ClubEnsayos.com - Ensayos de Calidad, Tareas y Monografias
Buscar

EL ARTE DE LA GUERRA.


Enviado por   •  29 de Octubre de 2014  •  Ensayos  •  1.213 Palabras (5 Páginas)  •  111 Visitas

Página 1 de 5

EL ARTE DE LA GUERRA

Cuando se habla de guerra pensamos en un cambio de supervivencia o la pérdida total, esto es muy importante para ambas partes que están dentro de la guerra, y al no tomar las medidas propicias de lo que concierne se pierde o se conserva lo que se quiere. Si conoces a los demás y te conoces a ti mismo, ni en cien batallas correrás peligro; si no conoces a los demás, pero te conoces a ti mismo, perderás una batalla y ganarás otra; si no conoces a los demás ni te conoces a ti mismo, correrás peligro en cada batalla.

Entre algunos fundamentos en los que se basa el libro El arte de la guerra, es el engaño por ejemplo: cuando las tropas se mueven y aparentan inactividad, atacar al enemigo cuando no está preparado y aparecer cuando no te espera.

No agotes tus fuerzas y tus suministros manteniendo tú ejercito mucho tiempo en campaña. Es mejor conservar a un enemigo intacto que destruirlo, nunca se debe atacar por cólera o con prisas ya que es aconsejable tomarse tiempo en la planificación y coordinación. La invencibilidad es cuestión de defensa y la vulnerabilidad es cuestión de ataque. Mientras no hayas observado vulnerabilidades en el orden de batalla de los adversarios, oculta tu propia formación de ataque, y prepárate para ser invencible, con la finalidad de preservarte.

La defensa es para tiempos de escasez y el ataque es para tiempos de abundancia, Se vence al enemigo cuando se crea una percepción favorable en ellos, así obtener la victoria sin necesidad de ejercer su fuerza; El desorden llega del orden (organiza todo bien y crea un desorden artificial). La cobardía surge del valor (ser extremadamente valiente y actuar como tímido de manera artificial). La debilidad brota de la fuerza (debes ser extremadamente fuerte y pretender ser débil artificialmente y así inducir la arrogancia del enemigo).

Si haces que los adversarios vengan a ti para combatir, su fuerza estará siempre vacía si no sales a combatir tu fuerza estará llena y por tanto este es el arte de vaciar a los demás y de llenarte a ti mismo. Solo cuando conoces cada detalle dela condición del terrenos puedes maniobrar y guerrear; La estrategia de distraer al enemigo para que no pueda conocer cuál es tu situación real y no pueda imponer su poder y conocimiento.

Las consideraciones de la persona inteligente siempre incluyen el analizar objetivamente el beneficio y el daño. Cuando considera el beneficio, su acción se expande; cuando considera el daño, sus problemas pueden resolverse. Cansa a los enemigos manteniéndolos ocupados y no dejándoles respirar. Si los emisarios del enemigo pronuncian palabras humildes mientras que éste incrementa sus preparativos de guerra, esto quiere decir que va a avanzar. El enemigo que actúa aisladamente, que carece de estrategia y que toma a la ligera a sus adversarios, inevitablemente acabará siendo derrotado.

Para vencer al enemigo se debe tener una sola intención y todos deben cooperar. Si las leyes de la guerra no indican una victoria segura, es adecuado no entrar en batalla, aunque el gobierno haya dado la orden de atacar. En una invasión cuanto más se adentran los invasores en el territorio ajeno, más fuertes se hacen, hasta el punto de que el gobierno nativo no puede ya expulsarlos; Ser tranquilo, reservado, justo y metódico. Cambia sus acciones y revisa sus planes, de manera que nadie pueda reconocerlos. No se trata solo de atacar sino también de impedir que me ataquen a mí. Actúa cuando sea beneficioso.

...

Descargar como (para miembros actualizados)  txt (6.9 Kb)  
Leer 4 páginas más »
Disponible sólo en Clubensayos.com