue contratado, con todo esto romperíamos el hielo del analfabetismo, las deserciones, el fracaso escolar, y por otro lado la desnutrición, ya que esto nos llevaría por lógica a contar con mejores instalaciones escolares, maestros, aprovechamiento y una vida armónica en sociedad donde se logre la transformación no solo de las comunidades sino de nuestro país.

CAPITULO X

ALGUNASIMPLICACIONES DE LA CALIDAD

Una implicación más de la calidad es que tenemos que aprender a criticar y hacer sugerencias, abrirnos a la crítica de los demás ya que es parte de una democracia lograr entender e intentar poner a debate la idea de otros, proponer y concluir el debate de propuestas que ayudaran a alcanzar las metas en el sentido de que los beneficiarios prosperen en todos los ámbitos, llámese aula-escuela-comunidad donde la superación sociocultural y académica este de manifiesto por lo que estas críticas sean constructivas, así mismo como educadores debemos aceptar ser criticados en pos de mejorar nuestra práctica. Otra implicación de la calidad es que nos enriquecemos mas cuando mas entendamos que somos diferentes unos a otros ya que de esta manera nos respetamos y aprendemos de esas diferencias a interactuar en los diálogos, propuestas y actividades de un bien común; de esta manera aplican sus valores además demuestran su superación en el ámbito democrático y el intercambio de diálogos pues se reciben y respetan las ideas de todos. El consenso es requisito de un movimiento hacia la calidad; ya que trabajando en unidad, con propuestas unificadas las cuales mediante el dialogo e intercambio de ideas se logran superar y obtener mejores soluciones y con esto la calidad se va mejorando. No estamos buscando verdaderamente la calidad si no nos preocupamos todos los días, puesto que todas las propuestas unificadas se deben impulsar día a día por el bienestar de los beneficiaros en el sentido que todos losinvolucrados estén consientes de su tarea diaria de creer en ellos proporcionarles la confianza en el entendido que debe ser reciproco de esta manera aprenderemos, demostramos e inculcamos a seguir una meta además a prepararlos a un futuro incierto con infinidad de obstáculos cumpliendo de esta manera con las expectativas del gobierno. Tampoco estamos obteniendo calidad verdadera si no nos preocupamos en forma continua y cotidiana por la justicia, en dar más a los que menos tienen ya que en ocasiones tomamos decisiones al vapor sin analizar la problemática nos inclinamos por ideas opuestas o ideas fundamentales y lógicas, lo cual conlleva a retrasar y prolongar el fin común, por otro lado debemos demostrar también con actitudes lo que inculcamos para que al ser observado por los beneficiarios encontraran seguridad personal. Una actitud fundamental exigida por un movimiento hacia la mejor calidad educativa es la de creer en nuestros alumnos porque la confianza que tenemos depositada en ellos el cual la transmiten recíprocamente en el cumplimiento académico así como socioculturalmente en la participación armónica en todo lo referente a su aula-escuela-comunidad logrando con esto superaciones extraordinarias. Tenemos la obligación de compartir, de difundir nuestros logros y nuestras formas de alcanzarlos con nuestras compañeros de otras escuelas y las autoridades educativas para que así mismo ellos la difundan con otros, demostrando que se pueden lograr las cosas mediante la unificación de fines comunes, la participación de decidida delos alumnos, padres y comunidad en donde todo lo que se enseña tiene sus frutos en algún momento.

Sin embargo en la mayoría de las ocasiones nosotros no aceptamos esas críticas, algunos alumnos, padres autoridades tanto educativas como sociales ya que esto implica sentirse rebasado u ofendido por lo que creamos un ambiente hermético al dialogo e intentar superar los problemas, demostrando que nuestro desempeño y las expectativas gubernamentales no se cumplen. Sin embargo tampoco es aceptado que otros tengan ideas diferentes y que además sea de mejores opciones por lo que conlleva a dejar las cosas y darle fin a otras expectativas que ayudarían al mejoramiento demostrando falta de ética, dialogo, democracia y madures. Sin embargo dentro de la democracia evitamos someter las propuestas a consenso ya que a veces lo que estamos es el mejoramiento en beneficio propio inculcando a la falta de seriedad, incitando al divisionismo de la sociedad y enseñando antidemocracia a los beneficiarios. Sin embargo nuestra preocupación por mejorar nuestra calidad educativa día con día no está siendo lograda pues desgraciadamente muchos de nosotros estamos en el afán de cumplir un horario, con el mismo estilo de trabajo, sin nuevas estrategias y sobre todo sin escuchar sugerencias volviendo la formación de los educandos monótona y aburrida sin esperanza de lograr el objetivo esperado. Sin embargo en muchas ocasiones marginamos a nuestros alumnos cuando tratan de presentar algunas alternativas de trabajo, o simplemente solicitar información sobrealgún un tema, algunos lo hacen por carecer de la información, no saber nada del tema y otros porque simplemente lo consideran una pérdida de tiempo demostrando con esto incapacidad intelectual y ética profesional así como proporcionar la inseguridad de ellos donde sus capacidades se vean frenadas en otros ámbitos por la falta de diálogo abierto, críticas constructivas, confianza y responsabilidad. Sin embargo en algunos casos tratamos de impartir justicia pero muchas veces lo hacemos sin indagar las causas, decidimos arbitrariamente, castigamos muchas veces injustamente e incluso evitamos someterlo a dialogo con los involucrados y de esta manera los objetivos no son alcanzados porque no buscamos estrategias y lógicamente por el ambiente que propiciamos. Sin embargo todas estas problemáticas que se ven dentro de nuestra práctica no son informadas de la manera en que sucede pues a los directivos no les conviene restarle meritos a su escuela aunque sigan los compañeros incurriendo en estas faltas.

