ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

ASPECTOS GENERALES DE LA VEJEZ Y LA SEXUALIDAD


Enviado por   •  22 de Septiembre de 2011  •  1.573 Palabras (7 Páginas)  •  899 Visitas

Página 1 de 7

CAPÍTULO I

ASPECTOS GENERALES DE LA VEJEZ Y LA SEXUALIDAD

1.1 Conceptualización de la vejez

La vejez es considerada como la tercera fase o fase regresiva del ciclo humano y corresponde al término del mismo. Comprende a su vez períodos llamados involución presenil, vejez propiamente dicha, senilidad y decrepitud.

El envejecimiento es un proceso natural que depara el destino a los afortunados. Los adelantos científicos y la velocidad de evolución de la tecnología alcanzados en el siglo veinte, sobrepasa todo el desarrollo precedente de la humanidad; esto lleva también a la posibilidad de aumentar la esperanza de vida de los seres humanos, que hoy llega a un promedio de alrededor de los setenta años.

Un pilar fundamental para el bienestar físico y psíquico de los hombres es la posibilidad de obtener una adecuada y equilibrada educación sexual; ello mejora la calidad de vida en todas las edades.

El proceso de envejecer y la misma vejez no pueden ser enfocados únicamente en sentido cronológico, por mera conveniencia estadística se ha señalado el inicio de la vejez a los 65 años, aunque científicamente esto no se ha demostrado.

La vejez es un estado de graduales cambios degenerativos, de lentos desgaste, pero no es una enfermedad ni tiene que ir acompañada de dolores y angustias, es ley de la naturaleza que todas las cosas vivas cambian con el tiempo, tanto en estructura como en función.

De acuerdo a algunos autores, hoy día el hombre de 65 años es también en la mayoría de los casos, un hombre saludable y lleno de energía.

No hay ningún deterioro brusco en el funcionamiento físico o psicológico a la edad, o alrededor de los 65 años. Las observaciones clínicas y las investigaciones nos señalan que no hay razón alguna que obligue a señalar esta edad cronológica como el momento que da inicio a la vejez.

Existen personas que son muy viejas a los 50 años, mientras otras son jóvenes a los 80. Por esta razón la edad cronológica no es indicadora del inicio de la vejez. En realidad no existe ninguna prueba científica para designar los 65 años como la edad indicada para ser viejo.

El proceso de envejecer comienza muy temprano en la vida. No es un proceso simétrico en la especie ni en el individuo. El envejecimiento empieza con la concepción y termina con la muerte. Es un proceso multifacético de maduración y declinación, pese al hecho de que en todo instante hay lugar para el crecimiento.

1.2 Consideraciones generales de la sexualidad

La sexualidad es el conjunto de manifestaciones de instinto sexual, de las condiciones biológicas que lo determinan y de las normas jurídicas y éticas que lo regulan (Diccionario de la vida sexual, 1976, p. 325).

Las relaciones sexuales constituyen un proceso vital que se desarrolla a lo largo de la existencia humana en diferentes niveles. Su fin es asegurar la reproducción de la especie, y al mismo tiempo proporcionar una incomparable fuente de placer físico y psicológico.

Los seguidores del psicoanalista Sigmund Freud afirman que las primeras expresiones de la sexualidad aparecen ya desde la infancia, en los bebés lactantes. Lo seguro es que la sexualidad se manifiesta casi irresistiblemente en la adolescencia, madura en la edad adulta y va declinando conforme el envejecimiento comienza a operar cambios y ajustes en el cuerpo y la mente.

La sexualidad evolucionó junto con la mentalidad del ser humano. Comenzó en la prehistoria como una simple satisfacción del impulso reproductivo. Luego ocupó un sitio en las creencias religiosas. Más tarde fue perseguida y reprimida por la sociedad. En la actualidad, la civilización intenta desarrollarla de una manera plena y racional, para superar los excesos a que han conducido, en parte la revolución sexual de las tres últimas décadas.

Desde Ellis (1804), Freud (1895), Adler (1911), hasta Kinsey (1948), Master & Johnson (1954) y Kaplan (1967), son muchas las investigaciones realizadas y todas han llegado a la conclusión de que la respuesta sexual se logra de manera uniforme.

Asimismo estas investigaciones han aportado una serie de datos muy valiosos sobre la sexualidad humana y como puede influir esta en el desarrollo sexual del ser humano.

1.3 Envejecimiento y sexualidad

En la sociedad existe la creencia de que la actividad sexual no perdura durante la vejez. No obstante, la sexualidad y el envejecimiento se han convertido en un tema de actualidad en el que se contraponen aspectos inherentes al ser humano: por una parte, el placer, y por otra, los decrementos que sufre la persona con el transcurso de los años.

“Durante la senectud, el deseo sexual persiste; no se justifica el cese de las relaciones sexuales entre personas mayores, salvo que sus funciones vitales se vean afectadas

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (9.7 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com