ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

ZAPATOS VIEJOS


Enviado por   •  29 de Agosto de 2011  •  1.334 Palabras (6 Páginas)  •  698 Visitas

Página 1 de 6

CONTENIDO

Todos los seres humanos estamos concientes, en mayor o en menor grado, de que necesitamos a los demás

para lograra nuestra realización personal. Cada uno de nosotros influye en los demás y a su vez es influido por

ellos. La sociedad nos ayuda a crecer biológica, psicológica e intelectualmente.

Si prestamos atención por un instante a cada una de las cosas que realizamos a diario, podemos constatar que

todas nuestras actividades siempre están referidas a los demás.

Nuestras relaciones con las personas son de diversas índole como por ejemplo: relaciones afectivas ya sea de

amistad o noviazgo, interdependientes, profesionales y ocasionales.

Todo lo que hacemos, aunque nos parezca muy personal, lo hacemos en función de otros.

Si el ser humano está aislado de la sociedad no puede aprender cultura alguna, y por ello, puede perder

muchas características radicalmente humanas.

Tal es el caso del relato de Dick Lyles el celebérrimo autor de El secreto de los zapatos viejos un libro que nos

habla acerca de cuatro fórmulas fáciles de asimilar para obtener excelentes resultados trabajando bien con los

demás.

Las cuatro fórmulas que puso en práctica Albert, el Ingeniero en Sistemas recién graduado que tiene serios

problemas para relacionarse con sus compañeros de trabajo son las siguientes:

• No tenga miedo de otorgar o ceder poder.

• La colaboración es mejor que la competencia.

• Todo puede verse desde dos perspectivas.

• Los problemas deben resolverse con miras al futuro, no al presente o al pasado.

SECRETO #1

• Haga que los demás se sientan más fuertes y no más débiles.

Por este concepto podemos comprender que mientras más poder demos a los demás, más poder obtendremos.

Esto se pude hacer utilizando el poder de forma positiva fortaleciendo a los demás y haciendo que estos se

sientan motivados, más fuertes y no más débiles.

Reconociendo la inteligencia, las ideas, el esfuerzo y las contribuciones que los demás han hecho,

respetándolos a ellos y a su trabajo. Y si el trabajo no es tan eficiente, debemos valorar el esfuerzo que la

persona hizo tratando de ayudar, de esta forma se puede inspirar a una persona para que su desempeño sea

mejor.

1Para tener una buena relación con los demás no debemos sentirnos superiores aunque tengamos un nivel

social, económico e intelectual más alto, sino que debemos ponernos en una especie de balanza y darnos

cuenta que a la hora de tenerle respeto a alguien todos pesamos lo mismo reconociendo que siempre habrá

diferencia tanto en las personas como en su desempeño.

También, a la hora de tomar decisiones debemos tener en cuenta los pensamientos e ideas de los demás, ya

que no todas las personas piensan igual a nosotros y lo que deseamos es llevarnos bien con todos.

Debemos siempre ver los valores positivos de los demás, sus mayores cualidades y explotarlas al máximo y

no estar buscando defectos en los demás que perjudiquen nuestra relación.

Si vamos a trabajar en grupo debemos halar todos para el mismo lado y no en contra de ellos. Todo esto

debemos ponerlo en práctica sin caer en la adulación, hipocresía y la manipulación.

Sin olvidar nuestra autoestima y recordar que somos una parte importante para alcanzar un buen desarrollo en

el trabajo en equipo, sabiendo que en nuestras manos tenemos el poder de ceder poder a los demás.

SECRETO #2

• Los camellos son buenos...

Este concepto nos habla de que en los proyectos en grupo las personas deben ayudar a que todos los demás se

destaquen, haciendo un equilibrio de talentos y no intentando de acaparar toda la atención en un solo miembro

del equipo, esto si se desea triunfar a largo plazo.

De esto se trata construir un camello, hacer una propuesta en la que participen todas las prioridades

individuales de cada miembro. Y aunque este camello no presente respuestas prontas es muy eficiente a largo

plazo.

Cada miembro sabe lo que esta tratando de lograr, pero no siempre piensa en lo que los demás miembros del

equipo quieren alcanzar por lo que es recomendable tener una buena comunicación y realizar una reflexión en

grupo y buscar la prioridad del grupo y no del individuo. Este es el trabajo que se consigue con un camello

que

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (8.4 Kb)  
Leer 5 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com