ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Crisis Financiera En La Udg


Enviado por   •  8 de Septiembre de 2011  •  2.454 Palabras (10 Páginas)  •  598 Visitas

Página 1 de 10

Si hay dinero, lo que falta es transparencia

Ética Publica

Análisis de la actuación del Gobernador Emilio González Márquez de acuerdo a declaraciones en los medios de como justifica su negación de entregar recursos a la Universidad de Guadalaja- ra; y de cómo la Universidad los exige.

Introducción

El tema más reciente y polémico en Jalisco, es el de la falta de recursos por parte de la Universidad de Guadalajara. Ante esta crisis financiera la Universidad de Guadalajara optó por cobrar 701 millones de pesos al gobernador Emilio González Márquez; cantidad que según la Universidad se adeuda desde el año 2007.

El propósito de este ensayo es la analizar el conflicto que se lleva a cabo entre la Universidad de Guadalajara y el gobernador del Estado Emilio González Márquez ante la negativa del mismo a otorgar los recursos argumentando que la Máxima Casa de Estudios de Jalisco no proporciona informes claros de transparencia, y los recursos otorgados por el Estado son gastado de forma descomunal por las autoridades de la Universidad; y de cómo, ante la negativa del gobernador, la Universidad de Guadalajara exige esos recursos, invitando a los estudiantes a manifestarse en un estado de resistencia civil pacífica.

El análisis se hará en torno a que el “deber ser” es que la Universidad debería rendir cuentas transparentes, pues se están desviando recursos de dinero público a cuentas y empresas privadas de los altos funcionarios de la Universidad de Guadalajara.

Argumento

La Universidad de Guadalajara asegura encontrarse en una de las peores crisis financieras su historia reciente. Culpando principalmente al “incumplimiento de los compromisos del Gobierno de Jalisco, contraídos ante el Gobierno Federal, por concepto de la contrapartida de los fondos de concurso para diversos programas” .

Al principio se gestionaban 390 millones de pesos; tiempo después, se recuperaron documentos traspapelados y de mostró a la opinión pública que en realidad se trataba de una deuda de 701 millones de pesos, cantidad que, argumenta la Universidad, se debieron entregar conforme a convenios firmados por el Gobierno de Estado y el Gobierno Federal.

En conferencias públicas, mettings políticos, ruedas de prensa, medios de comunicación masiva etc. el gobierno del Estado argumenta que su negativa de proporcionar los recursos no es por un odio a la Universidad, sino como un freno para que los altos funcionarios de la Universidad, entre ellos el líder moral y político Raúl Padilla López, no utilicen esos fondos para inversiones privadas de “empresas universitarias” desviando los fondos, y ocultando esa movidas con una falsa promesa de transparencia en finanzas.

El Secretario de Promoción Económica de Estado, Alonso Ulloa Vélez, llevó a cabo un debate, con el diputado federal y ex rector de la UdeG, Trinidad Padilla López. En este debate, Ulloa le dio estuvo dando golpes directos a Trinidad Padilla al cuestionarlo sobre las empresas universitarias, pues aseguraba que de allí se obtienen los recursos que asegura la Universidad, les hacen falta, también lo cuestionó con el tema de transparencia de dichas empresas universitarias. Trinidad Padilla intentó mantener la guardia a los ataques de Ulloa, sin embargo, mostró nerviosismo e indecisión, sino en todas, en la mayoría de sus respuestas. Se podría decir que Alonso Ulloa ganó este enfrenamiento político. Pues le dio en su talón de Aquiles a uno de los líderes universitarios: la transparencia.

El Gobernador de Jalisco, Emilio González Márquez, aseguró que los líderes universitarios se habían quedado sin argumentos para exigir los recursos a favor de la Universidad de Guadalajara; y no les quedó de otra más que llevar a los estudiantes a manifestarse, los cuales iban mas acarreados que con ganas, y varios con una notable desinformación.

Pues los reporteros de C7 (canal del gobierno del Estado) al preguntarles a una señorita de la Preparatoria No. 4 “¿Por qué te estás manifestando?” ella contestó: “para exigirle al presidente Emiliano que pague el dinero que le debe a la Universidad”; a lo que el reportero le dijo; “¿El presidente? Pero el presidente está aquí [Miguel Castro, presidente de Tlaquepaque, se encontraba en la manifestación]; a lo que la señorita respondió; “al Gobernador perdón; al Gobernador Emiliano”. Al entrevistar a la directora de la Preparatoria No. 4, esta contestaba de la misma forma sin saber y tartamudeando igual que Trinidad Padilla en el debate con Ulloa.

El Gobernador enfatizó que la medida de llevar a cabo marchas diarias por parte de la comunidad universitaria no representa presión alguna para el

gobierno estatal, y reiteró que su gobierno ha sido el que más recursos a erogado a la Universidad de Guadalajara.

Ante esta respuesta la Universidad de Guadalajara preparó una de las movilizaciones populares más grandes de Guadalajara; la llamada “Megamarcha por la Educación”, el día 29 de septiembre; esta se llevó a cabo como una manifestación hacia la Plaza de la Liberación del Centro de Guadalajara; en la que asistieron pocos más de 90 mil estudiantes, funcionarios, profesores, trabajadores y personas ajenas a la institución pero que apoyaban la causa. Estuvieron presentes Miguel Castro Reynoso, presidente municipal de Tlaquepaque, Aristóteles Sandoval, presidente de Guadalajara, Marco Antonio Cortés Guardado, rector general de la Universidad de Guadalajara, entre otros personajes con gran peso político.

Marco Antonio Cortés Guardado calificó a este movimiento como “un hito en la historia de las movilizaciones en el estado de Jalisco, además de las marchas más cuantiosas de la Universidad de Guadalajara. Sólo por esa razón ya fue un éxito, pero también pacífica, sin inconvenientes, creativa, los universitarios dieron muestra de imaginación, inteligencia, orden y organización" . Sin embargo, este movimiento no cambio la postura del gobernador a entregar los recursos, pues él considera que la Universidad de Guadalajara no mejorará su calidad educativa ya que solo se busca engrandecer o crear nuevas empresas universitarias.

El día 16 de septiembre de 2010, (día de la independencia), el gobernador mencionó que amaba a la universidad, como egresado de ella sin embargo, no simpatizaba con el grupo que la subyuga. El gobernador exhortó al Rector General Marco Antonio Cortés Guardado a rendir cuentas a los estudiantes durante la marcha, acción que no se llevó a cabo.

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (16.4 Kb)  
Leer 9 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com