ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

CAPITAL DE DESARROLLO HUMANO


Enviado por   •  11 de Julio de 2018  •  Ensayos  •  1.313 Palabras (6 Páginas)  •  47 Visitas

Página 1 de 6

CAPITAL DE DESARROLLO HUMANO

  1. CAPITAL HUMANO: ¿SOLO UN RECURSO PRODUCTIVO Y ECONÓMICO O UN EQUIPO COMPUESTO POR PERSONAS CON INNUMERABLES CUALIDADES MÁS ALLÁ DE LA PRODUCTIVIDAD?

NOMBRE: Jessica Orellana Zurita

CARRERA: Ingeniería en Administración de Empresas.

ASIGNATURA: Comunicación Efectiva

PROFESOR: Alicia Arcos.

FECHA: 11 de Julio 2018.


“El éxito económico depende de manera crucial del capital humano: el conocimiento, habilidades, competencias, atributos que le permiten a la gente contribuir a su bienestar personal y social, así como el de su país[1]”.

En muchas de las empresas que existen en la actualidad en nuestro país, consideran que las personas que colaboran en sus empresas, conforman al capital humano que posee la organización, donde se les exige que sean altamente productivos y posean ciertas habilidades y capacidades para poder llevar a cabo de manera eficiente la labor por la cual los contrataron, dejando de lado muchas veces, que ese capital humano está compuesto por personas y no objetos que solo deben proveer productividad, además que el estado concibe el concepto de Capital Humano como un atributo que puede aportar al crecimiento económico, nuevamente dejando de lado el hecho de que ese valioso recurso está compuesto por seres pensantes y emocionalmente activos.

Por lo que el Capital Humano es ¿Solo un recurso Productivo y Económico o un equipo compuesto por personas con innumerables cualidades más allá de la productividad?, pues como ya mencionaba anteriormente, las empresas y el estado  consideran a sus trabajadores como un recurso que provee de productividad en las empresas y por consecuencia, criamiento económico para el país, y olvidándose que ese recurso está conformado por personas y no objetos si sentimientos, que solo se utilizan para poder conseguir metas ciegamente.

Existen estudios que aseguran que cuando en una empresa hay trabajadores que son felices, la Excelencia crece en un 40%, la Productividad en un 42%, la Calidad del Servicio en un 30% y se logra una reducción en los Accidentes Laborales en un 50%, pero lamentablemente la realidad de nuestro país dice otra cosa, pues según datos entregados por la Universidad Adolfo Ibáñez, el 57% de los chilenos no se siente feliz en su trabajo, desatando a su vez la gran cantidad de personas  con estrés y depresión que existen actualmente en Chile.

Por lo anteriormente expuesto, podemos evidenciar que mientras más sentimientos de satisfacción y felicidad tenga ese nombrado (fríamente, claro está.) “Capital Humano”, mejores serán los resultados que se puedan obtener.

Es decir que no basta con que se le exija al Capital Humano producir, sino que es mucho más importante, que más allá de las exigencias, las empresas sean capaces de ofrecerles a sus trabajadores las condiciones laborales que les permitan desplegar de mejor manera su bienestar y salud.

Esto mismo es asegurado por el destacado Psicólogo Organizacional de la Universidad Adolfo Ibáñez, Ignacio Fernández, quien nos dice que existen dos tipos de empresas, aquellas que son extractivas y las que son inclusivas. Donde las empresas extractivas son las predominantes en Chile, y son aquellas organizaciones que concibe a las personas como un mero recurso, al que se le debe sacar o explotar lo que posee, desentendiéndose de la salud y estado mental del individuo, además de que solo se preocupan de obtener la mayor cantidad de ganancias posibles, destruyendo el planeta, las comunidades, las relaciones sociales, etc., este tipo de organizaciones se concentran en aquellas de carácter industrial y la construcción, donde a los trabajadores se les considera como recurso y no como un individuo que es un colaborador para poder obtener las metas de la empresa.

Por el contrario, las empresas inclusivas son aquellas que  se guían mucho más por un sistema valórico, donde se trata a las personas como adultos responsables y seres integrales que deben estar en un equipo, logrando así un lazo de confianza y sentido compartido entre la empresa y el colaborador, para poder obtener mejores resultados y lograr los objetivos de la organización, lo que sería un ideal para las empresas de chile, pues si todas las organizaciones de nuestro país se guiaran por este criterio, el estrés, la depresión, los accidentes laborales y entre muchas otras problemáticas, disminuirían considerablemente, ya que el lugar de trabajo de la persona aporta en gran medida  a su  bienestar, y no al contrario, como lo que sucede en la actualidad, pues nos encontramos inmersos en una sociedad en la que aún existen diferencias salariales entre hombres y mujeres, provocando un ambiente laboral hostil y totalmente injusto por dicha situación, y por otra parte las empresas no pretenden tener en sus equipos a personas de una edad medianamente avanzada, pues disminuyen su productividad. Lo anterior también es aplicable a la inclusión laboral de personas en situación de discapacidad, contratación de mujeres en edad fértil, etc.

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (8.3 Kb)   pdf (154.6 Kb)   docx (897.3 Kb)  
Leer 5 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com