ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Disciplina Educativa


Enviado por   •  15 de Octubre de 2011  •  10.430 Palabras (42 Páginas)  •  790 Visitas

Página 1 de 42

GOBIERNO BOLIVARIANO DE VENEZUELA

MINISTERIO DEL PODER POPULAR PARA LA EDUCACIÓN

U. E. COLEGIO “SANTA ROSA”

VALENCIA, ESTADO - CARABOBO

CARACTERÍSTICAS PSICOLÓGICAS RELACIONADAS CON EL RENDIMIENTO DEPORTIVO Y ACADÉMICO DE LOS JUGADORES DE BALONCESTO, CATEGORÍA CADETE EN EL COLEGIO “SANTA ROSA”

Tutor Metodológico: Autores:

Lic. Sandra Jiménez Flores Albert

Tutor de Contenido: Orozco José

Lic. Orientación

Juan Francisco Natera

Valencia, Noviembre de 2007

CAPÍTULO I

EL PROBLEMA

PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

Según el fundamento teórico realizado por Barboza Elizabeth, docente de la U. E. Francisco Lazo Martí, de Estado Lara (2007), se dice: desde la prehistoria el hombre ha desarrollado una serie de actividades físicas, que se pueden calificar como: proezas deportivas, entre los que se pueden señalar: correr para escapar de los animales, saltar para franquear los obstáculos naturales, atravesar a nado los cursos de agua, lanzar armas como jabalinas o luchar cuerpo a cuerpo con sus enemigos.

Visto así, queda demostrado que, desde la antigüedad los pueblos han dejado vestigios de la práctica de actividades deportivas, asociadas en muchos casos a la religión, celebraciones e incluso llegando a ritualizar estas gestas. Según la misma autora “van referidas a un conjunto de actividades físicas que el ser humano realiza como intención lúdica o competitiva”.

De igual manera señala: los deportes de competición, se realizan bajo el respeto de códigos y reglamentos establecidos, e implican la superación de un elemento, ya sea humano (el deportista o equipo rival) o físico (la distancia, el tiempo, obstáculos naturales).

Ya para el siglo IV, con el declive de la civilización griega, Gran Bretaña y los países de Europa Septentrional, iniciaron su decadencia; y no renació hasta el siglo XIX, a manera de competencia fortaleciéndose el vínculo entre éste y la guerra (con el auge del tiro con arco, los torneos y la esgrima); en donde sólo ciertas actividades como el juego de pelota en Francia o el golf en Escocia escaparon a esta tendencia general. Siendo un siglo después considerado una actividad lúdica que redundaba en una mejor salud, comenzando a profesionalizándose durante el siglo XX, a través de la diversificación de disciplinas, las cuales Nisl Gulick (1999), asegura, han sido mejoradas o perfeccionadas a través del tiempo; y en donde la inteligencia juega también un papel muy importante, tales como: deportes atléticos, que abarcan las modalidades del atletismo, gimnasia, natación, ciclismos, halterofilia, de combate referidas al boxeo, lucha libre, esgrima, yudo, kárate, y otras artes marciales. De pelota, destacando al fútbol, rugby, baloncesto, balonmano, voleibol, tenis, tenis de mesa, béisbol, de motor; y en el automovilismo, representados por: el motociclismo, motocross, de deslizamiento el esquí, trineo, patinaje sobre hielo y náuticos de navegación: comprenden vela, esquí acuático, surf, windsurf, remo, piragüismo. Asimismo existen modalidades deportivas de aventura denominados también de riesgo, las que se enmarcan en el puro juego de diversión como billar, bolos y ajedrez.

Ahora bien es importante destacar en cuanto a la disciplina del baloncesto, que el mismo fue inventado por James Naismith (canadiense) en el año de 1891; bajo la concepción de organizar un deporte que pudiera ser practicado en espacios reducidos y durante todo el invierno; la idea era crear un juego atractivo que diera oportunidad de participar a cierto número de jugadores y que fuera completo en sus exigencias desde el punto de vista de la educación física. Según la Licenciada Mary Emily B. (1986) ayuda a desarrollar las cualidades básicas del hombre como unidad bio-psico-social. Así como, “contribuye al accionar educativo con sus fundamentos científicos y sus vínculos interdisciplinarios apoyándose entonces en la filosofía, la psicología, la biología, etc.

En este sentido, numerosas pruebas afirman que dicha disciplina promueve y facilita a los individuos el alcanzar a comprender su propio cuerpo, sus posibilidades, a conocer y dominar un número variado de actividades corporales y deportivas, de modo que en el futuro pueda escoger las más convenientes para su desarrollo y recreación personal, mejorando a su vez su calidad de vida por medio del enriquecimiento y disfrute personal y la relación en los demás.

Si bien es cierto según lo planteado en el párrafo anterior, esta modalidad no solo necesita de condiciones físicas sino también de condiciones psicológicas; se tiene claro que éste es un tipo de deporte que genera un grado mayor de estrés, por considerarse de contacto, en los cuales los atletas tienen enfrentamiento de acercamiento personal con sus adversarios, lo que incrementa los niveles de ansiedad en ellos; por su propia condición de competencia en busca del éxito deportivo. Y es ante este tipo de situaciones estresante que Albert Bandura afirma: “se deforma el comportamiento humano y produce un incremento en la ansiedad que le impide resolver discrepancias con eficiencia” (2005, P55).

De allí que numerosos especialistas aseguran que en el deporte se maneja, una base mental, corporal, espiritual, mecánica, azar y cibernética, siempre sujeta a determinados reglamentos; en donde se asegura múltiples modificaciones de actuación de los sujetos, los cuales están sometidos a una serie de situaciones adversas que deben superar, tales como, el contrincante y el público además de la necesidad de poseer cualidades físicas, técnicas y tácticas, que mejoren su actuación con relación al rival.

Estos elementos, según Gabriel Silva Rincón (1936) “en situaciones específicas generan emociones fuertes en los jugadores, lo que conlleva a un desorden emocional que proporcionan un desequilibrio posiblemente cognitivo, que influye de manera directa en el desempeño académico del jugador”.

En este caso, los

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (64 Kb)  
Leer 41 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com