Considero que dentro de nuestra práctica docente existen infinidad de irregularidades empezando con la falta de ética de muchos compañeros donde no aceptan sus errores, al no aceptar las críticas constructivas e intentar mejorar, los directivos como autoridad no se involucran para solucionarlo, de la misma manera evitamos darle la razón en la mayoría de las veces a los beneficiarios porque nos sentimos rebasados sin entender que vivimos en una sociedad a la que estamos inculcando las prácticas democráticas pero la realidad es otra; entonces como queremos lograr transmitir a nuestros educandos los valores cívicos y sociales si desde nuestra trinchera con los actos estamos realizando lo contrario. Tampoco aceptamos las sugerencias que en los consensos se realizan ya sea porque no conviene a nuestros intereses o lo propuso alguien que no es de nuestro agrado y nuestro beneficio personal se ve mermado, de la misma manera la calidad esperada no se ve reflejada con nuestro trabajo ya que estamos siendo absorbidos por la monotonía de nuestra pobre práctica docente, así también por la falta de interés por superarnos de plantear nuevas alternativas de trabajo y sobre todo la demostración de una confianza el cual sea asimilado de verdad en los educandos ya que nosotros con una responsable práctica, mejores formas de trabajo y el dialogo continuo tanto al interior del aula como fuera de ella donde demostremos la seguridad que mucha falta está haciendo en nuestro medio educativo; por lo que debemos demostrar con nuestra practica y actos lo que transmitimos día con día para dar esa seguridad en ellos y sepan enfrentar con inteligencia el mundo real de porquería socio-política y no sean amedrentados por los gobiernos, patrones nefastos y alcancen sus ideales, de tal manera que nuestros logros alcanzados estén siendo difundidos en todo los centros educativos y en las comunidades para que sirva de ejemplo para otros jóvenes, padres y educadores.

CONCLUSIÓN:

Se puede apreciar que todos tenemos algo que hacer; la oportunidad para que los alumnos aprendan no solo depende de la oferta educativa, necesariamente se tiene que tomar una actitud propositiva y hacer un compromiso verdadero entre la comunidad escolar y los padres de familia, con el fin de avanzar más en mejorar los niveles de calidad de la educación que la sociedad exige cada día.

Si bien es cierto que un buen tiempo destinado a la enseñanza-aprendizaje, se reduce cuando los maestros lo dedican a asuntos de orden administrativo, sindical, concurso, campañas y cursos de actualización; también es cierto que pueden elevar la calidad de la educación si planean su trabajo tomando en cuenta estas actividades y considerando como son verdaderamente sus alumnos y lo que pueden hacer por ellos, basando su relación en el afecto, el respeto y la confianza; sin que estos signifique abandonar el apego al orden y a la disciplina académica.

La calidad que estamos buscando como resultado de la educación básica debe entenderse claramente como su capacidad de proporcionar a los alumnos el dominio de códigos culturales básicos, las capacidades para la participación democrática y ciudadana, el desarrollo de la capacidad para resolver problemas y seguir aprendiendo, y el desarrollo de valores y actitudes acordes con una sociedad que desea una vida de calidad, para todos sus habitantes.

En este proceso para elevar la calidad de la educación se debe de satisfacer lo más que se pueda las expectativas de todos los beneficiarios, en virtud de que los padres desean que sus hijos puedan resolver problemas cotidianos y alcancen la autonomía que les permita continuar con sus estudios o les ayude a iniciar con éxito un trabajo; mientras que la sociedad espera contar con futuros ciudadanos que contribuyan al desarrollo del país.

...

Descargar como  txt (57.1 Kb)  
Leer 36 páginas más »
Generador de citas

(2013, 07). Hacia Una Mejor Calidad En Las Escuelas. ClubEnsayos.com. Recuperado 07, 2013, de https://www.clubensayos.com/Acontecimientos-Sociales/Hacia-Una-Mejor-Calidad-En-Las-Escuelas/924756.html

"Hacia Una Mejor Calidad En Las Escuelas" ClubEnsayos.com. 07 2013. 2013. 07 2013 <https://www.clubensayos.com/Acontecimientos-Sociales/Hacia-Una-Mejor-Calidad-En-Las-Escuelas/924756.html>.

"Hacia Una Mejor Calidad En Las Escuelas." ClubEnsayos.com. ClubEnsayos.com, 07 2013. Web. 07 2013. <https://www.clubensayos.com/Acontecimientos-Sociales/Hacia-Una-Mejor-Calidad-En-Las-Escuelas/924756.html>.

"Hacia Una Mejor Calidad En Las Escuelas." ClubEnsayos.com. 07, 2013. consultado el 07, 2013. https://www.clubensayos.com/Acontecimientos-Sociales/Hacia-Una-Mejor-Calidad-En-Las-Escuelas/924756.html.