ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Ley De Zonas Francas


Enviado por   •  15 de Febrero de 2013  •  851 Palabras (4 Páginas)  •  276 Visitas

Página 1 de 4

MARCA SONORA

MARCA:

En pocas palabras, una marca puede ser un nombre, un símbolo o una insignia de cualquier compañía u organización. Una marca puede ser armada solo con texto, o puede ser un signo (isotipo) junto con el nombre de su empresa, o también puede ser simplemente un símbolo. Una marca también puede ser una combinación de las variantes mencionadas, pero su meta siempre es proyectar la imagen deseada de su compañía.

MARCA SONORA: se conoce como sonic branding, audio branding o acustic branding y cada vez es más utilizado en las empresas como propuesta creativa de sus acciones publicitarias. Lo “sonoro” de una marca, un producto, un servicio, un personaje… es la nueva herramienta de comunicación y estrategia de posicionamiento y diferenciación de una marca. Sobre todo en segmentos más saturados donde la competencia es tal que la diferenciación es con él “como” de la comunicación no con el “que”. Así, si definimos nuestro target como alguien a quién la música le importa mucho y a quien lo auditivo le “entra” mejor, será menos caro y más rentable que la forma de captar su atención sea con música, con ritmo, con algo que llegue a través de las orejas. O sea que no requiera ningún otro esfuerzo consciente; simplemente ser atractivo al tímpano. Con cuidado y respeto ya que aunque las orejas no se pueden cerrar como la boca o los ojos… sí que podemos asociar la “sonoridad” de dicha marca como algo negativo y rechazarlo. O sea que se puede convertir en ruido.

Existen empresas especializadas en el desarrollo de la identidad auditiva de una marca. Expertas en analizar qué atributos responden a la marca y se corresponden con un sonido para llegar a construir, diseñar y componer la “banda sonora” de la marca. Es una forma de diferenciarnos en nuestra comunicación pero no es válida para todos. Es importante que detectemos quien es nuestro público, que grado “auditivo” tiene nuestro consumidor y con qué estilo de sonido captaremos su atención. Las sintonías de los programas de radio y de televisión son un ejemplo clarísimo de la fuerza de unos pocos tonos para identificar, casi inconscientemente, qué programa o qué canal de televisión estamos sintonizando. Aunque esas cualidades a veces se atribuyen a las “voces” de esos medios y de aquí el peligro de asociar voces a marcas y cuando cambian de emisora cambia con ellos la audiencia; migran.

En este caso la marca sonora es la propia voz, no el medio de comunicación.

Para terminar con las últimas notas de este jingle, te invito a ver cuán sonora puede ser tu marca, tu empresa, tu producto. Te propongo estar con las orejas “bien abiertas” ahora con la campaña electoral que es el momento álgido del “sonic branding”. Es la ocasión donde en menos

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (5.3 Kb)  
Leer 3 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com