ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Principios Del Liderazgo Personal


Enviado por   •  25 de Agosto de 2011  •  1.736 Palabras (7 Páginas)  •  1.324 Visitas

Página 1 de 7

PRINCIPIOS DEL LIDERAZGO PERSONAL

(SEGUNDO HÁBITO)

Autor: perla noguera

ENSAYO

En el acontecer de la vida del hombre, son innumerables las situaciones a las que se enfrenta, algunos de estos momentos pueden resultar realmente traumáticos. No obstante, de una u otra forma, es la misma persona la que sin percatarse propicia encuentros y escenarios en los que se le hace difícil tomar decisiones o asumir una posición que no este en contra de sus principios.

Visto desde esta perspectiva, hay instantes que parece que todos los esfuerzos que se efectúan parecen no tener sentido, porque otras personas no le dan el valor que tienen. En este caso, es importante entender, que resulta infructuoso buscar en forma constante la aprobación externa, aun cuando nos desenvolvemos en un contexto social, en el que por alguna extraña razón, se estima imperecedera la condición se satisfacer las expectativas de otras personas u organizaciones. Entiéndase que esta afirmación es cuestionable.

Esta lucha constante en la psiquis del hombre, por cumplir, ocasiona en muchas oportunidades conflictos internos que se traducen posteriormente en enfrentamientos infértiles con el resto del mundo. Sin embargo, para que el ser humano desarrolle los mecanismos necesarios a fin de concebir una sana relación consigo mismo y con el resto de las personas debe asumir la responsabilidad de sus acciones.

Lo antes expuesto, implica que se tienen que cambiar los paradigmas preconcebidos y que estén de una forma u otra paralizando la posibilidad de ser efectivos en todas los roles que hay que asumir. Así mismo, es importante buscar herramientas que contribuyan al desarrollo personal, para ello existen una serie de publicaciones o libros de autoayuda que contribuyen con el proceso de dignificación y transformación del ser humano.

Entre las múltiples herramientas existentes, hay una que se ha destacado por el amplio abanico de aplicaciones que tiene en el terreno personal y laboral, la cual es conocida como “Los Siete Hábitos de la Gente Altamente Efectiva” de Stephen Covey. En términos generales lo que se busca es que el individuo adquiera con la práctica cada uno de los hábitos.

En este orden de ideas el primer hábito que se considera es el de la proactividad, que faculta al ser humano para entender y asumir que es libre de actuar de la forma que estime conveniente, siempre y cuando se ajuste a sus principios y valores. El siguiente habito y al cual se hace referencia en forma particular en el presente ensayo es el segundo; Comenzar con un Fin en mente, y se asocia puntualmente con el liderazgo personal.

Empezar con un fin en mente, esta mas allá de plantearse objetivos o metas, implica ser el protagonista de la historia personal, con una imagen segura de lo que se desea tener como marco de referencia para integrar todas las condiciones que nos facultan para hacer que la existencia tenga un sentido real y se ajuste a lo que nos pueda acercar mas a la felicidad y la efectividad.

La idea se centra, en el hecho de poder construir nuestro destino, de forma tal que sea preconcebido y ajustado a nuevas formas de pensamiento que permitan romper con acciones que en el pasado no han conducido a ninguna parte. En efecto, se trata de darle una connotación diferente a lo que se ha previsto como éxito, entendiendo que este no se mide por la cantidad de logros materiales, estatus o reconocimientos externos, pues se sabe que la mayoría de las personas consumen la mayor parte de su energía y tiempo buscando fuera de si, lo que siempre ha estado en su interior.

De acuerdo a lo antes expuesto, la premisa parte de que las cosas se crean dos veces, una subyace en lo mas profundo del sentir del hombre y es lo que realmente anhela (creación mental), pero para ello se debe estar plenamente convencido y claro que esa creación interna se puede materializar en una realidad tangible, he aquí la segunda creación, la física.

La creación personal, dependerá en forma radical a lo que la persona esta dispuesta hacer por si misma, lo cual no podrá materializarse sin que se desarrolle la autoconciencia y el autodominio, paralelamente a la autorregulación y autoevaluación, aceptando la responsabilidad intrínseca y extrínseca de sus actos, racionales para algunos o irracionales para otros.

En el proceso de la creación se puede incurrir en la omisión o la ocurrencia por designio, esto sucede cuando les damos permiso a otras personas convirtiéndonos en el blanco de sus ataques o propias debilidades, de aquí la desvirtuada idea de tener que soportar los peores pensamientos y las más viles actitudes. Pero esto, es posible sí y solo sí, se es excesivamente tolerante o permisivo. Lo relevante de la vida es no culpar a ningún ser de tus desgracias, pues el individuo es dueño de todo lo que desea y aquellas que no desea y que ha tenido, tal vez las haya pensado en algún momento. De esa forma alimentando los miedos se permite que las más terribles pesadillas se hagan realidad.

En este camino arduo, se puede imaginar a un ser extraordinario y equivocadamente

...

Descargar como (para miembros actualizados) txt (10 Kb)
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com