ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

EVOLUCION DEL JUEGO, IMPORTANCIA EN EL DESARROLLO INFANTIL


Enviado por   •  14 de Febrero de 2013  •  1.269 Palabras (6 Páginas)  •  656 Visitas

Página 1 de 6

1 Reflexión sobre la línea del tiempo la evolución del juego en la humanidad.

Desde el principio de la humanidad el juego ha estado presente, sin importar la especie pues recordemos que los animales también realizan juegos para aprender a cazar y sobrevivir.

Los seres humanos primitivos también realizaban juegos que se relacionaban con su supervivencia y el aprendizaje de funciones básicas como cazar o cultivar. Posteriormente con la evolución del ser humano y al hacerse este más racional, el juego comienza también a evolucionar, pasando a la creación de muñecas de arcilla o de juegos con esferas.

Al llegar a la edad antigua, donde ya se conoce la escritura y se deja atrás la prehistoria, los juegos adquieren un carácter más formal pues comienzan a implementarse reglas y los juegos se vuelven más complejos. Igualmente el carácter ritual y mítico está presente en muchos juegos como las rondas, donde los niños imitaban al sol y las niñas a la luna. También se puede evidenciar este carácter ritual en la india donde las muñecas eran emulaciones de los dioses Brahma y shiba.

Más avanzada la edad antigua y acercándonos más a la antigüedad clásica, en los imperios griego y romano así como también las tierras de Mesopotamia, Persia y Egipto, los juegos adquirieron un carácter deportivo y atlético. En Grecia nacen los Juegos Olímpicos, estos juegos se han realizando desde el 776 a.c, hasta la actualidad en periodos de cada cuatro años. En roma los juegos también eran más deportivos y debido a su política de vida ociosa se realizaban como entretenimiento al público. Algunos juegos que hacían la excepción al carácter deportivo eran los juegos de pelota y de canicas que se realizaban con pelotas de trapo y huesos de frutas. Aun en esta época el juego continuaba teniendo un carácter religioso.

La Edad Media supuso para el niño un retroceso en el campo del juego y el juguete. Las niñas, tanto en las aldeas como en los castillos eran preparadas para la realización de las tareas domésticas, sin apenas tiempo para jugar; mientras que los niños hacían otro tanto pero referido a la vida militar o al cuidado de los animales. Esta época se caracterizo por el dominio eclesiástico y los juegos casi que no se practicaban. Los niños al alcanzar una edad suficiente, eran enviados a ser entrenados como caballeros y las niñas desde muy pequeñas eran entrenadas para dirigir el hogar, por lo tanto no había tiempo para los juegos. Sin embargo existían diversiones como lanzamiento con arco y ballesta o caza. Solo las clases altas tenían la posibilidad de construir juguetes a los niños y los materiales eran finos, como piedras preciosas, oro o plata.

Al llegar el renacimiento y entrar en los siglos XVI y XVII, los juegos vuelven a ser pasatiempos de los niños y retoman su lugar en las calles y plazas. Los niños se reunían a jugar a saltar la piola, al escondite y a hacer girar el aro ya sea con varas o con la mano. En esta época el juego era libre y si había reglas, las creaban los niños durante el juego.

El aro y el boliche también se practicaban en los siglos XVII y XVIII. El primero se hacía rodar por el suelo dándole golpes con la mano o con una vara de madera. El boliche ha llegado hasta nuestros días sin apenas variación, salvo el material y la decoración . Algunos juegos de pelota se convierten en juegos de bolos o tejo, donde había que derrumbar objetos o palos de madera; también eran comunes hacer torrecillas con alfileres o huesos de frutas. Los juegos más comunes donde no habían elementos o utensilios eran el salta cabrilla y el arado, donde había que

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (7.3 Kb)  
Leer 5 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com