ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Posturas Humanistas

Documentos de Investigación : Posturas Humanistas. Ensayos de Calidad, Tareas, Monografias - busque más de 2.326.000+ documentos.

Enviado por   •  14 de Diciembre de 2013  •  1.616 Palabras (7 Páginas)  •  169 Visitas

Página 1 de 7

Postura Humanista

Aunque existen diferentes grupos, tipos y subtipos de trastornos de la personalidad y dentro de éstos encontramos diferencias que en muchas ocasiones se deben a los rasgos propios que presenta cada persona, la realidad es que también encontramos similitudes. Por ejemplo, aunque puede y suele haber diversidad en cuanto a los síntomas, solemos encontrar una problemática similar en muchos de ellos. Así, es frecuente que observemos dificultades persistentes para:

- Plantearse objetivos asequibles, realistas y/o adaptados a la situación en la que se encuentra el paciente

- Identificar y hacerse conscientes de sus propias dificultades (algo que se empieza a trabajar en el apartado de la autoobservación)

- Asumir responsabilidades en algún área relevante de su vida (es frecuente encontrar que un paciente es muy funcional en algunos aspectos y que tiene grandes dificultades en otros (esto se trabaja a lo largo de todo el programa, desde la sesión 1 si tenemos la oportunidad, intentando dar la “responsabilidad al paciente” y potenciar su autonomía cuando la ha cedido o se la “han quitado”).

- Hacer frente a situaciones o sacar provecho de sus habilidades de manera adaptativa o efectiva. Algunos pacientes son funcionales pero se muestran ambivalentes y dependen de su estado de ánimo o de factores externos para funcionar. Esto es algo que se trabaja en los apartados de autocuidado, de fijación y mantenimiento de límites, en el de manejo de emociones y en el de puesta en práctica de alternativas (aunque es frecuente trabajarlo durante todo el proceso de terapia dado que van saliendo ejemplos excelentes de la vida diaria de cada paciente y de las dificultades que traen a consulta semanalmente).

- Dejar de utilizar mecanismos de defensa. Cuando una persona se encuentra sin recursos adaptativos suele recurrir a lo que conoce (y en los TP es frecuente que se recurra a mecanismos de defensa como forma compensatoria de protegerse).

- Relacionarse de manera adaptada. Es frecuente que las personas con un trastorno de la personalidad tengan dificultades en su manera de relacionarse (algunos por defecto, otros por exceso, pero en casi todos observamos problemas en las relaciones interpersonales. (esto se trabaja en los apartados de límites y alteración de la identidad).

- Identificar, expresar y/o tolerar emociones. Aquí podemos oscilar entre el descontrol emocional que se puede observar en muchas personas con TLP y la frialdad que se puede observar en algunas personas con rasgos psicopáticos, antisociales y/o narcisistas (para esto contamos con los apartados de la autoobservación, el autocuidado y el manejo de emociones)

Considero que disponer de una estructura en el abordaje de los trastornos de la personalidad es esencial. A partir de una base, se puede hacer mayor hincapié en el/los apartado/s en los que una persona presente mayores dificultades y adaptarnos según la información y feedback que obtengamos durante las sesiones de psicoterapia.

EL PLANTEAMIENTO DE ROGERS Y LOS TRASTORNOS DE LA PERSONALIDAD

Volviendo a la perspectiva global y humanista, es interesante mencionar los planteamientos básicos de Rogers. Según este autor, las personas poseen un potencial para comprenderse a sí mismas, para solucionar sus problemas sin una intervención directa del terapeuta, y un deseo innato de mejorarse a sí mismas siendo además capaces de crecer personalmente. Esto si bien es cierto en muchos casos de personas diagnosticadas de trastornos de la personalidad, no es aplicable en todos. Por eso en nuestra práctica clínica solemos encontrar dos grupos:

Grupo A: personas susceptibles a un posible beneficio terapéutico

Grupo B: personas no susceptibles a un posible beneficio terapéutico

Será difícil por ejemplo que una personalidad antisocial, narcisista o psicopática tenga un deseo innato de mejorarse a sí misma o de crecer personalmente (por lo menos en el sentido en el que Rogers planteaba este deseo y ganas de crecer).

Sí es probable que tenga interés en “crecer” y “mejorar” pero generalmente a costa de los demás.

Además la falta de empatía en estos tipos de personalidades hará muy difícil la consecución de cambios realmente internos, y lo que se consiga puede ser utilizado a favor del mejor manejo y explotación de los otros. Es frecuente sin embargo que otros pacientes con trastornos de personalidad expresen deseos de mejorar y de crecer personalmente, que se describan como “incompletos” y se muestren muy necesitados de ayuda (especialmente algunas personas con Trastorno Límite de la Personalidad)

Resulta evidente que a los clínicos de “a pie”, aquellos que trabajamos en la clínica día a día, tenemos interés en el primer grupo de pacientes; aquellos que se pueden y quieren beneficiar de una psicoterapia, los que muestran interés por mejorarse a ellos mismos y por crecer personalmente aunque no debemos de ignorar al segundo grupo pues nos puede (y suele) ayudar a establecer diferencias

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (10 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Generador de citas

(2013, 12). Posturas Humanistas. ClubEnsayos.com. Recuperado 12, 2013, de https://www.clubensayos.com/Psicología/Posturas-Humanistas/1354957.html

"Posturas Humanistas" ClubEnsayos.com. 12 2013. 2013. 12 2013 <https://www.clubensayos.com/Psicología/Posturas-Humanistas/1354957.html>.

"Posturas Humanistas." ClubEnsayos.com. ClubEnsayos.com, 12 2013. Web. 12 2013. <https://www.clubensayos.com/Psicología/Posturas-Humanistas/1354957.html>.

"Posturas Humanistas." ClubEnsayos.com. 12, 2013. consultado el 12, 2013. https://www.clubensayos.com/Psicología/Posturas-Humanistas/1354957.html.