ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Martes Con Mi Viejo Profesor


Enviado por   •  26 de Noviembre de 2014  •  1.264 Palabras (6 Páginas)  •  150 Visitas

Página 1 de 6

El presente informe se basa en la lectura de la obra “Martes con mi viejo profesor”, de Mitch Albom. El mismo consta de un escrito personal de cada enseñanza, un mensaje del autor, y su aplicación en la práctica docente.

El primer martes: Hablamos del mundo

En el primer martes se enseña a abrir el corazón desde y hacia los demás, aunque no los conozcamos. El hecho de dar amor es el único acto racional.

El segundo martes: Hablamos del sentido de lástima por uno mismo

En el segundo martes plantea el hecho de que nunca las cosas negativas que nos suceden o problemas que tenemos son lo suficientemente nefastos como para que nos rindamos ante ellos, hay que tratar de encontrar el lado positivo a dichas situaciones para salir más fortalecidos que antes.

El tercer martes: Hablamos de los arrepentimientos

En el tercer martes se plantean cuestiones como si vivimos por y para los demás o vivimos para y por nosotros, si nos dejamos llenar la cabeza con cuáles son las cosas que necesitamos para ser felices o simplemente compramos lo que realmente queremos y nos hace falta, si nos detenemos a pensar en qué haría más feliz a mis seres queridos o vivimos tan acelerados que los pasamos por alto.

El cuarto martes: Hablamos de la muerte

En el cuarto martes se enseña el hecho que si afrontáramos que vamos a morir, seguramente haríamos las cosas de maneras diferentes. Deberíamos tratar de vivir cada día como si fuese el último, siendo la persona que queremos ser, haciendo lo que queremos hacer, etc. Hay que cultivar el lado espiritual, no todo es dinero, lo material nunca llega a satisfacernos por completo.

El quinto martes: Hablamos de la familia.

En el quinto martes se trata el tema de que la familia es el primer y más importante sustento para todo ser humano. Siempre hay que mantenerse unido a la familia, de una u otra manera, y respetar sus ideas y vidas de quienes la integran. La familia hace que cualquier carga se haga más liviana y ayuda resolver los problemas que uno pueda tener, brinda seguridad espiritual. La familia debe estar primero en nuestra lista de prioridades.

El sexto martes: Hablamos de las emociones

En el sexto martes se plantea no tenerle miedo a los sentimientos y a las emociones, por el contrario, recomienda dejar que nos invadan y conocerlos, saber exactamente que se siente, en qué consisten, para que cuando llegue el momento en que debamos controlarlos podamos hacerlo y no nos paralicemos.

El séptimo martes: Hablamos del miedo a la vejez

En el séptimo martes se enseña a olvidar los mandatos culturales que nos condicionan a ser felices. Si nos damos cuenta que tenemos todas las edades hasta el presente veremos que no hay nada que envidiarle a los más jóvenes, ya que tienen pocos años, pero también tienen poca experiencia y conocimientos acerca de cómo vivir la vida, para reconocer el bien del mal. Por el contrario al adentrase el individuo en la etapa adulta adquiere conocimientos, y sobre todo experiencia, que le permitirán resolver los problemas que presente la vida y encontrar algunas respuestas. Si miramos hacia atrás y nos lamentamos es porque no hicimos lo que quisimos en cada momento, hay que tratar de darse cuenta de lo que uno quiere hacer y llevarlo a la práctica, para no arrepentirse en un futuro. Muchas veces dejamos de hacer tal o cual cosa por esos mandatos culturales, muchos de ellos desactualizados en los días que corren, que nos condicionan desde pequeños.

El octavo martes: Hablamos de dinero.

En el octavo martes se plantea que la publicidad y la sociedad post moderna nos han hecho, y siguen haciéndolo, creer que mientras más cosas tengamos más felices seremos. No debemos esperar que las cosas materiales cumplan el rol de hacernos felices, amados, contenidos, no debemos buscar que ellas nos brinden contención, comprensión, etc. Por el contrario debemos llenar nuestra vida de relaciones que nos brinden todos estos sentimientos, debemos dar amor para recibirlo.

El noveno martes: Hablamos de cómo perdura el amor

En el noveno martes se

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (7.8 Kb)  
Leer 5 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com