ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

Cultura, Currículum Y Acción Docente


Enviado por   •  16 de Marzo de 2012  •  4.364 Palabras (18 Páginas)  •  870 Visitas

Página 1 de 18

Cultura, Currículum y Acción Docente

Nibaldo Valenzuela Piña

Magister en Educación

Doctor@ en Educación

1. Introducción

El hombre apareció en la tierra en forma de hominido, esto es un primate, que comenzó a caminar en dos extremidades hace aproximadamente siete millones de años, su volumen cerebral fue evolucionando poco a poco, pasando del pitecantropus erectus, al homo sapiens. Estos antepasados fueron construyendo modelos de supervivencia que sus descendientes fueron mejorando paulatinamente, así por ejemplo consiguieron hacer fuego por sus propios medios y para no perder lo alcanzado lo transmitían de una generación a otra, ello es factible en virtud del hecho que estamos dotados del lenguaje articulado y de la capacidad de pensar en términos simbólicos y abstractos, podemos acumular y transmitir a los demás experiencias en relación con nuestra forma de resolver los problemas derivados de la satisfacción de estas necesidades.

Esta es la función esencial de la cultura. Todas las sociedades poseen una herencia acumulada de conocimientos, valores y reglas de conducta que se transmiten de generación en generación y para poder sobrevivir, la sociedad necesita que los miembros que la componen compartan maneras comunes de hacer las cosas, al igual que otras maneras particulares de algunos grupos especiales. En los inicios, dicha transmisión cultural se efectuaba informalmente por medio de la relación continua con niños y jóvenes entre los miembros del clan o tribu, mas adelante fueron los grandes pensadores como Aristóteles o Platón y los sacerdotes en sus templos. También la transmisión cultural puede asignarse a personas especiales, los docentes, encargándose éstos de la enseñanza formal a través de la institución llamada Escuela y a través de ella se transmiten y se comparten los modos de conductas comunes y particulares de los integrantes de un grupo social. Toda sociedad transmite su cultura a las nuevas generaciones.

El concepto de cultura es tan rico en significados que se lo emplea de muy diversas maneras. Por ejemplo, podemos hablar de una cultura de la piedra, o de los metales, según el tipo de elementos que han utilizado los hombres en el proceso de la civilización. O puede hablarse de una cultura religiosa, científica o artística, según el tipo de valores o realizaciones que predominan en determinados periodos de la historia. Para simplificar, es preferible considerar que la cultura es el conjunto de bienes y valores que ha creado el hombre a lo largo de su historia y en interacción con la naturaleza y la sociedad.

2. Ejercicio teórico – reflexivo

• Transmisión de la cultura escolar en las aulas.

Si los diferentes Estados han entregado a la institución escolar la responsabilidad de resguardar la cultura de sus pueblos expresado en "un patrón de significado transmitido históricamente", Clifford Geertz (1973) y ha depositando dicha responsabilidad en los profesionales de la educación. Gilbert de Landsheere, profesor emérito de la Universidad de Lieja y Premio Mundial de la Educación, nos permite entender como se da esta relación cultura-educación

La educación es en parte la expresión de la cultura actual en parte la expresión de una cultura pasada. La educación prepara para integrarse a la cultura actual, a la cultura pasada y a la del futuro. Lo anterior permite definir a la educación como un proceso de transmisión de la cultura de una generación a otra y como el medio de transformación de esa cultura por parte de la generación receptora.

De esta forma el modelo parte de una correlación entre el hombre y su ambiente, de tal manera que la adaptación del hombre al medio en que vive no es unilateral, sino que, a su vez, él adapta la naturaleza o medio en que vive a sus posibilidades y necesidades. Por ello es que no puede hablarse de una simple relación entre el hombre y su medio ambiente, sino de una correlación en el más estricto sentido.

El hombre por sí mismo posee determinadas aptitudes físicas, una inteligencia y una personalidad. El ambiente debe ser entendido en sus dos aspectos, como naturaleza y como sociedad, de tal modo que en la correlación antes mencionada el hombre (con sus características) y el ambiente (con sus componentes) establecen una interacción en que se genera la cultura.

En la correlación hombre, naturaleza y sociedad, desde un punto de vista meramente descriptivo, pueden distinguirse diversas actitudes del hombre frente a su medio; una actitud contemplativa, que genera el conjunto de creencias en lo sobrenatural y respecto de sentimientos de gran complejidad que se traducen en formas mitológicas, mágicas y religiosas; actitud transformadora donde el hombre ha podido modificar y utilizar elementos y fuerzas de la naturaleza para fabricar sus instrumentos, construir sus herramientas y, en el proceso del desarrollo social, inventar máquinas, plantas industriales, aparatos, equipos, etc. Esta transformación técnica de la naturaleza, cuando incorpora valores estéticos, se materializa en las distintas artes y la actitud explicativa que le permite transformar elementos naturales, o utilizar diversas formas de energía, necesita explicar los hechos, fenómenos y procesos que están presentes en la dialéctica de la realidad. Esa explicación que el hombre busca y logra, constituye el fundamento de la ciencia.

Las actitudes anotadas se integran en una actividad reflexiva que trata de encontrar principios, causas y fines en la naturaleza y la sociedad, permite elaborar la filosofía, a través de la cual el hombre consiga una explicación racional y coherente de su existencia, de su capacidad para conocer y de su propio comportamiento como individuo y como integrante de la sociedad en que vive.

En resumen, la cultura abarca estas actitudes que se objetivan en bienes materiales y no materiales creados por la actividad productiva del hombre, y se transmite a través del proceso educativo a generaciones sucesivas para conseguir con ello la permanencia de una cultura preexistente y su transformación progresiva para, asimismo, hacerla congruente con el desarrollo de la sociedad. Por ello el papel que cumple la educación es inseparable del proceso histórico de la cultura e imprescindible para formar conocimientos, creencias, normas morales, instituciones sociales y políticas, leyes y costumbres, técnicas y hábitos con el fin de que cada generación participe de la mejor manera posible en la organización política

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (27.8 Kb)  
Leer 17 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com