ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

URBANISMO Y SOCIEDAD AZTECA" AUTORÍA JOSÉ LARA GALISTEO


Enviado por   •  27 de Julio de 2011  •  6.125 Palabras (25 Páginas)  •  1.125 Visitas

Página 1 de 25

ISSN

Resumen

1988-6047 DEP. LEGAL: GR 2922/2007 No 26 – MES DE ENERO 2010 “URBANISMO Y SOCIEDAD AZTECA”

AUTORÍA

JOSÉ LARA GALISTEO

TEMÁTICA

HISTORIA

ETAPA

ESO

En este compendio, vamos a señalar distintos aspectos del urbanismo y la sociedad azteca. Respecto al urbanismo, señalaremos la importancia de la ciudad de Tenochtitlán, futura capital de México, destacando la situación y extensión de ésta, así como la población que en ella se desarrollaba, etc.

Referente a la sociedad, destacaremos las características de las diferentes figuras sociales de los aztecas: dignatarios y sacerdotes, negociantes, artesanos, pueblo y esclavos.

Palabras clave

Tenochtitlán, imperio azteca, población, calles, plazas, asentamientos, dignatarios y sacerdotes, negociantes, artesanos, pueblo y esclavos.

1. TENOCHTITLÁN:UNEJEMPLODELURBANISMOAZTECA. 1.1. Introducción.

A su llegada al Valle de Anánuac, los españoles encontrarían aquella mítica ciudad y aquel poderoso imperio del que tanto les habían hablado a su llegada a San Juan Ulua, donde erigieron la colonia de Villarrica de la Vera Cruz, la actual Veracruz Llave.

La majestuosidad, el fulgor, la belleza, el orden y la limpieza de Tenochtitlán, asombraron y deslumbraron a los españoles, que impresionados ante tal imagen afirmaban: “La ciudad es tan grande y de tanta admiración, que aunque mucho de lo que de ella podría decir dejé, lo poco que diré creo es casi increíble, porque es muy mayor que Granada y muy más fuerte y de tan buenos edificios y de muy mucha más gente que Granada”. (GRUZINSKI, S.)

Hacia el año 1200, la ciudad de Tula, fundada por teotihuacanos y grupos bárbaros de chichimeca, toltecas, fue destruida y conquistada por nuevas invasiones de chichimecas o tribus bárbaras del norte. Pequeñas ciudades sobrevivían entre bandas de nómadas y depredadoras chichimecas. Desde el 1250 portaban una vida seminómada por la cuenca del México Central, sirviendo

C/ Recogidas No 45 - 6oA 18005 Granada csifrevistad@gmail.com 1

ISSN 1988-6047 DEP. LEGAL: GR 2922/2007 No 26 – MES DE ENERO 2010

a los señores de las diferentes ciudades que bordeaban el lago Texcoco, considerados vecinos poco gratos por sus bárbaras costumbres, acabarían por refugiarse y asentarse en una de las islas pantanosas del norte del lago. Entre 1325 y 1370 fundaron Tenochtitlán, su capital, que después de la conquista española cambiaría su nomenclatura por la de México, puesto que los aztecas se autoproclamaban mexicas.

El lugar elegido vendría a reproducir la situación del sitio mítico del cual procedía la tribu azteca: Aztlan o Chicomoztoc., de manera que los aztecas podrían desarrollar la actividad económica para la cual estaban preparados –pesca y caza de aves acuáticas- y la agricultura de camellones o chinampas.

La irrupción de los españoles, en 1519, y la posterior conquista del Imperio Azteca, a manos del capitán Cortés, vino a suponer el final de una de las culturas mas refinadas y más creativas de la Antigüedad, con un arte plástica y una poesía comparables a las artes de la Europa del mismo tiempo, a pesar de ser considerado por muchos como un pueblo eminentemente guerrero y cruel que se destacó de entre sus coetáneos por organizar verdaderas hecatombes sacrificando a multitud de víctimas en los altares de sus dioses.

Los datos que poseemos son muy escasos, puesto que la mítica ciudad azteca, resulto arrasada tras la conquista española. Los escuetos datos que poseemos en la actualidad sobre este fascinante pueblo prehispánico son el resultado de arduas investigaciones, excavaciones arqueológicas e interpretaciones de las fuentes coetáneas a los hechos y posteriores estudios. De entre las fuentes utilizadas destacaremos dos: el francés Jacques Soustelle, con su magnifica obra “La vida cotidiana de los aztecas en vísperas de la conquista española” y el español José Alcina Franch, uno de los mejores conocedores e investigadores de las culturas prehispánicas e historia de América.

1.2. Origen y situación de la ciudad.

La fundación y desarrollo urbanístico de la ciudad de Tenochtitlán, así como del Imperio Azteca, tuvieron como principal teatro lo que se conoce con el nombre de Valle de México, denominación impropia desde un punto de vista geomorfológico de la Cuenca de México, es una especie de hoya circuida en su totalidad por una cadena de elevaciones de génesis volcánica y altura súbitamente variable, que se eleva a 2.200 metros sobre el nivel del mar. El valle se caracterizaba por un denotado carácter endorreico y lacustre. En este rincón del altiplano mexicano será donde se produzca durante los siglos XV y XVI, la inesperada aparición, fulgurante desarrollo y vertiginoso derrumbamiento de un imperio y de una de las ciudades más extraordinarias e impresionantes jamás construida por el hombre.

La ciudad de Tenochtitlán, fue fundada hacia el año 1325 por un grupo chichimeca, conocidos con el nombre de aztecas, La ciudad fue levantada sobre una isla y sobre un grupo de islotes en el lago Texcoco, en el que según la leyenda, transmita a través de los diferentes códices (Códice de 1576, Códice Mendoza, Códice de Azcatitlán, etc.), un grupo de aquellos, liderados por el sacerdote Cuauhcoatl, descubrieron algunos de los animales y plantas que el dios Huitzipochtli les había anunciado, pero sobre todo, el lugar donde el águila, símbolo del dios, se aposentaba sobre un nopal y devoraba una serpiente, lugar donde debían fundar la ciudad (“vieron cuando, erguida el águila sobre el nopal, como alegremente, desgarrando las cosas al comer... y habloles allá el ‘diablo’ y les dijo: ¡Oh

C/ Recogidas No 45 - 6oA 18005 Granada csifrevistad@gmail.com 2

ISSN 1988-6047 DEP. LEGAL: GR 2922/2007 No 26 – MES DE ENERO 2010

mexicanos allí estará! E inmediatamente lloraran por esto los mexicanos, y les dijeron: ‘¡merecimos nuestro deseo!’ puesto que hemos visto y maravillado de donde estará nuestra población; vámonos y reposemos’.”). (SOUSTELLE, J.)

La isla sobre la que se erigía la ciudad estaba situada en medio de los pantanos. La costa alrededor de Tenochtitlán describía un vasto arbotante de circulo lleno de aldeas y ciudades:

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (40 Kb)   pdf (206.9 Kb)   docx (28.4 Kb)  
Leer 24 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com